Posts Tagged Noticias Abya Yala

El neoimperialismo y las guerras en 3D: el caso Venezuela

Por: Noel Alejandro Nápoles González 

Las mentiras, hijo mío, se descubren enseguida,

porque las hay de dos clases: las mentiras que tienen

las piernas cortas y las mentiras que tienen la nariz larga…

Carlo Collodi, Pinocho

Lo que sucede hoy en Venezuela reclama la actualización de la teoría sobre el imperialismo. El libro de Lenin ha sido desbordado por la historia. El hecho es que, desde mediados del siglo XX, la base económica del imperialismo ha mutado y en consecuencia ha surgido una superestructura que la refleja y la refuerza. Este es un tema que he abordado en ocasiones anteriores[i] y que ahora solo tomo como punto de partida.

Estamos ante un imperialismo de nuevo tipo, que incluye al anterior pero lo supera en complejidad. Este neoimperialismo se caracteriza, a grandes rasgos, por lo siguiente:

1. El capital global y la globalización capitalista. El vertiginoso desarrollo de los medios de comunicación, desde el inicio del siglo XX, potenció el rol del capital comercial, el cual, poco a poco, se fue articulando con el capital financiero (fusión del bancario con el industrial) hasta crear el capital global con su respectiva oligarquía. Esta unión de las tres formas del capital en un solo haz es la base de la globalización capitalista.

2. Los monopolios de la información y la hegemonía. La posibilidad real de manipular no solo la oferta sino la demanda, determina el protagonismo, entre los monopolios tradicionales, de los monopolios de la información. Estos informan noticias que deforman la realidad, con el objetivo de conformar una opinión pública incapaz de reformarla y mucho menos de transformarla. La misión política de los monopolios de la información es fabricar el consenso a favor del capital, es decir, convertir su dictadura en hegemonía.

3. La exportación de ideas y el empirismo comunicativo. A la exportación de mercancías y capitales se le ha sumado la exportación de ideas. Para ello se traza una política mediática que refuerza mensajes que hacen hincapié en los sentidos y la comunicación, en detrimento de la razón y la práctica. Este empirismo comunicativo, capaz de convertir a las personas en receptores pasivos de información,  constituye el complemento ideal de la exportación de modelos ideológicos.

4. El reparto cultural del mundo y las guerras en 3D. El reparto del mundo no solo es económico y territorial sino, sobre todo, cultural. Su axioma es elemental: quien controla las mentes domina los territorios y los mercados. En consecuencia, las guerras se hacen en tres dimensiones, es decir, se dirigen hacia el control de zonas estratégicas, la explotación de recursos naturales y el derribo de obstáculos ideológicos que frenen lo anterior. Todas las guerras imperialistas de la historia han apelado a un pretexto; lo nuevo en este caso es la posibilidad real que tienen los monopolios de la información de engañar a la opinión pública.

Dicho de una vez, el  neoimperialismo es la época del capital global, en la que los monopolios de la información exportan su ideología y se reparten el mundo culturalmente, mediante el empirismo comunicativo y las guerras en 3D, con el fin de garantizar la hegemonía y la globalización del capital a escala planetaria. Solo hay que tener en claro una cosa: el neoimperialismo, no por  nuevo, deja de ser imperialismo. Es solo un nivel de mayor complejidad, el cual exige un enfoque integral.

Lo que sucede hoy en la República Bolivariana de Venezuela es un ejemplo típico de guerra en 3D. Pero pongamos el texto en su contexto para evitar pretextos.

La cruzada contra el terrorismo iniciada por la administración Bush en 2001 tuvo como justificación los atentados contra las Torres Gemelas y el Pentágono, que fueron el pie forzado para la cacería de Al Qaeda. Luego vinieron las guerras contra Afganistán, Irak, Libia y Siria, así como la escalada contra Irán, cada una según un pretexto particular: ocultar a Bin Laden, poseer armas de destrucción masiva, producir armas nucleares, etcétera. Esta cruzada fue una guerra neoimperialista porque no solo pretendía controlar una zona estratégica y sus recursos petroleros, como se ha dicho una y otra vez, sino sobre todo derribar la Gran Muralla del Islam, que frena la penetración cultural de Occidente en el mundo musulmán. Esto se hizo particularmente evidente en el caso de Irak, donde no por casualidad se destruyeron y saquearon bibliotecas, museos y sitios arqueológicos: había que destruir un símbolo, desmontar la cuna de la civilización occidental, terminar en Bagdad la historia que empezó en Súmer.  La guerra en 3D persigue, a corto plazo, un lugar; a mediano plazo, un recurso; a largo plazo, una idea. Tal es el esquema.

Mientras los gobiernos norteamericanos de turno se concentraban en el Oriente Medio, la izquierda fue ganando terreno en América Latina. Nada más que se levantó un poco la bota norteamericana, y los pueblos latinoamericanos, como si fuese su tendencia natural, giraron a la izquierda. Fue entonces que surgieron y empezaron a consolidarse procesos populares como el de Chávez en Venezuela, el de Correa en Ecuador, el de Evo en Bolivia, el de Mujica en Uruguay, el de Néstor y Cristina Kirchner en Argentina, el de Lula y Dilma en Brasil y el de Daniel Ortega en Nicaragua. Hubo intentos de subversión contra Chávez y Correa, más un golpe de Estado a Zelaya en Honduras, es cierto; no obstante, la tendencia histórica estaba a su favor.

Pero a finales del gobierno de Obama, y sobre todo desde que apareció la administración Trump, se ha venido desplazando el centro del interés norteamericano nuevamente del Oriente Medio a América Latina. A consecuencia de ello, el panorama ha ido cambiando. En casi todos estos países se ha producido un viraje a la derecha o se han creado crisis que han puesto en jaque a los gobiernos de izquierda. Hemos tenido de todo: traiciones al más alto nivel, como la del ecuatoriano Lenín Moreno y la del uruguayo Luis Almagro en la OEA; muertes dolorosas, como la de Chávez y la de Fidel; golpes de Estado legales, como el aplicado a Dilma, y encarcelamientos, como el de Lula en Brasil; votaciones populares a favor de la ultraderecha, como en Brasil y Argentina; persecuciones contra expresidentes, como sucede con Cristina y Correa; manifestaciones agresivas, como las de Nicaragua; y se han ensayado todas las técnicas de subversión contra la revolución bolivariana que lidera el presidente constitucional Nicolás Maduro.

La arremetida actual contra Venezuela tiene todas las coordenadas de una guerra en 3D. Para el neoimperialismo norteamericano esta guerra es necesaria porque Venezuela posee enormes reservas petroleras certificadas, funciona como pivote entre la América del Sur y el Caribe, y sobre todo ha liderado la izquierda latinoamericana en las últimas décadas. Lo otro es hacerla posible a partir de la creación de cuatro crisis escalonadas:

1. Se confiscan las propiedades de PDVSA en EE. UU. y se bloquean las cuentas bancarias del Estado en terceros países, con el objetivo de desatar una crisis económica.

2. Una vez que esta situación impacta al pueblo venezolano, se produce una crisis social que el propio gobierno bolivariano debe afrontar.

3. Dicha crisis es magnificada por los medios de comunicación y se activa la matriz de opinión de que existe una “crisis humanitaria” en Venezuela.

4. Se apela a organismos internacionales como la OEA y la ONU para justificar una invasión y crear una crisis militar, que permita derrocar a Maduro.

Pero, además, aquí están todos los ingredientes del neoimperialismo. El capital global es un iceberg que apenas deja ver la cara del multimillonario inglés Richard Branson, organizador del concierto de música en la frontera de Colombia y Venezuela. A través de él, los grandes monopolios de la información tratan de fabricar un consenso contra la Revolución bolivariana, apelando a un show que involucra a cantantes de habla hispana que arrastran multitudes. La necesidad militar se disfraza de placer musical. Es lo que un periodista cubano llamó certeramente “complejo militar-musical”.

Sin embargo, todo el montaje, toda la hegemonía construida, se les derrumba en treinta segundos, cuando la española Arantxa Tirado publica en la web las imágenes de un establecimiento de McDonald´s, en Caracas, donde la gente merienda en paz. Entonces, el neoimperialismo se quita la careta y aparece el verdadero rostro de la  dictadura, persiguiendo con saña a la española que osó retar su poder omnímodo.

Hay ciertos corolarios en todo esto que debiéramos aprender de memoria:

1. La primera línea de combate hoy es el ciberespacio. Recuérdese lo que Lula le confesó a Frei Betto, acerca de que no habían sabido manejar la web tan bien como la derecha brasileña. Solo una izquierda diestra en internet puede contrapesar a la siniestra derecha.

2. El neoimperialismo, en gesto biónico, imita a la  naturaleza, que convierte la necesidad de preservar la especie en el placer del sexo. Esa es la base de su hegemonía.

3. No basta con decir la verdad, hay que saberla decir con ciencia y con arte, hacerla profunda y amplia, pero también disfrutable.[ii]

4. Si la escuela de hoy no enfatiza en obtener el conocimiento a partir de la práctica y la razón, estaremos contribuyendo a crear receptores pasivos de información, víctimas de la estrategia mediática, que explota los sentidos y la comunicación.

5. Un pueblo incapaz de razonar su práctica histórica es vulnerable a la manipulación de los medios.

6. La principal zona de combate no es la trinchera ni el congreso, es la familia. Es en ella donde se ganan o se pierden los debates decisivos.

7. Las fake news son true lies. La propaganda neoimperialista es una mentira construida a base de noticias falsas, pero funciona.

8. La izquierda necesita un mecanismo de contrapropaganda ágil, inteligente, capaz de desmontar falsedades. La verdad ha de ser, no solo más viril, sino también más viral que la mentira.

9. Los medios temen a la razón y a la práctica porque saben, por experiencia histórica, que la revolución es el arma más poderosa de la verdad y que la verdad sigue siendo el alma indiscutible de toda revolución.

 

Notas:

[i] Véase “El neoimperialismo. Del libro de Lenin a la  espiral de Tatlin” (tres partes), en La Jiribilla, no. 849

[ii] A propósito existe un texto ejemplar de Bertolt Brecht titulado “Cinco dificultades para decir la verdad”.

FUENTE: http://www.pensandoamericas.com/el-neoimperialismo-y-las-guerras-en-3d-el-caso-venezuela

, , , , , , , ,

No Comments

“El atentado contra Maduro señala que un potente enemigo está actuando en América Latina”

El presidente del Estado Bolivariano de Venezuela, Nicolás Maduro

El fallido atentado fue perpetrado contra el presidente venezolano, Nicolás Maduro, durante la celebración del 81 aniversario de la Guardia Nacional de Venezuela. Sputnik conversó con expertos rusos acerca de los posibles autores que podrían haber estado detrás de los acontecimientos que se produjeron en Caracas.

¿Autores externos o internos?

Konstantin Sapózhnikov —también conocido como Nil Nikandrov—, periodista ruso y autor del libro ‘Hugo Chávez’, no descarta la posibilidad de que detrás del atentado contra Maduro podrían haber estado fuerzas externas. El interlocutor de Sputnik recordó que durante mucho tiempo, distintos países, entre ellos EEUU, trataron de presionar a Venezuela económicamente.

“Todos los bloqueos económicos tuvieron un efecto nulo. No pueden hacer nada con el Gobierno venezolano. Sin embargo, creo que las principales batallas aún están por venir. Pienso que finalmente Maduro ganará”, aseveró el periodista.

El interlocutor de Sputnik destacó que el intento de perpetrar el atentado con ayuda de aparatos voladores se parece a los esquemas que actualmente los terroristas de Daesh están utilizando en Siria cuando realizan ataques contra las bases rusas.

“Un jugador que quiere usar este esquema necesita contar con potente infraestructura y personal bien preparado. Claro que los drones pueden venderse libremente en el mercado, pero no se venden llenos de explosivos potentes. Por esta razón, este ataque no puede estar relacionado con los opositores radicales. Probablemente este ataque fue muy bien planeado y haya incluido a un coordinador y profesionales. El hecho que todo eso ocurrió durante la celebración del 81 aniversario de la Guardia Nacional de Venezuela señala que no fue una simple casualidad. Los autores del atentado perseguían el objetivo de causar un tremendo efecto, preparar el territorio para un golpe de Estado. Sin embargo, este golpe no tendrá lugar en Venezuela porque su Gobierno está controlando la situación”, aseveró Sapózhnikov a Sputnik.

Más: Todos los detalles del atentado fallido contra el presidente de Venezuela (fotos, vídeo)

El periodista opina que actualmente EEUU está tratando de acabar con los partidarios de la Revolución Bolivariana en Venezuela y emprende intentos para eliminar las fuerzas progresistas en América del Sur.

“Ahora se puede decir que aquellas fuerzas que han contrarrestado a EEUU durante mucho tiempo ya están separadas y no comparten solidaridad. Un fuerte golpe fue asestado contra Brasil, Ecuador y Nicaragua. Por eso es evidente que un enemigo muy potente que cuenta con grandes recursos y posibilidades está actuando en la región. Considero que algo parecido podrá ocurrir en Nicaragua. Ecuador ya está derrotado porque allí el presidente Lenin Moreno cambió todo lo que fue creado por su antecesor Correa”, señaló.

A su vez, el principal colaborador científico del Instituto de América Latina de la Academia de Ciencias de Rusia, Lazar Jéfeitz, destacó a Sputnik que el Gobierno de Maduro causó descontento no solo en los países de América Latina. Esta es la razón por la que hay muchos jugadores internacionales que quieren eliminarlo utilizado métodos relacionados con la aplicación de fuerza.

Jéfeitz opina que el fiscal general de Venezuela, Tarek William Saab —quien no excluyó la posibilidad de que los últimos acontecimientos en Venezuela podrían haber estado relacionados con una conspiración proveniente del exterior—, se estaba refiriendo a la oposición venezolana que reside en la ciudad estadounidense de Miami.

“Tratar de adivinar a los posibles autores de un atentado terrorista es un método poco productivo. Se necesitan hechos que sean absolutamente ciertos”, destacó el politólogo.

También: Diosdado Cabello acusa a la derecha del atentado contra Maduro

Además, Jéfeitz recordó que el grupo rebelde Movimiento Nacional Soldados de Franelas, que reivindicó la autoría del atentado, realizó ataques parecidos en el pasado. Su supuesto líder, el expolicía venezolano Óscar Pérez, murió recientemente en un enfrentamiento con la policía venezolana.

“Estoy tratando con mucha cautela cualquier información que aparezca en internet. Cualquier persona que sube allí datos puede llamarse ‘organización’ pero no es necesariamente así. Sí, Soldados de Franelas pudieron haber perpetrado el atentado contra Maduro, pero ¿dónde están las pruebas?”, se preguntó el experto.

EEUU o Colombia

Konstantin Sapózhnikov considera que es posible que Washington pudiera haber tenido una relación con lo ocurrido en Venezuela porque actualmente EEUU es “el enemigo número uno” de Caracas.

“En Washington planearon muchos escenarios en el país latinoamericano: asfixiarlo económicamente y usar la quinta columna, pero todos estos métodos no dieron sus frutos. Por lo visto, ahora decidieron acabar con el Gobierno venezolano de una manera radical. Si hubieran conseguido su objetivo, la oposición y la lucha en la política interior habrían sido puestas en el primer plano en Venezuela”, aseveró.

Tras el atentado, el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, se dirigió a la nación y acusó al presidente colombiano de estar detrás del intento de asesinato.

Para saber más dale aquí: Maduro acusa al presidente colombiano de estar detrás del intento de asesinato

Sapózhnikov no excluye la posibilidad de que el atentado podría haber sido cometido desde el territorio de Colombia, que también forma parte del bando de los principales enemigos de Venezuela.

“Los estadounidenses hacen su trabajo a través de Colombia. Puede ser que especialistas colombianos también hayan participado en este atentado. Sin embargo, EEUU sería el principal organizador, inspirador y financista de todo lo ocurrido”, recalcó.

En cuanto a Colombia, el interlocutor de Sputnik destacó que Caracas y Bogotá siempre habían tenido problemas en sus relaciones bilaterales desde los primeros días del Gobierno de Hugo Chávez. El experto considera que en el actual atentado hay una gran huella colombiana.

“Los estadounidenses, claro está, se ocultan detrás de los ejecutores colombianos. No obstante, todo se planea y se organiza en la Agencia Central de Inteligencia”, enfatizó.

Por su parte, el politólogo ruso Lazar Jéfeitz llamó a no hacer conclusiones precipitadas sobre el caso. Se puede decir que Washington podría haber sido el autor del atentado pero para hacerlo hay que contar con pruebas, urgió el experto. En lo que se refiere a las acusaciones lanzadas contra Colombia, Jéfeitz recordó que el Gobierno colombiano descartó categóricamente su participación en el atentado contra Maduro.

“Es evidente que Venezuela y Colombia mantienen relaciones muy difíciles. Estas dificultades se revelaron durante la crisis alimenticia que afectó a Colombia cuando miles de venezolanos cruzaron la frontera entre ambos países para ir de compras. Además, los problemas fueron causados por las acciones realizadas por parte de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia. De hecho, el Gobierno colombiano ha acusado en repetidas ocasiones a Venezuela de apoyar a los integrantes de las FARC. En cualquier caso, para acusarle del todo a Santos, hay que contar con pruebas convincentes”, expuso a Sputnik el politólogo.

También: Bolivia llama a comunidad internacional a censurar atentado contra Maduro

Según Jéfeitz, las tensas relaciones entre Caracas y Bogotá son una de las explicaciones superficiales con las que podrían ser argumentadas las acusaciones de Maduro contra Santos.

“Pienso que el principal problema de la Venezuela de hoy radica en el hecho que una fuerte oposición existe actualmente en el país y esta oposición es incapaz de llegar a un acuerdo con las autoridades”, indicó el politólogo.

Una interesante coincidencia

Al final de su conversación con Sputnik, el periodista ruso Konstantin Sapózhnikov destacó un aspecto muy interesante que podría estar relacionado no solo con lo ocurrido en Venezuela, sino con los acontecimientos que se producen actualmente en toda la región. Este aspecto está relacionado con la amistad que el país latinoamericano mantiene con Rusia. Según Sapózhnikov, hace cinco años Moscú empezó a emprender pasos para consolidar sus posiciones en América Latina.

“Todos nuestros socios con los que entablamos una cooperación positiva, incluso en el ámbito de suministro de armas, pasaron a la defensa, todos están replegándose, todos actúan de forma separada. Pienso que la causa de estos cambios está vinculada con la reacción de EEUU al hecho de que Rusia haya lanzado una potente ofensiva en la región”, concluyó.

A su vez, Jéfeitz recordó que actualmente la mayor parte del petróleo que Venezuela vende al extranjero, lo vende a EEUU. También es un hecho muy conocido que Rusia mantiene estrechos lazos económicos con el país latinoamericano: la empresa rusa Rosneft muestra un gran interés por la exploración del petróleo venezolano.

“No obstante, no es necesariamente cierto que el desarrollo de relaciones económicas siempre debe conducir a conflictos. No me gusta el enfoque que convierte la competición en el ámbito económico en un enfrentamiento global que conduce al uso de métodos relacionados con la aplicación de fuerza”, recalcó.

Te invitamos a compartir tu opinión acerca del atentado que fue perpetrado contra el presidente venezolano.

FUENTE: https://mundo.sputniknews.com/americalatina/201808051080954461-atentado-politica-eeuu-colombia-venezuela/

Comparto este análisis porque contiene muchos elementos que coínciden con la realidad y coyuntura venezolana.

Xel

, , , , , , ,

No Comments

María Luciana Cadahi: Clase media y progresismo están ante un desencuentro

La profesora analizó los fenómenos de movilidad social y los retos de estos procesos desde una lente política.

María Luciana Cadahi es profesora del máster Filosofía de la Historia. Foto: Pedro Laguna

LEER LA ENTREVISTA: http://www.la-razon.com/suplementos/animal_politico/Maria-Luciana-Cadahi-Clase-desencuentro_0_2924107611.html

Muy buenas reflexiones que nos permite especular un poco sobre un futuro hipotetico cuando Bolivia vuelva a manos de la derecha (quizá después del 2025). Lo más probable es que ocurra lo mismo que está haciendo Macri en la Argentina: destruir todo lo que dejó el ‘Proceso de Cambio’, arrinconar a las clases populares, quitarles sus derechos, privatizarlo todo y volver a ser un país mendigo. La propuesta irracional de Doria Medina sobre transformar el nuevo edificio de la ‘Casa del Pueblo’en Hospital, lo confirma.

Sobre la grán duda: ¿cómo lograr que las nuevas clases medias (3 millones aprox.) que surgieron gracias a la revolución del ‘Proceso de Cambio’no caigan en manos de la derecha y terminen odiando al movimiento que los originó?

Estoy de acuerdo en que el rol que juegan los medios de información es importante y por citar un pequeño ejemplo: Camiri vive bajo una ‘dictadura de medios privados’, la mayoría de orientación política contraria al Gobierno, ello permite explicar mucho sobre la realidad político y económica que estamos pasando y qué tipo de clase media tenemos. A esto hay que añadir que históricamente Camiri nunca tuvo partidos de izquierda hasta la llegada del MAS y los movimientos sociales al Gobierno (2006), así que la creación del MAS en Camiri se hizo con ‘la materia prima’ que había y lo que resultó, salta a la vista.

Y en todo el país ocurre algo parecido, sigue habiendo una mayoría de medios privados contrarios al gobierno y si a esto agregamos la enorme influencia de medios internacionales también contrarios a los gobiernos progresistas, que queda?

Xel

, , , , , , ,

No Comments

Lula para principiantes

Un paralelo entre la historia de Brasil y la historia de su mayor líder histórico
Lula para principiantes
Los habitantes de un país suelen hablar de otro utilizando como referencia la propia historia. Así sucede a veces con los argentinos y Brasil. Aquí el secretario de Clacso ofrece otra mirada, más real y más compleja.

Desde Brasil

“Brasil no es para principiantes”, sostuvo con su poética despiadada Tom Jobim.

Entender este país exige una inmensa capacidad de imaginación sociológica. El Brasil de hoy conserva sus marcas históricas, la sociogénesis de un pasado que revive día tras día en la prepotencia de sus élites, en la persistencia de sus estructuras esclavistas y en un sistemático desprecio hacia la democracia y hacia los derechos de casi todos sus habitantes, transformados en extranjeros dentro de una nación sin patria.

La historia de Brasil ha sido modelada a golpes y engalanada por narrativas indulgentes que han pretendido explicar lo inexplicable. En definitiva, aunque todo funcione mal, Dios y la alegría son brasileños. ¿Qué más se puede pedir?

Un país cuya independencia fue proclamada por un príncipe, hijo del rey de Portugal, que se consagró emperador “constitucional” y defensor perpetuo del país. Una nación independiente que nació como imperio. Un imperio que permanece hasta hoy gobernado por sus dueños.

Así, la democracia ha sido una excepcionalidad en la historia brasileña. A falta de democracia política y social, Brasil inventó la “democracia racial”, una ficción doctrinaria que bien podría haber servido para construir el imaginario de una sociedad igualitaria, pero que se transformó en el mito que oculta un racismo institucional que transforma a millones de seres humanos en sujetos del desprecio y la exclusión. En la segunda nación con mayor población negra del planeta, la historia la escriben los blancos, el poder y la riqueza la acumulan los blancos, las oportunidades las secuestran siempre los blancos. Los blancos, esos que viven indiferentes ante la violencia y la segregación de los ciudadanos y las ciudadanas silenciados, invisibilizados, abandonados: pobres, negros, campesinos, indígenas, mujeres y niñas violentadas, violadas, seres humanos sin techo, sin tierra, sin nombre, sin derechos.

Brasil, un país continental, repleto de golpes. Y de mentiras. Cuando el régimen militar derrocó al presidente democrático João Goulart, en 1964, prometió restablecer el orden institucional en apenas un día. Permaneció en el poder 21 años. El primer editorial de diario O Globo, después del golpe, sentenciaba: “resurge la democracia”.

Y la democracia resurgió, pero dos décadas más tarde, sustentada en una ley del olvido y de la impunidad frente a los crímenes militares. Nadie sería juzgado. Nadie condenado. El poder se delegó en un presidente elegido de forma indirecta, sin el voto popular, que murió antes de asumir el cargo, transfiriendo así el mandato a un cacique inexpresivo y gris, con aspiraciones de poeta mediocre y heredero feudal de una de las regiones más miserables del país. La democracia quiso resurgir, pero no pudo.

Recién en 1989 se realizarían las primeras elecciones presidenciales desde 1960. Durante casi 30 años, Brasil había conseguido vivir al margen de la más diminuta e imperceptible democracia representativa. Sus élites, sin embargo, explicaban que el período de excepción dictatorial había constituido un verdadero “milagro”, y así comenzó a ser llamado el particular proceso por el que una nación que llegó a crecer más de 30% en apenas un año, pudo transformarse al mismo tiempo en una de las sociedades más injustas y desiguales del planeta.

La ruptura

La historia brasileña desde los años 90 es, más o menos, conocida. Fernando Collor derrotó a Lula con el apoyo solidario de la Red Globo. Collor fue destituido y asumió Itamar Franco, que no hizo casi nada, aunque era bonachón y solía fotografiarse cerca de muchachas sin ropa interior, lo que hizo pensar a muchos que se trataba de un buen presidente. A Itamar lo sucedió el príncipe de los sociólogos, Fernando Henrique Cardoso, que también derrotó a Lula y exigió que, quienes conocían su pasado, olvidaran todo lo que había escrito. En 1998, Lula volvió a ser derrotado por Fernando Henrique, que además de avanzar en un plan de privatizaciones, nunca revirtió y, en algunos casos, empeoró las ya deterioradas condiciones de vida de los más pobres. Durante sus dos mandatos, la pobreza creció o se mantuvo estable, alcanzando, en 2002, al 31,8% de la población. Ese año, Lula ganaría finalmente las elecciones presidenciales.

El ocaso del gobierno Cardoso significó el agotamiento o, por lo menos, el profundo deterioro de un modelo de acumulación y dominación que había imperado desde la transición democrática. A pesar de la crisis del régimen, las élites brasileñas confiaban en que Lula no significaría una amenaza a sus intereses corruptos y mezquinos. Razones tenían. El ex líder metalúrgico, había escrito una carta al pueblo brasileño en la que prometía no amenazar la riqueza y las propiedades de los más ricos, sino desarrollar un programa de inclusión social que sería beneficioso para el país. Si le creyeron porque no les quedaba otro remedio o porque confiaron en que, finalmente, lo habían derrotado, no podremos saberlo. Lo que sí sabemos es que el ex líder metalúrgico no mintió y desarrolló un inédito programa de reformas sociales cuyos resultados fueron excepcionales.

La pobreza bajó significativamente, reduciéndose en 12 años más del 73%. La llamada pobreza crónica pasó del casi el 10% al 1%. Todos los sectores sociales aumentaron sus niveles de ingreso. Los más ricos, por ejemplo, 23%. Pero los más pobres, 84%. Brasil dejó de ocupar el humillante mapa del hambre de la FAO, ampliando oportunidades y condiciones de bienestar hasta entonces inimaginables entre los sectores más pobres del país.

Pero los grandes indicadores sociales, educativos y económicos, en definitiva, el excelente desempeño de su gobierno, no fue lo que dotó a Lula de inmenso reconocimiento y aprobación. Lo que lo transformó en un verdadero mito, en una personalidad de culto y admiración por parte de los sectores populares, fue el carácter fundacional que adquirió su mandato. Los pobres pueden no codificar la sociología o la economía con los encriptados códigos teóricos de los intelectuales, pero no por eso son menos sutiles y perspicaces a la hora de comprender su propia realidad social.

Los pobres saben, por ejemplo, que el ingreso tiene que ver con sus capacidades y oportunidades de bienestar. Así, operacionalizan esta evidencia en indicadores muy concretos, por ejemplo, tener o no acceso a mayores y mejores niveles educativos, tener posibilidades de acceso al crédito que permite comprar una casa propia o algunos bienes de consumo básicos, tener energía eléctrica, cloacas, agua potable y, cuando exageran en sus aspiraciones de bienestar, poder viajar a visitar sus seres queridos en avión.

Todo esto, que constituye un inventario de derechos y oportunidades básicas en cualquier república moderna, nunca había estado al alcance de millones de brasileños y brasileñas. El gobierno de Lula, y posteriormente el de Dilma, ofrecieron, por primera vez, la oportunidad efectiva de sentirse ciudadanos y ciudadanas a un inmenso contingente de personas que habían sido despreciados, descartados y humillados por unas élites que fingían desconocer su existencia como sujetos de derechos o como simples seres humanos con necesidades elementales nunca satisfechas.

Lula vino a reparar esta injusticia histórica. Y lo hizo con una enorme capacidad de gestión y ejerciendo un fuerte liderazgo político, dentro y fuera del país.

La avasalladora fuerza de Lula tomó de sorpresa a unas élites indolentes e ignorantes que suponían que un obrero metalúrgico sin instrucción universitaria fracasaría en su afán de dirigir los destinos de la décima potencia económica del planeta.

En una década, Lula y Dilma, redujeron en 53% el déficit de acceso a la vivienda digna. Construyeron más de 1 millón 700 mil casas populares, universalizaron el acceso a la energía eléctrica (en un país con una inmensa desigualdad energética), aumentaron significativamente el porcentaje de domicilios con acceso a agua, duplicaron la matrícula universitaria, construyeron más universidades y escuelas técnicas que en toda la historia del país hasta el 2002. Todas estas políticas fueron el resultado de poner a los pobres en el centro del presupuesto nacional, beneficiaron especialmente a la población rural, a las mujeres, los jóvenes, las comunidades indígenas y la población negra.

Si quisiéramos entender Brasil con ojos argentinos, aunque con enormes diferencias y especificidades históricas, deberíamos pensar que Lula cumple un papel mucho más cercano al que Perón ejerció desde 1946, que al de Néstor Kirchner desde el 2003, ante la crisis del 2001. El presidente Kirchner tuvo un papel excepcional en fundar las bases de una república construida sobre los pilares de la igualdad, los derechos humanos y la justicia social. Lo hizo con una gran capacidad de gestión, gobernando un país en ruinas, pero teniendo como referencia un imaginario y una historia que pretendía ser recuperada o refundada.

Lula no. Lula es el fundador. El gran arquitecto democrático de un Brasil, que nunca existió.

La poderosa y contundente consigna de que “la patria es el otro”, es la emotiva síntesis de una década de realizaciones que hemos conquistado colectivamente. La síntesis que gana sentido y referencialidad en un pasado común y se encarna de manera viva en la necesidad de construir un nuevo presente. Es el pasado que se proyecta y se espeja en nuestros grandes líderes democráticos históricos (Yrigoyen, Perón, Evita, Cámpora, Alfonsín), así como en las víctimas de la dictadura y en nuestras heroicas madres y abuelas. Es el futuro posible, ante la existencia de un pasado real.

Más tarde

Brasil no tuvo ese pasado. Ni ningún otro comparable. Medio siglo más tarde que la Argentina, Brasil cumplió el mandato que muchas veces les ha cabido en América Latina a los gobiernos populares: ser las administraciones que instalan, construyen y defienden un orden republicano, modernizador y democrático, frente a la barbarie predatoria que imponen unas élites del atraso que siempre parecen tener nostalgia de la Edad Media.

Lula funda el Brasil republicano. Es el líder que no está dispuesto a aceptar que no haya espacio para todos y todas en un país de iguales. Y el que, sin tapujos ni remordimientos hipócritas, no tiene miedo de decir que aspira a que todos vivan mejor, que los pobres puedan comer bien, vivir bien, tener sus hijos en las universidades, ser propietarios de las casas en las que viven. Lula no aspira a ser un hippie con onda, predicando una crítica desenfocada a los bienes de consumo. Porque sabe que de ellos depende la posibilidad de hacer de la vida digna una oportunidad efectiva y no una falsa promesa.

¿Por qué el juez Moro encarcela a Lula sin otra prueba que su propia convicción? Porque ha sido la estrategia que el poder financiero (improductivo y predatorio), el gran monopolio comunicacional que es la Red Globo, y sectores políticos conservadores (entre ellos, el del ex presidente Fernando Henrique Cardoso) han encontrado para acabar con lo que creen ser un antecedente inaceptable para ese Brasil egoísta y mezquino cuyos privilegios siempre han preservado. No aceptan que Lula vuelva al poder. Creyeron que el golpe contra Dilma Rousseff lo hundiría. Se equivocaron. Ahora creen que, encarcelándolo, podrán silenciarlo. También se equivocan.

Quieren acabar con ese metalúrgico porfiado y persistente que parece no estar dispuesto nunca a rendirse y entregar las armas de la dignidad, la confianza en la política y la certeza en el valor de las movilizaciones populares. Pero también quieren acabar con todos los Lulas que están por venir. Quieren acabar con lo que consideran un virus fatal contra sus privilegios y su impunidad corrupta: la posibilidad de que muchos y muchas puedan pensar que, si alguna vez un metalúrgico sin escuela, nordestino y pobre, pudo gobernar el país, otros y otras como él podrán hacerlo.

Están encarcelando a Lula, encarcelan una idea. Aspiran a encarcelar el futuro. No podrán. No habrá espacio en las cárceles para esa multitud de hombres y mujeres libres, que seguirán luchando por la construcción de un futuro que les pertenece y nadie podrá robarles.

* Secretario ejecutivo del Consejo Latinoamericano de Ciencias Sociales.

Un resumen de la trayectoria de Lula desde los ojos argentinos.
Solo puedo decir, después de ver lo que le está pasando a Brasil, cuán afortunados somos de tener la estabilidad política y el buen desempeño de nuestra economía en general.  La recesión económica que afecta a Camiri y toda la zona es regional y tiene varios factores, que comienzan en el centralismo departamental y terminan en la división e inestabilidad política del Municipio Camireño.
Volviendo al tema, tenemos que aprender que a la derecha vendepatria no se le debe tener ninguna consideranción y no se debe ceder ni un milímetro de espacio, nada! Solo vean lo que están haciendo con Lula, lo que hicieron con el Paraguay, Honduras, el Ecuador de Lenín “Traidor” Moreno, el Perú de PPK y la Argentina del facho Macri.
Xel

, , , , , , ,

No Comments

El binomio Evo – Álvaro

Binomio presidencial del Estado Plurinacional de Bolivia

En una orquesta sinfónica resulta toda una hazaña encontrar al segundo violín. Primero porque la gran mayoría de los grandes músicos no desea serlo y segundo porque no se entiende que en una gran obra, cada uno de sus componentes es esencial para conseguir construir una hermosa sinfonía. Asimismo, porque se desconoce que el propósito del segundo violín no es menor, ya que debe potenciar, hacer notorio y lograr que el primero alcance su máxima expresión musical.

Como en el mundo musical, en la vida política es sumamente difícil encontrar un brillante segundo violín que potencie al primero, es decir, un camarada leal que impulse las ideas y materialice las acciones de su líder. Marx lo encontró con Engels, quien orgulloso expresaba a sus amistades: “Al lado de Marx siempre toqué el segundo violín”; acciones de afecto y lealtad por la que Lenin llegó a expresar sobre Engels: “Su afecto por Marx mientras vivió y su veneración a la memoria del amigo desaparecido fueron infinitos”.

En nuestro caso, el presidente Evo encontró su segundo violín en el vicepresidente Álvaro, a quien, a lo largo de este Proceso de Cambio, ha calificado como su yunta “insustituible” afirmando que “un toro blanco y un toro negro son una yunta para trabajar por Bolivia”.  Nótese la potente analogía escogida por el presidente: yuntas arando de manera alineada la tierra a fin de producir frutos para su pueblo.

No adelante, no detrás, juntos, desempeñando una labor sacrificada pero regocijante en la coyuntura histórica más extraordinaria que Bolivia jamás vivió.

El primero, un líder indígena que sufrió en carne propia las injusticias de una sociedad discriminadora, usufructuada por élites familiares y subyugada a los intereses de potencias extranjeras; que decidió luchar desde las barricadas sociales para luego conquistar el poder y refundar el Estado.

El segundo, un intelectual revolucionario que pasó de la teoría marxista a la praxis política, poniendo en riesgo su propia vida y libertad a fin de allanar el camino para que algún día un indígena gobierne Bolivia. Sin duda, uno de los más preclaros intelectuales de América Latina, quien dejó la lucha armada por la pluma, esa poderosa lanza que perfora conciencias y moviliza acciones. Un hombre cuya lealtad ha cambiado definitivamente la figura de la Vicepresidencia en Bolivia.

Simbiosis perfecta. Un dirigente indígena dotado de gran inteligencia, coraje, dignidad y capacidad de trabajo y un intelectual orgánico del pueblo, solo así se logró un tsunami electoral nunca antes visto en la historia democrática de Bolivia, el año 2006 que además virtuosamente se repelió en dos ocasiones más. Quizá la clave está en lo que alguna vez dijo Alvaro: “Asumí la responsabilidad por defecto. Desde la adolescencia me imaginaba como un subversivo más, o sea pelear y morirme en la lucha por un Gobierno indígena, que soñé desde mis 18 años. Ser ante todo uno de los ladrillos para construir esa sublevación.”

Ante esta realidad tan evidente, nuestras organizaciones sociales, pilar fundamental y razón de ser de la revolución democrática y cultural que vive Bolivia, no pueden equivocar el camino, dejarse llevar por obscuras mezquindades, por ilusiones pasajeras e irreales y sobre todo por lo que dicen los adversarios externos y algunos internos que pretendieron y pretenden crear divisiones, a todas luces inexistentes en un proceso tan grande y extraordinario como el que conduce el presidente Evo.

Sin duda alguna la historia y la razón nos dicen que el mejor acompañante de fórmula para el presidente Evo en las elecciones del 2019 no es otro que Álvaro García Linera, por la simple y valedera razón que no solo es garantía de un buen resultado electoral, sino que es la mejor garantía de una gestión revolucionaria y eficiente para seguir conduciendo este inmenso período de transformaciones que vive la nación Boliviana. Nuestro vicepresidente revolucionario como es, también tendrá que entender que por algo el presidente Evo, varias veces lo ha calificado como insustituible y seguir siendo la ‘yunta’ el ‘segundo violin’ del presidente indígena.

FUENTE: http://www.eldeber.com.bo/opinion/El-binomio-Evo—Alvaro-20180303-0039.html

Desde el 2006, cuando asumen la presidencia el binomio Evo y Alvaro nos enteramos de varios casos en varios países vecinos en que un Vicepresidente traicionaba o le “cerruchaba el piso” al Presidente, esto no ocurrió en Bolivia, aunque la derecha apátrida “rezaba” e incitaba mediáticamente para crear malestar entre ámbos.

Por ello y por el trabajo titánico que realizan para reconstruir casi desde cero nuestro país, hace muchos años que calificamos al duo presidencial como el mejor que tuvo alguna vez un país en toda su historia.

Xel

, , , , , , , , ,

No Comments

Las luchas silenciadas de esclavos, cimarrones y los palenques

Alicia Anabel Santos y Renzo Revia producen el documental “Afrolatinos. La historia que nunca nos contaron”
Las luchas silenciadas de esclavos, cimarrones y los palenques

Enric Llopis – Rebelión

Cerca de 200 millones de descendientes de africanos viven hoy en las américas, según contabiliza a grandes trazos Naciones Unidas (unos 90 millones, en Brasil). El documental “Afrolatinos. La historia que nunca nos contaron”, producido por Alicia Anabel Santos y dirigido por Renzo Revia, rastrea la historia en buena parte desconocida de los afrodescendientes que llegaron a América Latina. Numerosas investigaciones han penetrado en la historia de la esclavitud -desde el punto de vista afroamericano- en Estados Unidos. Sin embargo no han proliferado del mismo modo los estudios sobre la población afrolatina. Éste vacío divulgativo es el punto de partida del audiovisual de siete capítulos (cada uno de la serie, de una hora de duración), cuya producción comenzó en 2008 y finalizó en 2017. El trabajo, para el que se han grabado más de 200 horas de entrevistas, aborda aspectos como el de los africanos esclavizados que recalaron en América Latina, su religión, gastronomía, la influencia de la música, la “cuestión” social, el rol de las mujeres y las identidades.

Los historiadores han discutido repetidamente sobre las cifras, que varían según la fuente. Pese a los desacuerdos entre especialistas, el documental plantea que entre los siglos XV y XIX más de 12 millones de africanos esclavizados fueron desplazados a América, de los que en Estados Unidos terminaron medio millón. Se estima que a cien millones de africanos se les “sacó” de África rumbo a otros continentes. Fue la historia de la opresión por parte de los europeos blancos, pero a la que también se agregaron otros factores. Así, diferentes reinos africanos (Ashanti, Dahonmey, Oyo, Benín y Kongo, entre los más relevantes) dominaron y esclavizaron a otros grupos de menor envergadura, a los que se arrebató tierras y recursos. “Cuando el comercio con los europeos comenzó, benefició a estos reinados y las elites africanas se hicieron más poderosas”, explica el audiovisual.

La mano de obra no se extraía de África al azar. Según el antropólogo Jesús Palomino, la mayoría de los africanos deportados a América Latina tenían entre 15 y 45 años de promedio. “En África se quedó la niñez y la tercera edad; de hecho, se buscaban personas jóvenes y robustas, que en buena medida provenían de África Central y Occidental”. Individuos de grupos étnicos como los Mandingo, Ashanti, Ewe, Mina, Fon, Nago e Igbo, entre otros, fueron forzados a atravesar el océano. El caso de Cuba permite observar la importancia y las implicaciones del fenómeno esclavista. Entre los siglos XVIII y XIX, explica el documental, fueron desplazados a la isla 240.000 carabalís, cerca de 200.000 ararás y unos 400.000 kongoleses. Y entre 1820 y 1875 fueron deportados a Cuba 275.000 esclavos yorúbá. Estos desplazamientos masivos de población podían acelerar la “caída” de reinos africanos. El tráfico de esclavos asumía, además, estrategias que facilitaban la dominación. Así, los conquistadores trataban de no juntar a personas esclavizadas del mismo grupo étnico, de modo que las barreras lingüísticas y comunicativas dificultaran las revueltas.

La escritora y activista Alicia Anabel Santos ha presentado el documental en el Colegio Mayor Rector Peset de la Universitat de Valencia, en un acto organizado por el Movimiento por la Paz y el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos. Nacida en Nueva York y de padre dominicano, Santos imparte talleres por diferentes universidades y actualmente proyecta el documental por todo el mundo. En ocasiones le preguntan si no resultaría preferible olvidar la etapa esclavista, y centrarse en las luchas del presente, a lo que responde: “Venimos de una historia muy dolorosa que hemos de conocer; de lo contrario, ¿cómo vamos a saber hacia dónde vamos?” Otras veces le dicen que hay que anteponer las luchas sociales al folclore, a lo que contesta en conversación mantenida tras la presentación del documental: “El folclore ha sido una salvación para la persona negra; se ha usado para conectar con nuestros ancestros, las celebraciones o rendir honores a los muertos; para todo”.

La de los afrolatinos en América Latina es asimismo una historia de revueltas. Además de la religión, el folclore fue uno de los elementos que contribuyó significativamente a las resistencias. El documental destaca que grupos étnicos como el bantú sufrieron de modo especial la esclavitud. En este grupo existían tribus como los bakongo y otros también desplazados a lo largo de las américas, desde México hasta Argentina (en este país aún se observa la influencia de los cantos bantú). El fenómeno se repite en Uruguay: “Un 65% de los deportados a Montevideo eran de origen bantú (actualmente Angola, Mozambique o Congo)”, resalta el historiador Óscar Montaño. La huella del bantú se extiende al vudú haitiano; mientras, en Panamá y la República Dominicana hoy se toca y bailan todavía los “congos”, que en su día avivaron la lucha por la libertad de los esclavos.

Pero si un proceso histórico se asocia a las luchas de los afrodescendientes por romper con la esclavitud en América Latina es el cimarronaje. Los ejemplos se extendieron por la región. Los españoles denominaban “cimarrones” a los esclavos fugitivos. Muchos fueron grandes líderes. El antropólogo Carlos Andújar establece una distinción de los esclavos en función de la procedencia: “Los grupos más rebeldes en América, como los Ashanti, eran a su vez de sangre noble y esclavistas en África”. Uno de los caudillos cimarrones más célebres fue Sebastián Lemba, estandarte de la identidad afrodominicana que, tras alzarse contra los amos, se escapó a las montañas con sus seguidores en 1532. Atacaron pueblos y plantaciones en La Española, en una batalla que se prolongó hasta 1547. Ese año lo atraparon y asesinaron. En caso de captura, los cimarrones no se libraban del castigo, que incluía desde los azotes hasta ver como se les cercenaban las extremidades. En México, otro dirigente cimarrón, Gaspar Yanga, permaneció tres décadas fugitivo. De origen en la realeza africana, Yanga fundó en 1570 un pueblo cerca de Veracruz.

El documental destaca que los esclavos negros huidos de las haciendas constituían palenques o comunidades palenqueras, fortificadas. El palenque impulsado por Gaspar Yanga, según resalta la antropóloga Sagrario Cruz, albergó a 500 personas. Además el líder cimarrón, buen conocedor del terreno, practicó con sus seguidores la lucha guerrillera en las montañas y atacó el camino real entre Veracruz y Ciudad de México. ¿Perviven en la actualidad vestigios de esta lucha legendaria? El audiovisual revela que en el pueblo de Yanga quedan hoy muy pocos afrodescendientes. Además, “en los libros de educación no hay un tema sobre la esclavitud y que enfoque la figura de Gaspar Yanga”, recuerda el dirigente afromexicano Jaime Gordillo. En parte fue así para evitar que la memoria del líder cimarrón aguijoneara las revueltas. Además este caso no resultó una excepción: a muchas de las historias de los cimarrones y las comunidades palenqueras la historia oficial las condenó al olvido. Tal vez represente una excepción el municipio colombiano de San Basilio de Palenque, en el departamento de Bolívar. Allí es bien conocido Benkos Biohó, fugitivo en el año 1599 y fundador del palenque de San Basilio con otros cimarrones.

¿Cómo se produjo el proceso de abolición de la esclavitud? Portugal hizo efectiva la derogación en 1761. Con una influencia muy marcada de la Revolución Francesa, Haití alcanzó su independencia en 1804 y se suprimió la esclavitud en el sector occidental de La Española. El profesor Luis Álvaro López pondera los hechos históricos: “Fue una cosa extraordinaria que este grupo de esclavos derrotara a los colonos franceses y a los ejércitos francés, inglés y español; y crearan una nación libre en el Caribe”. ¿Se zanjó el esclavismo con las legislaciones derogatorias? La pregunta da mucho de sí. La esclavitud se suprimió en Chile (1823), México (1829), Bolivia (1831), Nueva Granada (actualmente República de Colombia, en 1851). Pero muchos “negreros”, explica el documental, “continuaron el negocio a través del contrabando”.

Cuba representa un caso especial, si el historiador se atiene a la estadística. En 1860 Cuba disponía de 1.365 ingenios azucareros, y desde mediados del siglo XIX se había convertido en el principal productor y exportador de azúcar del mundo. Para este liderazgo resultaba capital la mano de obra esclava. La esclavitud se abolió oficialmente en la isla en 1880, aunque en la práctica se prolongó otros seis años; Brasil se sumó al proceso abolicionista en 1888. Sin embargo, la historia no fue fácil después. El líder afro-peruano Rolando Palma Quirós explica que como los esclavos no habían tenido derecho a la educación, ni conocimiento de un oficio, ni hogar al que dirigirse, “muchos tuvieron que volver a la hacienda del patrón, y trabajar a cambio sólo de comida y un poco más de libertad”. Además, se indemnizó a los esclavistas para compensarlos por la abolición, “mientras que la población esclavizada no recibió un centavo”, agrega Rolando Palma Quriós. El documental de Alicia Anabel Santos y Renzo Revia pone cifras a la ignominia: en 1855 el gobierno de Perú pagó en reparaciones a los amos de esclavos más de siete millones de pesos de la época.

Rebelión ha publicado este artículo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes. 

FUENTE: http://www.rebelion.org/noticia.php?id=229789

Relacionado: Canal de videos dedicado a los Afrolatinos y su cultura

Es la historia que nunca será contada y que nunca será leída en las aulas de nuestras escuelas, una historia de ignominia que ha sido ocultada por las oligarquías criollas en todo nuestro continente porque de ser conocida y popularizada expondría la herencia sangrienta, racista y criminal de todas esas familias que hoy ostentan su apellido y riqueza.  Ninguna fortuna se hace de manera legal y lícita.

Hay una película reciente del director Quentin Tarantino: “D’jango”Unchained (2012) en la que se expone el drama de la esclavitud, así como también la de aquel negro que se creía mas blanco que sus propios amos.  De esos negros o afrodescendientes traidores que se pasan al bando del opresor, tenemos muchos ejemplos, incluso por estas tierras.  La corrupción no tiene color ni raza.

Xel

, , , , , , , , ,

No Comments

En claves: ¿Qué significa la victoria del chavismo en la Constituyente?

Mas de 8 millones de Venezolanos votaron por la Asamblea Nacional Constituyente–>TELESUR

El proceso electoral qué vivió hoy Venezuela y sus resultados cuantitativos muestran claramente un triunfo del chavismo, qué además tiene un poderoso correlato en lo político y en lo simbólico.

La “batalla final” ni fue en Miraflores ni se decidió con balas: ha sido con votos y el resultado ha sido contundente. El chavismo ahora tiene toda la legitimidad y el soporte legal para avanzar sin titubeos en una profunda modificación del marco constitucional para asegurar la paz, fortalecer la institucionalidad y recuperar el equilibrio de la economía.

Un análisis preliminar permite identificar un conjunto de puntos clave sobre las consecuencias de los hechos:

1) Queda demostrado que la oposición asociada a la MUD no es mayoría.

2) Tampoco es la expresión de las expectativas y necesidades de la mayoría o de los principales sectores del país. Ni siquiera de los sectores dominantes.

3) No están al servicio de los intereses nacionales sino de factores externos bien identificados, lo cual ni siquiera intentan matizar o disimular.

4) Han demostrado su carácter violento y su irresponsabilidad en el uso de la violencia.

5) Por su parte el chavismo ha demostrado que es el único bloque político capaz de proponer e impulsar un proyecto nacional inclusivo, que incorpore a los principales factores sociales, institucionales, económicos y políticos del país, entre los cuales no están excluidos los vinculados orgánicamente con la oposición agrupado en la MUD.

6) La MUD, en contrapartida, ha dejado para la historia su impertinencia política qué la ha convertido en una amenaza para la independencia, la paz, la estabilidad institucional y el equilibrio económico de Venezuela. El bloque opositor no pudo superar la simple pretensión de tomar el poder y en lugar de desarrollar una propuesta política quedó atrapado en una dinámica absolutamente destructiva.

7) El origen y desarrollo del conflicto agudizado desde el 2012 es de carácter económico y está determinado por el acceso y la mdistribución de la renta petrolera. En consecuencia Venezuela no puede seguir evadiendo el debate sobre la superación del modelo del rentismo petrolero asi como de todos los elementos simbolicos que se derivan. Esto exige aprovechar la posición ventajosa constituyentista para tomar decisiones radicales que desmonten las estructuras productivas altamente dependientes del sector externo.

8) Las condiciones de violencia callejera y el contexto de amenazas en que se dió la votación obligó al chavismo a asumir un mayor compromiso. Paradójicamente esas condiciones pudieron haber funcionado como un estímulo de la participación. Así ocurrió en 2002-2003 tras el sabotaje petrolero, en 2004, previo al revocatorio, entre otras fechas. Hoy el chavismo descontento y una parte de los ni-ni (si cabe tal categoría) fueron a votar. Lo mejor que podría esperar la #MUD era indiferencia.

9) El chavismo ahora se convierte en el principal moderador e impulsor de la conversación política, pero eso lo obliga a ser más inclusivo (en lo militante) y más ámplio en lo temático, al tiempo que se involucra en lo concreto de cada factor social.

10) Una buena parte de las obligaciones del chavismo implica la construcción de una cosmogonía y una teleología del pueblo venezolano que sea capaz de ser una alternativa a los valores culturales del capital. Eso incluye aspectos relacionados con lo trascendental y la religiosidad.

FUENTE: http://www.albatv.org/En-claves-Que-significa-la.html

Felicidades al pueblo venezolano por esta demostración de valentía y coraje para derrotar “con votos no con balas” a los que quieren destruir su país con la violencia. Y votaron pese a las amenazas y hechos violentos de los grupos terroristas liderado por la derecha venezolana.

Como dice la presidente del Concejo Nacional Electoral de Venezuela Tibisay Lucena: “Ganó la paz y cuando gana la paz, gana Venezuela”.

Tal como ocurrió en Bolivia con la constituyente, esto recién comienza y la Asamblea Nacional Constituyente como sus integrantes serán el blanco de nuevas agresiones de los terroristas guarimberos que la prensa internacional comenzó a llamarlos “la resistencia”, tal como hicieron con la oposición en Siria.

Xel

, , , , , , , , , ,

No Comments

Venezuela: “Llueva, truene o relampaguee la Constituyente vá”

“La Constituyente está puesta al servicio de la paz”, destaca Maduro tras votar a primera hora

De manera inédita, el presidente venezolano fue el primero en ejercer su derecho al voto y desde ya, se puso a la orden de la Asamblea Nacional Constituyente.

El primer venezolano en ejercer su derecho al voto en los comicios para elegir la Asamblea Nacional Constituyente (ANC) fue el presidente Nicolás Maduro, quien reafirmó que una vez instalada la ANC su primera misión será consolidar la paz en la nación suramericana.

“Quise ser el primer voto (…) el primer voto por la paz, el primer voto por la soberanía e independencia de Venezuela, y el primer voto por la tranquilidad futura de Venezuela”, afirmó el mandatario tras sufragar a las 6H05 hora local (10H05 GMT).

Acompañado de su esposa y candidata Cilia Flores, quien fue la segunda en votar, añadió que “no hay poder en la Tierra que le pueda impedir al pueblo de Venezuela elegir hoy”.

“Aquí estamos, un país en paz ejerciendo su derecho al voto”, subrayó Maduro, quien indicó: “La Constituyente es el único poder que puede (…) puesto al servicio de la paz”.

El jefe de Estado también felicitó al Plan República, esquema de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB) para garantizar la paz electoral, por su despliegue en todo el territorio venezolano.

Este domingo están convocados 19 millones 477.387 votantes de todo el país a elegir a través del voto directo, universal y secreto a los miembros de la ANC. Para ello estarán dispuestos 14.500 centros de votación y 24.000 mesas electorales en el territorio nacional.

En esta jornada se elegirán 537 constituyentes: 173 miembros sectoriales —entre trabajadores, estudiantes, comunas, campesinos y pescadores, pensionados, personas con discapacidad y empresarios— y 364 territoriales, a razón de uno por municipio, dos por capitales de estado y siete por Distrito Capital. El 1º de agosto se elegirán a los ocho constituyentes de los pueblos indígenas.

FUENTE: http://www.telesurtv.net/news/La-Constituyente-esta-puesta-al-servicio-de-la-paz-destaca-Maduro-tras-votar-a-primera-hora-20170730-0010.html

Pese al ataque de toda la derecha genocida mundial que incluye a todos sus medios hegemónicos con sus mentiras sobre Venezuela y su revolución Bolivariana y profundamente Chavista, pese a todos los millones de dólares con que financia el imperio genocida de los Estados Unidos para tumbar al Gobierno Chavista Venezolano de Nicolás Maduro, pese a la oligarquía vendepatria y genocida venezolana, pese a todo, el verdadero pueblo venezolano esta saliendo a votar, demostrando su talante democrático.

No está demás recordar que si cae Venezuela y su petróleo en manos de los gringos genocidas, luego vendrán por el Litio de Bolivia.  Es por eso que decimos con toda claridad que quién este en Bolivia en contra de la revolución Bolivariana de Venezuela, lleva dentro a un vendepatria, fascista y golpista, que es cómplice de la derecha venezolana y sus guarimberos terroristas; es necesario identificarlos para develar sus mentiras y conspiración contra nuestros pueblos.

Xel

, , , , , , , ,

No Comments

Venezuela: Al ritmo del “despacito”, Maduro llama a votar por la constituyente

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro se unió al éxito que ha tenido la canción “Despacito” de Luis Fonsi, la cual cuenta con más de 2.000 millones de visitas en YouTube, para llamar a votar en la Asamblea Nacional Constituyente el próximo domingo.

Este Domingo en Venezuela se realizará la elección de los 545 delegados para la función de la Asamblea Nacional Constituyente que tiene el trabajo de reformar, cambiar y redactar una nueva constitución para los venezolanos.

Debo agregar que solo así utilizándola para la revolución bolivariana podía digerir y compartir esta canción muy popular de estos días.

Seguiremos atentos al desarrollo de este evento que puede cambiar no solo la vida del pueblo venezolano, porque la ultraderecha fascista protagonizada por la oligarquía venezolana a demostrado su verdadero rostro criminal, terrorista y que son capaces de todo para evitar esta elección.

El video esta siendo censurado por el imperio y la derecha genocida, pero volvimos a subirla.

Xel

, , , , , , , , ,

No Comments

Manual de Estados Unidos para un cambio de Gobierno

¿Qué tienen en común Chile y Venezuela? Más de lo que crees.

Estos son los siete pasos del manual estadounidense para acabar con una Revolución.

Los que hayan estado informados por medios alternativos sobre la situación política y social de Venezuela saben que existe un golpe de estado en proceso, la oligarquía local vendepatria de venezuela en alianza con los gringos genocidas quiere tumbar al gobierno de la revolución bolivariana para luego hacer sus negocios privados con los recursos naturales. La receta golpista de los gringos que aplicaron con el gobierno chileno de izquierda de Allende y la que hoy esta en proceso en Venezuela, es la misma. CHile Venezuela y los lacayos del imperio.

Las informaciones que brindan los medios hegemónicos masivos en complicidad golpista suelen centrarse en todo aquello que ataque y desestabilize al gobierno bolivariano, siempre cuentan la versión de los golpistas de la derecha y nunca la otra versión del gobierno y menos aún hacen un análisis de toda la situación o se preguntan de por qué quieren tumbar al gobierno y los que repiten semejantes mentiras, los hace parte del Cartel mediático internacional de la mentira y cómplices del golpe de estado.

Sin embargo el gobierno bolivariano de Venezuela con Nicolas Maduro resiste, “No han podido con Maduro“, Good bye OEA! y la principal razón por la que los golpistas no pasarán tiene que ver con que Venezuela es y fue la cuna de la libertad del continente, allí comenzó todo, en el ejército de Bolivar, un ejército compuesto por el mismo pueblo, Venezuela tiene un ejército que es el mismo pueblo en uniforme que no puede traicionarse a si mismo, pese a los millones de dólares que andan ofreciendo a sus generales y oficiales para que lo hagan; todo lo contrario con el resto de FF.AA. del resto del continente que esta compuesto por los hijos de los oligarcas desde siempre y son una institución clasista, elitista y por lo tanto, un instrumento golpista al servicio de las mismas oligarquías, es la historia de nuestras FF.AA. en Bolivia por ejemplo: el sometimiento a la CIA para el asesinato del Ché, la alta traición a la patria con el caso de los misiles chinos y el montón de golpes de estado militares patentizan esa mancha sobre la confianza pueblo-FF.AA..  Menos mal que con la llegada de Evo Morales al gobierno, poco a poco las FF.AA. están recuperando su autoestima y dignidad.  Es un proceso que llevará tiempo y dependerá de las nuevas generaciones de oficiales comprometidos con la verdadera defensa de la patria mas que de sus propios intereses.  En Venezuela no hay tal cosa, (ojo, que traidores siempre habrán) todos defienden la revolución bolivariana porque entienden que se trata del mismo pueblo.

Xel

, , , , ,

No Comments