Posts Tagged educación

Cañada Strongest, colores del coraje

La mayor victoria llegó de la mano y coraje del equipo que más y mejores soldados aportó a la guerra

La Razón (Edición Impresa) / Ricardo Bajo *

23:59 / 23 de mayo de 2017

En Cañada Strongest el soldado boliviano se cubre de gloria. Ataca igual que el tigre que defiende los dominios de su selva. Arrolla como el viento que nadie detiene. Se descuelga de los riscos andinos para bajar a las llanuras de-sérticas; abandona el valle manso para hollar la tierra estéril de las arenas blancas; sale de los bosques tropicales para escurrirse dentro del monte chaqueño, poblado de enemigos.

1934 es el año de la ofensiva de Paraguay en la absurda Guerra del Chaco. Campo Grande, Alihuatá y Campo Vía han caído en manos enemigas. El presidente Salamanca ha destituido al general Hans Kundt. Los coroneles David Toro y Ángel Rodríguez, ambos stronguistas, se hacen cargo de las operaciones. Estigarribia quiere tomar Santa Cruz y Tarija y quedarse con los campos petrolíferos. Cañada Strongest es el último escollo.

Llega mayo. La batalla de Cañada Strongest tiene tres frentes. El eje principal es la Novena División Boliviana, cuya tenaz resistencia desbarata la embestida paraguaya, atacando su retaguardia. Nuestra victoria, una notable maniobra de flanco, es netamente táctica y representa el triunfo de los movimientos sorpresivos e inteligentes sobre la fuerza bruta.

La heroica aviación boliviana destruye baterías de artillería. El capitán Santiago Alfredo Pascoe Moscoso, hincha de The Strongest, sale el 21 de mayo en su avión Curtiss-Wrigth Osprey de Puerto Suárez rumbo a las líneas enemigas. Una tormenta le obliga a un aterrizaje forzoso y muere en la población de San Lorenzo (Viejo), hoy Roboré.

Los siguientes días reina el silencio y las horas pasan con angustia. El miércoles 23 llegan las primeras buenas noticias: “Nuestras tropas rechazaron los ataques del enemigo en Cañada Strongest”, titula La Razón. Esa misma noche, un teletipo de la británica agencia Central Press confirma la victoria: “En los momentos más álgidos de la batalla, los comandos divisionarios paraguayos huyeron cobardemente, dejando abandonados a su propia suerte a sus combatientes”.

En Villamontes es noche de fiesta. En La Paz, las pizarras de los periódicos contagian la euforia. Una imponente marcha recorre las principales calles del centro. Los “hurras al Strongest” y los “viva Bolivia” se confunden en la noche embriagada de fervor patrio.

El 24 de mayo el júbilo reina ya en toda Bolivia. Los periódicos se agotan: “las armas bolivianas obtuvieron un gran triunfo en Cañada Strongest”. Los festejos se extienden por Oruro, Santa Cruz, Trinidad, Cochabamba, Tarija, Sucre, Larecaja, Chulumani… hasta el último rincón donde ha llegado el radiograma de Villamontes. Las ondas de radio Illimani replican la hazaña de los soldados stronguistas que pelearon multiplicándose en bravura. Cuenta la leyenda que debajo de sus casacas lucían la oro y negro.

Las señoras y señoritas socias del club The Strongest se dirigen al general Peñaranda y al coronel Bilbao Rioja en sendas misivas: “Corazones de madres, esposas e hijas de stronguistas, agradecemos con exaltación fervorosa de patriotismo el laurel conquistado. Definitivamente, el club se ha incorporado a la historia de la guerra por la acción de Cañada Strongest”.

En pleno retroceso de Bolivia, llegó la mayor victoria de la mano y coraje del equipo que más y mejores soldados aportó a la guerra.  El score final es contundente sobre el field de batalla: más de medio millar de bajas enemigas y 1.380 prisioneros, entre ellos 67 oficiales paraguayos, más de la mitad de los capturados en toda la contienda. Nunca The Strongest se confundió tanto con la patria, nunca antes ni después un club de fútbol había vencido en las trincheras.

Un día como hoy, hace 83 años, Cañada Strongest fue orgullo, fue valor, coraje, arrojo y sacrificio de soldados que jamás dejaron de ser stronguistas; de gualdinegros que atacaron y vencieron, que alzaron orgullosos su bandera y su fusil, que surcaron los cielos para defender nuestra tierra, que escribieron una de las más luminosas páginas de gloria, teñida de los más vivos colores del coraje, el amarillo y el negro.

* es periodista y director de la edición boliviana del periódico mensual  Le Monde Diplomatique. 

FUENTE: http://www.la-razon.com/opinion/columnistas/Canada-Strongest-colores-coraje_0_2714728600.html

Efemérides históricas de un 24 de Mayo de 1934, datos para recordar sobre una guerra absurda y cruenta entre dos pueblos hermanos que fueron manipulados por los intereses económicos petroleros ingleses.

Honor y gloria a los caídos en la defensa de nuestros recursos naturales y todo nuestro respeto al enorme compromiso y sacrificio de muchos de los integrantes del Club The Strongest en esta contienda bélica.

Xel

, , , , , , , ,

No Comments

El presidente Evo Morales en su lucha por descolonizarnos

La unidad educativa Sinaí en Lajas Tambo, Chuquisaca. Foto:Gobernación de Chuquisaca. (mayo 2017)

En el més aniversario de Chuquisaca rumbo a su celebración del 25 de Mayo de 1809 por el grito libertario en Sucre, el gobierno plurinacional a la cabeza del presidente Evo Morales, esta concentrando la entrega de muchas obras de diferente magnitud en todo el departamento.

El viernes pasado cuando entregaba una nueva escuela en la comunidad de Lajas Tambo, Chuquisaca, llamó la atención a quienes habían puesto ese nombre extranjero: “Unidad Educativa Sinaí” y recordó que no solo se trata de construir nuevas escuelas para formarnos y educarnos, sino también para descolonizarnos cultural y mentalmente.  Propuso el cambio del nombre por Kurasa Yawi, quien fue la esposa de Tomás Katari.

El nombramiento de escuelas, nombres de barrios, nombres de equipos deportivos, nombres de nuevas comunidades o lugares, etc. tomando como referencia muy frecuentemente la biblia y la religión cristiana demuestra hasta que punto puede penetrar en nuestra mente los dogmas religiosos y hacernos olvidar o incluso odiar nuestras propias raíces originarias, generando desigualdades y de este modo división entre nosotros.

De pronto y como consecuencia de “ser parte” de una secta cristiana negamos lo que somos, cambiamos de hábitos, nuestra forma de vestir, de comer, de educar a nuestros hijos e hijas y sin darnos cuenta nos encontramos proponiendo nombres extraídos de esa práctica religiosa, en pocas palabras, el lavado de cerebro de los predicadores cristianos sobre nosotros, fue un éxito otra vez, otra vez recolonizados, como si no hubiera sido suficiente con los católicos; habrá que preguntarse por qué somos tan débiles y fáciles de convencer. Esto que comento acerca de lo que ocurre al entrar en dichas sectas es poco, si quieren una definición de totalitarismo o extremismo, observen a dichas sectas.

La agresividad con que predican muchas sectas religiosas quizá nos lleve a considerar en algún momento a tomar la misma decisión que hicieron en Rusia recientemente: El Tribunal Supremo de Justicia Ruso suspende cualquier actividad de los Testigos de Jehová por sus actividades de caracter extremistas y le confiscó todos sus bienes.  Y no se trata solo de esta secta, sino de todas, incluso la secta religiosa católica.

El veredicto no tiene que ver con el tema de la fe ni la prohíbe, sino que se refiere a una entidad jurídica que manejaba “enormes recursos financieros” para reclutar agresivamente a nuevos miembros y “limitar sus derechos civiles”.

La sorpresa que se llevó el presidente Evo Morales en esta ocasión es solo la punta del iceberg de la guerra por dominar nuestras mentes, la lucha por descolonizar nuestra mente de todas las taras mentales que trajo la colonia y ahora las nuevas sectas cristianas, como el machismo, el racismo, la discriminación en sus diferentes formas, el patriarcado, etc. es una lucha que llevará tiempo y lo mejor para combatirla es LEYENDO LIBROS del género que Uds. prefieran, pero lean e infórmense mejor.

Finalizo compartiendo parte del reciente artículo: América latina tan cristiana como ninguna y tan anticomunista sin igual: “De los más de 7.5 mil millones de habitantes del planeta, cerca de 2 mil millones son cristianos (casi mil millones de católicos, y el resto entre evangélicos y otras iglesias).

Del total de cristianos del mundo, actualmente más de la mitad viven en el Continente de América (más de mil millones). Es decir, no hay región alguna en el mundo demográfica y culturalmente más cristiana que América, y Latinoamérica, en particular.

Durante la invasión y la Colonia europea, la cruz y la Biblia (en manos de los curas doctrineros) fueron las herramientas más eficientes para la dominación de los pueblos y la implantación de la cristiandad.

En América Latina, durante el primer siglo de la era republicana (siglo XIX), los liberales para mantenerse en el poder, abrieron las puertas de sus países a los cristianos protestantes para intentar deshacerse de la hegemonía católica conservadora vigente.

En las últimas décadas del pasado siglo, ante el fantasma del posible contagio del comunismo cubano en la región, y ante proliferación de la “enfermedad” de las teologías de liberación, los gobiernos de los EEUU. promovieron e infestaron a toda América Latina de eficientes sectas pentecostales y neopentecostales, y así perpetuar la dominación y saqueo actual de los pueblos.”

Xel

, , , , , , ,

No Comments

Mercantilización de la educación

Si preguntamos a cualquier actor que participa en esa representación teatral cotidiana que es la escuela, esto es, alumnos, padres, madres, maestros, inspectores, personal de administración y servicios, académicos, políticos… expresarán cierta preocupación por la evolución de la educación en muchos sentidos. También muchos detectarán que uno de los problemas tiene que ver con la ausencia de un marco normativo mínimamente estable. Es más, detectaríamos una corriente de reformas que, al igual que sucede con otros sectores esenciales de la sociedad, parecen haber sido hechas con el ánimo de deteriorarla. En cierta medida, si existe un mínimo consenso entre la pluralidad de intereses y orientaciones políticas, es que la escuela tiene problemas, y que la evolución de los últimos años sólo hace que empeorarlos.

Reformas educativas a escala planetaria

Ahora bien, uno de los problemas que tenemos en nuestro país en general, y nuestra educación en particular, es nuestra proverbial tendencia a mirarnos el ombligo. Preocupaciones y angustias similares están aconteciendo en varios países. Y reformas polémicas y estériles también marcan las agendas políticas de países como Francia, Portugal, Inglaterra y Gales, Suecia o Italia.

Precisamente en Italia, Silvio Berlusconi, hombre capaz de hacer groserías sublimes cuando de defender la última reforma educativa se trata, y en un ataque de sinceridad, sintetizó lo que debían ser las líneas políticas que tenían que transformar el sistema educativo italiano en la línea de eficacia empresarial que tanto entusiasmo causa entre sus afines. Decía que, la educación italiana debía fundamentarse en las tres “I”: “Inglese, Informatica e Impresa” o en otros términos, había que redefinir su orientación para adquirir competencias tecnológicas, usar el inglés como lengua vehicular, y utilizar el sistema educativo para esta tendencia cada vez más extendida, hacer “enaltecimiento del capitalismo”, que es la finalidad que persiguen en todas partes nuevas asignaturas y contenidos como “emprendimiento”. En cierta medida, las tres “I” italianas, sirven para resumir las prioridades de las políticas educativas de los próximos años.

Más allá de simplificaciones más o menos brillantes, lo cierto es que los sistemas educativos occidentales están pasando por una fase de homogeneización. Cada vez las reformas educativas se parecen más unas a otras.

Y estas pasan por elementos como la estandarización especialmente a partir de procesos de evaluación cada vez más homogéneos y cuantitativos, con la voluntad de reducir la complejidad del hecho educativo a estadísticas y la gestión de datos al más puro estilo big data, (y aquí los informes PISA tienen una importancia capital), a hacer auditorías propias del mundo empresarial para puntuar escuelas e institutos, a aplicar procesos industriales y empresariales en un trabajo, la docencia, de carácter esencialmente artesanal.

También encontramos la sustitución de contenidos convencionales, tradicionalmente asumidos como aquel conjunto de saberes que debe conocer la ciudadanía por competencias básicas. Estas son definidas por Nico Hirtt como una simplificación de conocimientos y el aprendizaje de habilidades para adaptarse al cambiante mundo laboral. Con cierta ironía, el filólogo Jaume Aulet, las ha traducido como “lo básico para competir”, es decir, que el cambio de contenidos por competencias busca sustituir la escuela, de espacio de aprendizaje, a espacio de adiestramiento.

Muy ligado a esto, y como ya denuncia la filósofa Martha Nussbaum, otro de los pilares de las reformas consiste en abolir las humanidades. Aquellos conocimientos que servían para comprender el mundo (y que Marx advertía que era condición necesaria para transformarlo) ahora pasan a ser reservados para la élite. Porque, efectivamente, en los grandes centros académicos reservados para los alumnos destinados a mover los hilos en la arena global (Oxford, Eton, Cambridge, las universidades de la Ivy League, la ENA francesa, el col • legi del Pilar de Madrid, Virtèlia en Barcelona) potencian en sus currículos la filosofía o la literatura. Incluso en las academias militares de West Point o Sandhurst recomiendan a sus futuros oficiales a graduarse en alguna rama de las humanidades. Con las humanidades es posible adquirir las habilidades para pensar y mandar. Con las competencias básicas, destinadas para los estratos inferiores, se adquieren las capacidades imprescindibles para trabajar y obedecer, sin tener recursos para cuestionar órdenes.

Otro de los hechos que acompañan las reformas son los procesos de privatización, que pueden ser endógenos (con servicios, comedores, formación permanente, personal educativo, …), que pasan a ser gestionados por empresas, a menudo muy vinculadas al poder político; o también exógenos, es decir, que directamente las escuelas pasan a ser gestionadas por empresas. Esto ya ha pasado en Inglaterra, Estados Unidos, Chile o Suecia, por poner un ejemplo. De hecho, de ejemplos curiosos podemos encontrar a manos llenas. En Chile se privatizaron gracias al golpe de Estado de Pinochet en 1973; en Nueva Orleans se usó la destrucción ocasionada por el huracán Katrina para eliminar prácticamente la red pública y pasar las competencias educativas a varias “charter schools” e impulsar los “vouchers” o “cheques educativos” para que las familias buscaran escuelas privadas. En Inglaterra, las reformas en la época de Tony Blair permitieron cerrar aquellos centros con malos resultados y pasar su gestión a empresas como Ferrovial, aunque una parte importante fue adjudicada a varias empresas como SERCO, especializadas en defensa, gestión de centros penitenciarios o de internamiento de extranjeros.

Hay otros países, como es el caso de Catalunya, donde quizá resulte más difícil que pasen cosas como estas, porque ya disponen de sistemas duales, es decir, con una fuerte presencia de centros de gestión privada, mayoritariamente a cargo de órdenes religiosas, que reciben una generosa financiación pública. De hecho, allí donde hay presencia de una red concertada, coincide con una fuerte dualización educativa; escuelas de ricos y de pobres; sistemas basados en competencia desleal, lo que acompaña procesos de dualización social y sociedades internamente rotas y descohesionadas.

Finalmente, y aquí entraríamos directamente en el “cui prodest”, asistimos a una abducción de los sistemas educativos por parte del mundo empresarial. Los diversos lobbies empresariales hace décadas que tratan de intervenir en la política educativa con la intención de poner escuelas e institutos al servicio de las empresas. Los laboratorios de ideas de la patronal, como puede ser la Fundación Catalunya Oberta o EduCaixa están obsesionados con arrebatar al Estado el control de la escuela para que ésta forme trabajadores solícitos, y eviten que en las aulas, los docentes formen ciudadanos críticos.

Todo ello se acompaña de una verdadera involución del mundo universitario. Las reformas han comenzado por la parte alta de la educación, en el sentido de que han adquirido e imitado las fórmulas de los sistemas universitarios globalizados de Estados Unidos. El Plan Bolonia (2009) ha sido el punto de inflexión en el que, de acuerdo con las directrices del empresariado global ha subvertido las formas y los objetivos de las universidades. De formar élites, a convertirse en negocio; de convertirse en pilar de la cultura, a vender humo a crédito, al más puro estilo de la economía financiera. Vamos a concretar. Todos los estados europeos adaptaron sus sistemas universitarios excepto tres: Reino Unido, Irlanda y Malta. ¿Por qué? Por que todos eran ya Bolonia; con su sistema de créditos, las posibilidades de comercialización de servicios, su conversión de autonomía universitaria en un formato empresarial, en su sometimiento a los intereses económicos, en su erosión, hasta el final, de sus antiguas prácticas democráticas y la imposición de una fórmula de gestión propia de una Sociedad Anónima.

También, y teniendo en cuenta que un título universitario sigue siendo una apuesta para competir en mejores condiciones en busca de mayor estatus económico y profesional, y por su condición de ascensor social, es lógico que la principal reforma universitaria haya consistido en un encarecimiento de las tasas. Esto responde a dos objetivos. El primero, serrar el cable del ascensor, evitar que personas de estratos modestos puedan subir y blindar la posición de los que ya ocupan los pisos superiores, en un momento en que las clases medias sufren un riesgo serio de derrumbe. El segundo, y de acuerdo con lo que ya está pasando en Estados Unidos, en Latinoamérica, el Reino Unido (y aquí empieza a suceder discretamente) para alimentar la nueva burbuja: la burbuja educativa. Millones de familias y estudiantes se están endeudando para ejercer el derecho a estudiar y formarse. Los bancos ven en esta necesidad básica una fórmula de negocio a la que no quieren renunciar. La mayoría de estadounidenses de clase media con grado universitario continúan pagando una deuda inflada de manera artificial. Una anécdota muy significativa es que el propio presidente Obama no terminó de pagar hasta que llevaba unos años en la Casa Blanca.

El papel de los organismos financieros y las estrategias educativas globales

Como decíamos, nosotros percibimos localmente lo que es un fenómeno global. Detrás de buena parte de las reformas educativas sincronizadas encontramos a la OCDE. Este organismo internacional de carácter mixto entre las Naciones Unidas y un club de países ricos, fue en sus orígenes una entidad surgida de los acuerdos de Bretton Woods en 1944 que, bajo la forma de Organización para la Cooperación Económica Europea, fue encargada de gestionar el Plan Marshall de reconstrucción del continente después de la Segunda Guerra Mundial. A partir de 1961 tomó su denominación actual, y se convirtió en uno de los organismos encargados de promover el desarrollo económico de varios países, de acuerdo con los parámetros de la economía capitalista. Esta alianza de países, trataba de perseguir el crecimiento económico a partir de promover la estabilidad financiera, el comercio, la tecnología o las buenas prácticas gubernamentales. Esto implicaba que uno de los principales pilares deviniera la inversión educativa. Y, de hecho, durante las décadas de los sesenta y buena parte de la de 1970 impulsó reformas educativas para mejorar la eficiencia de la industria.

Un buen ejemplo es que la OCDE, uno de los pocos organismos que admitía España como miembro en una época, la franquista, de aislamiento internacional, participó en la elaboración del libro blanco de educación que dio lugar a la Ley general de Educación de 1970. la OCDE quería que España tuviera un sistema educativo que permitiera extender la escolarización primaria y secundaria a millones de estudiantes marginados del sistema educativo con el fin de promover una mano de obra mejor formada. Esto, en cierta medida la hace responsable de la masificación de los sistemas educativos en los institutos y en las facultades universitarias que vivimos en los años ochenta y noventa del siglo pasado.

El problema fue que, a partir de inicios de la década de 1980, cuando el sistema industrial fordista parece que empieza a tener problemas de viabilidad, esta estrategia de expansión educativa empieza a ser corregida. A partir de 1973 los economistas clásicos, la tendencia ideológica del neoliberalismo, se apropia de las viejas organizaciones de Bretton Woods (el FMI, el BM, el GATT), y termina haciendo involucionar las intenciones primigenias para pasar a impulsar otro tipo de política económica. La OCDE que sobre todo hace estudios, confecciona estadísticas con gran competencia y elabora informes muy detallados y profesionales, pasa de considerar los sistemas educativos como medios para alcanzar el desarrollo económico, a objetivos en sí mismos. La escuela ya no será aquel espacio tradicional de ascensor social, sino que pasará a ser considerado como un espacio de adoctrinamiento capitalista y un objetivo de negocio. La transición de un sistema industrial, fordista, a uno de financiero hace que la escuela ya no tenga que formar trabajadores para las fábricas, sino un no-lugar, en términos de Marc Augé, un espacio indefinido que a menudo se convierte en un espacio de tráfico o confinamiento en un capitalismo en el que pasamos del humo de las fábricas a fabricar el humo de la especulación financiera.

A partir de este momento, cuando el paradigma económico se transforma radicalmente, la OCDE asume el neoliberalismo como religión. Como todo sistema de creencias, impulsa sin recelos los 10 mandamientos compilados por John Williamson en 1989 en lo que se conoce como el Consenso de Washington y que, como todo pensamiento religioso, construye una tríada que convertirá el mantra actual a acatar por todos los gobiernos: desregulación, recortes y privatización. A mí me gusta denominarlo el Triángulo de las Bermudas, porque allí donde pasa desaparecen los derechos sociales, concretamente, el derecho a la educación, que pasa a ser transformada en un negocio más.

El neoliberalismo transforma a fondo las sociedades. Sin el viejo sistema industrial, con la especulación como principal industria, desde un punto de vista sociológico, pasamos de ser una sociedad de clases (en lenguaje marxista) a una sociedad líquida (en términos de Zygmunt Bauman). Este es uno de los factores que ha causado una gran desorientación a la izquierda, que ahora parece incapaz de comprender el mundo, y, por tanto, de transformarlo.

Vayamos por partes. Si bien durante la época que los historiadores franceses llaman “los treinta gloriosos”, referido al periodo de crecimiento económico de 1945-1975, y los anglosajones denominan la era del Wellfare, entramos de lleno en lo que el economista y premio Nobel Joseph Stiglitz denomina como la gran divergencia. A partir de este momento, las diferencias sociales se ensanchan en una medida que recuerdan la era anterior a la Primera Guerra Mundial. Diferencias de renta, salariales, y también culturales y educativas hacen insostenible toda cohesión social. Ya no podemos hablar de clases integradas en una sola sociedad, sino de dos universos paralelos, de galaxias que se alejan de manera virulenta. Así, usurpando una expresión de Umberto Eco, la sociedad ya no se divide entre “los de arriba” y “los de abajo”, sino entre los integrados (que gozan de redes de protección y seguridad) y los apocalípticos (aquellos que no tienen nada más que a sí mismos, van perdiendo los derechos sociales, y son a menudo presentados como una especie de zombis): los pobres, los inmigrantes, los ni-ni, la gente refugiada, precaria, …

Esto se traduce en lo que el pensador recientemente fallecido, Zygmunt Bauman denomina la sociedad líquida. Bauman considera que el cambio de paradigma se fundamenta en que las personas, que antes se consideraban ligadas a sus comunidades pierden los referentes, las seguridades que antes otorgaban instituciones sólidas (Estado, nación, clase, pueblo, profesión, sindicato, familia,…). Nadie parece garantizar la seguridad personal, ni el hecho de tener una carrera profesional, ni un trabajo para toda la vida, ni una familia más o menos estable. Ante los azares de la existencia y la globalización negativa, el individuo queda solo, abandonado a su suerte, sin anclajes colectivos ni morales, dejado a su propia responsabilidad. Cualquier éxito del pasado no servirá de gran cosa en el futuro. Cualquier título académico, en una dinámica de cambio y transformación constante, será rápidamente caducable. Aquí, como recuerda Christian Laval, cada uno debe hacer de empresario de sí mismo. La suerte o la desgracia es atribuida a la acción individual: cada persona es culpable de sus fracasos mientras que cada éxito resulta efímero. Las consecuencias son demoledoras. El individuo ya no tiene ninguna referencia, se encuentra solo, abandonado, desprotegido, y eso no hace más que generar un malestar y un miedo, que como constatamos en la actualidad, será explotado por cualquier aventurero político o por algún aprovechado dispuesto a vender soluciones milagrosas (casi siempre utilizando formas de “coaching” y pensamiento positivo). la precariedad ya está convirtiéndose en el nuevo modo de vida, la epidémía del siglo XXI, como nos recuerda Guy Standing.

Y aquí entramos en lo que el pensador Ulrich Beck denomina “la sociedad del riesgo”. La ausencia de seguridades, de seguridad económica, de tener trabajo, carrera, familia, comunidad, sindicato, vecindario, hace que vivamos en una sociedad donde cada persona corre el riesgo de perder el tren, de ser relegado, de perder el estatus. Ya lo hemos visto: Los votantes de Marine Lepen o Donald Trump expresan este mundo en el que los perdedores son los mismos de siempre, porque los riesgos son siempre asimétricos: las élites blindan sus privilegios y disfrutan de sus tarjetas Black, mientras que el resto son desahuciados de sus hogares con la tarjeta roja de la globalización negativa. Aquí, el gueto es la imagen física, la metáfora del mundo globalizado. Cuando hablamos de gueto nos referimos, tanto el conformado por las élites o para aquellos sectores acomodados que se aíslan en urbanizaciones privadas o escuelas privadas, como el generado por los perdedores del sistema, que viven sin trabajo estable, en entornos degradados, precarios y empobrecidos, como las banlieux de Francia o como los barrios de favelas o escuelas con elevados porcentajes de pobreza.

El gueto, o con más precisión, el hipergueto (en términos de Loïc Wacquant) deviene la forma de vida actual y del futuro. De hecho, Ulrich Beck utiliza el término de “Brasilerización de occidente” para describir estos procesos de marginación social y cultural. Barrios privados, acomodados, ordenados y cerrados y protegidos por vigilantes privados, rodeados de masas amenazadoras de perdedores, peligrosos, desordenados, sin normas, deshumanizados que los rodean, como una nueva era medieval en que las ciudades parecen islas de prosperidad rodeados del desorden feudal. ¿Qué papel juega la educación en este proceso? De hecho, la erradicación de las humanidades, como comentábamos antes, y como se quejaba la pensadora Martha Nussbaum, impide tomar conciencia de la propia condición, quita el pensamiento y el lenguaje a la masa creciente de desposeídos y facilita la tarea de dominación a la minoría beneficiaria del sistema. Que víctimas de la globalización en Norteamérica apuesten por alguien como Donald Trump, que es uno de sus principales impulsores, dice mucho sobre el envenenamiento y degradación del sistema educativo (y comunicativo) estadounidense.

Sin pensamiento crítico, hay dominación y explotación asegurada. Y, de hecho, fenómenos como la “pos-verdad” no se explican a partir de la sociedad de la información, gobernada por élites hipe-ricas, se degenera sobre lo que el filósofo situacionista Guy Débord había denunciado hace medio siglo: la sociedad del espectáculo, en que todo debate sobre cuestiones sociales ha pasado a convertirse en un único y plural reality show en el que las clases populares, como denuncia Owen Jones, son demonizadas, a menudo por ellas mismas.

Para que haya sucedido esto, ha sido necesario subvertir el paradigma educativo. La escuela fordista no era nada del otro mundo. A pesar de que ofrecía la oportunidad de convertirse en un ascensor social, no dejaba de ser, esencialmente, un reproductor de las diferencias de clase. Ahora, con escuelas y sistemas educativos diferenciados según el gueto de referencia, no las reproduce, sino que las potencia y las hace insalvables. El mundo anglosajón, y especialmente Estados Unidos ven la coexistencia de experiencias e itinerarios educativos tan singulares que es dudoso que exista lo que podríamos denominar un único sistema educativo. Hay desde escuelas google, donde se trabaja por proyectos y seminarios, de una manera muy “innovadora”, home scooling que permite a los alumnos no mezclarse con nadie que no sea de sus círculos, hasta escuelas penitenciarias, con regímenes de semi internamiento y detectores de metales como los describe David Simon en su magnífica serie The Wire. El resultado, un archipiélago educativo insatisfactorio, y que genera grandes déficits en todos los niveles, incluso respecto a la obsesión mostrada por la OCDE de la “empleabilidad”.

Sin embargo, esto no es ningún problema: Estados Unidos puede reclutar toda la mano de obra de cualquier lugar del mundo: matemáticos indios, ingenieros alemanes, astrofísicos,…. Esta nueva regla del juego genera la reconversión de los debates educativos. Si, hasta hace unas décadas, la prioridad consistía en discutir sobre las finalidades de la educación, el “para qué” servía la educación, qué tipo de sociedad se quería construir a partir de las aulas, ahora nos encontramos con la neutralización de estas cuestiones. En cambio, ahora parecemos obsesionados por el “cómo”, debates metodológicos buscando las piedras filosofales que nos deberían permitir mejorar la educación cambiando la manera de trabajar. Sin embargo, como nos explica el sociólogo de la educación, y principal experto en fracaso educativo Saturnino Martínez, sólo un 6% de los resultados se explican en función de la organización o las metodologías. Los factores fundamentales tienen que ver con la cohesión social y el entorno de los centros (a parte de la propia motivación y capacidad de resiliencia de los estudiantes).

En Catalunya La Escola Nova 21Ara és Demà pretenden hacer creer, con ciertas dosis de pensamiento mágico, que es posible mejorar la escuela adoptando el trabajo por proyectos o cambiando el nombre de diversas técnicas pedagógicas que hace décadas que se vienen practicando en las escuelas. Centrar el debate sobre estrategias en el aula sirve para camuflar que, hoy por hoy, la escuela está diseñada para potenciar las diferencias, para hacer de las aulas callejones sin salida, para justificar que no se ofrezcan los recursos necesarios que, efectivamente, como demuestra la literatura académica, es lo que puede mejorar las posibilidades de nuestros alumnos. Estudios como el Tenessee ya han constatado que reducir las ratios a la mitad, propician mejoras de un 28 % de rendimiento académico de media, y hasta un 40 % en los alumnos más desfavorecidos. Por qué, pues, estos debates que, como se está demostrando en la azarosa trayectoria del Ara és Demà no están yendo demasiado lejos: efectivamente, porque las propuestas en los términos de una administración educativa que actúa como correa transmisora de las políticas educativas globales, está destinada al fracaso. Y el fracaso es precisamente el objetivo, porque busca deslegitimar los sistemas educativos públicos a fin de preparar las opiniones públicas para aplicar reformas en el sentido de las que se hicieron en las décadas de 1980 y 1990 (y aún en la actualidad) en Inglaterra y Gales: desmantelar el sistema público, privatizar, alimentar burbujas y blindar los guetos acomodados de la competencia educativa de los sectores más modestos.

Las resistencias

Frente estas circunstancias, hay que articular las resistencias. Y las resistencias no funcionarán sin alternativas viables y protagonizadas por la propia comunidad educativa mancomunada (estudiantes, familias y docentes). Esto no será posible si no somos capaces de articular debates públicos abiertos y honestos, con una participación ordenada, rigurosa y disciplinada.

Para ello, será necesario rehacer el diagnóstico actual sobre la situación de la educación. La situación de la educación en nuestro país, y en buena parte de la Unión Europea, si bien es mejorable, es mejor de lo que describen los medios y los supuestos expertos. A base del esfuerzo de los docentes, los alumnos y de las familias, el sistema, a pesar de las amenazas, aguanta. Uno de los problemas es el de su vulnerabilidad debido a que las administraciones públicas ya no representan los intereses de la ciudadanía, sino que están sujetos a las políticas globales dictadas desde organismos como la OCDE o el FMI, y que además han de cumplir con los acuerdos comerciales de la OMC que obliga a liberalizar los servicios (también la educación) a fin de que el capital internacional (y también el local) pueda vampirizar dinero público a base de gestionar escuelas, institutos y universidades. Por lo tanto, es necesario un proceso de reapropiación, gestión directa, desprivatización y blindaje respecto a cualquier interés económico. Esto también nos obliga a repensar la escuela, no tanto respecto a metodologías, como a recursos y finalidades.

Por todo ello, además, hay que plantear alternativas. Si bien los proyectos de futuro guiados por los diferentes gobiernos y poderes extraterritoriales no son precisamente estimulantes, lo que teníamos en el pasado tampoco es demasiado atractivo. Hacen falta proyectos propios, mancomunados, discutidos, agradables e inspiradores. En este sentido, la experiencia reciente de la ILPEducació debería ser un buen punto de partida para definir cómo debería ser la escuela de todos.

Y esto sólo será posible si establecemos una unidad de la comunidad educativa fundamentada en el empoderamiento de la base. Soy consciente de que en este artículo he abusado demasiado de citas de varios autores y numerosas referencias. Permitidme una última, y no precisamente laica. La prioridad número uno, hoy por hoy, es expulsar a los mercaderes de nuestros templos.

Xavier Díez, escritor, historiador y articulista es portavoz del sindicato Ustec-Stes a Girona

Artículo original en catalán: http://www.vientosur.info/spip.php?article12599

Fuente: http://vientosur.info/spip.php?article12598 - http://www.rebelion.org/noticia.php?id=226604

Artículo sin desperdicio sobre una reinvindicación fundamental como es tener derecho a una educación pública gratuita y liberadora.

Una de las aparentes contradicciones del presidente Evo sobre la educación es que postula priorizar las carreras técnicas “para que nuestros estudiantes tengan o salgan del colegio con una carrera para defenderse en la vida”.  Y decimos que la contradicción es aparente porque parecería que quiere dejar de lado la formación humanitaria, pero no es así, solo se trata de interpretaciones interesadas y políticas para atacarlo.  Nunca dijo que quiere suprimir literatura, filosofía, música de las escuelas, lo que propone es una cuestión práctica que bien puede combinarse con la reforma educativa.

Lo que sí esta haciendo y mucho es fortalecer la educación pública que esta provocando una crisis profunda en el sector educativo privado y esto explica la verdadera razón de los ataques y movilizaciones recientes de algunos sectores de profesores.

Xel

, , , , , , ,

No Comments

LA HISTORIA DE ITA (TANIA) SE ESTRENA HOY EN BOLIVIA

“Ita”, Tania la Guerrilera

(Jackeline Rojas Heredia / Cambio) .- La Historia de Ita: relatos inéditos de la vida de Haydée Tamara Bunke (‘Tania, la guerrillera’), de los historiadores cubanos Froilán González y Adys Cupull, será presentada en formato libro y documental.

González anunció que la investigación sobre la vida de Tania aclarará mucha información tergiversada en la historia que se conoce de ella.

Lleva el título de Ita porque así la llamaron en la intimidad de su familia desde pequeña. Tamara Bunke, de padre alemán y madre polaca, socialista de formación y con dominio amplio de varios idiomas, llegó a Bolivia con el nombre de Laura Gutiérrez Bauer.

Formó parte del grupo comandado por Ernesto Che Guevara. Su tarea específica fue trabajar como infiltrada en la sociedad y Gobierno de Bolivia.

Sus conocimientos y simpatía le ayudaron a llegar a tener amistad con el presidente de entonces, René Barrientos Ortuño.

Bunke se unió al grupo guerrillero, y el 31 de agosto de 1967 fue asesinada durante una emboscada a la que fue guiada por el campesino Honorato Rojas en Vado del Yeso, puerto Mauricio, Río Grande.

Los investigadores describen cada uno de esos sucesos, además del origen de la líder femenina, su forma de pensar y de actuar, y develan la trama armada por EEUU, la CIA y otras instituciones, que a través de los medios de comunicación intentaron desvirtuar su lucha.

“La acusaron de ser amante del Che, de seguirlo por estar enamorada. Una cosa es seguir a alguien por las ideas y otra por el amor”, dijo Froilán González. La obra llegará a Cochabamba el 16 de mayo, el 18 a Santa Cruz, y a Buenos Aires, Argentina, el 30 de mayo.

FUENTE: http://www.cambio.bo/?q=node/26131

Una mujer plena, de esas poquísimas que casi no se conoce por estas tierras, dejó su huella y su lucha inolvidable por hacernos un poco mas libres.

Xel

, , , , , , , ,

No Comments

Un regalo de los dioses

Por Laura Esquivel Para Tierramérica

Hace mucho siglos allá en Teotihuacán, surgió el Quinto Sol y con él una nueva era para la humanidad. En aquel entonces, los dioses se preguntaron.

Hace mucho siglos allá en Teotihuacán, surgió el Quinto Sol y con él una nueva era para la humanidad. En aquel entonces, los dioses se preguntaron “¿Qué comerán los hombres?” Y dijeron: “¡Que descienda el maíz, nuestro sustento!” El encargado de cumplir la orden fue Quetzalcóatl, quien de inmediato descendió a la tierra en busca de la semilla prometida.

Lo primero que hizo fue averiguar el paradero de la hormiga roja, pues ella era la que conocía el sitio exacto donde se encontraba escondido el maíz. Se hizo el encontradizo con ella y con gran insistencia la interrogó hasta que a la hormiga no le quedó otra que guiarlo al Tonacatépetl, el “Monte de Nuestro Sustento”. Entonces, Quetzalcóatl se transformó en hormiga negra, se introdujo dentro del monte y sustrajo la semilla del maíz. Enseguida se la llevó a Tamoanchán, el lugar donde viven los dioses, quienes comieron abundantemente de ella y luego compartieron con Oxomoco y su mujer Cipactónal, la pareja náhuatl equivalente a Adán y Eva, “para que se hicieran fuertes”.

Después de haber puesto el alimento en los labios de la pareja, los dioses dijeron “¿Qué haremos con el Monte de Nuestro Sustento?”, pues se habían dado cuenta de que unos cuantos granos de maíz no eran suficientes para asegurar la vida de los hombres de la nueva era. Quetzalcóatl, asumiendo que la mejor forma que había de controlar el cultivo de maíz era teniendo sus granos al alcance de la mano, regresó a la tierra, ató al Monte de Nuestro Sustento y se lo quiso llevar al Tamoanchán, pero el monte no se quiso mover.

Oxomoco y Cipactónal se preocuparon mucho y acudieron a Nanáhuatl, el sol de Teotihuacán en busca de consejo. El sol, a su vez, pidió ayuda a los Tlaloques, los dioses de la lluvia que viven en lo alto de las montañas. Los Tlaloques llegaron provenientes de los cuatro puntos cardinales: los azules del sur, los blancos del oriente, los amarillos del poniente y los rojos del norte. Todos bajaron para fecundar con su lluvia al maíz. En cuanto llegaron, Nanáhuatl lanzó su poderoso rayo sobre el Monte de Nuestro Sustento y éste se abrió para siempre. De él salió maíz de todos los colores, blanco, azul, amarillo y rojo; los frijoles, la chía, los bledos y todo aquello que constituye nuestro sustento.

Y fue así que Quetzalcóatl, con la ayuda de Nanáhuatl y los Tlaloques, puso en manos de los hombres los dones de la tierra para que se alimentaran y se hicieran una raza fuerte.

Es muy probable que esta leyenda sea más antigua que la propia era del Quinto Sol, sin embargo, hasta nuestros días la gente sigue venerando al maíz como un regalo de los dioses. Como parte de esa veneración, el campesino actual, antes de iniciar la siembra en la milpa, realiza un rito propiciatorio a los cuatro vientos y después de la recolección del maíz siempre guarda la mejores mazorcas como sedimento para que vuelva a dar la cosecha. La mazorca en sí representa el alimento que guarda la vida y, por lo tanto, los campesinos cuelgan en los portales de sus casas mazorcas de todos los colores para que veneren el principio de la abundancia. Esta tradición que data de tantos siglos sigue estando muy viva entre los campesinos, pues es evidente que todo su bienestar está dependiendo de la cosecha del maíz y de frijol, otro de los alimentos básicos en la dieta del mexicano y que también fue robado del Monte de Nuestro Sustento.

La leyenda de Quetzalcóatl robando el maíz para dárselo a los hombres, aparte de poética, es rica en simbolismo. Hace una referencia obvia al mito de Prometeo, pero también nos habla del agua como agente mediador entre el cielo y la tierra. La participación de la lluvia aparte de tener un evidente sentido fertilizador, en muchas tradiciones es considerada como símbolo del descenso de las “influencias espirituales”. Por su parte, el maíz, sustento del nacimiento de la cultura mesoamericana, al provenir de la tierra, de esa oscuridad maternal y germinal, y transitar hacia la luz del sol, simboliza la toma de conciencia de los seres humanos en su camino de lo primigenio a la iluminación y a la espiritualidad. Tal vez por eso se piensa que al ingerir un alimento de origen divino uno puede entrar en comunión con los dioses. De ahí que el maíz esté siempre presente en las grandes ceremonias de la comunidad. Sobre todo en aquellas en las que se festeja la vida y la muerte donde la presencia del alimento les garantiza la presencia del dios. Los mexicanos somos hijos del maíz, lo mamamos desde la cuna. A las mujeres parturientas, por cuarenta días se les da atole de maíz y tortillas tostadas, porque se considera que éste es el alimento más preciado para su nutrición. En la vida adulta uno lo puede comer de las más variadas formas, desde el atole fresco hasta el pan de elote, desde tostadas y tlacoyos hasta sopes y gorditas, desde tamales hasta pozole. La generosidad del maíz alcanza para todo, hasta para alimentar a los animales con las sobras. Nada se desperdicia, las hojas sirven para envolver los tamales, el rastrojo mezclado con arena para construir el techo de pequeñas cabañas para guarecerse de la lluvia y el viento en la milpa. Otro de sus usos es el adivinatorio. Los granos de maíz se utilizan en la predicción del futuro, lanzándolos al aire e interpretando la forma en que caen al piso. Me pregunto qué dirían ahora los dioses si supieran que los científicos han robado la semilla de maíz a los hombres para convertirla en una semilla transgénica y poder hacer negocio con ella. Qué sentirían al ver que el maíz pasó de ser un alimento que se produce generosamente en la tierra a un alimento estéril fabricado dentro de los laboratorios. Y también me gustaría saber cómo ven los campesinos la llegada de este tipo de maíz. ¿Estarán bien informados de que se trata de un maíz que no se reproduce? ¿Qué su siembra amenaza la sobrevivencia de variedades de maíz que sólo se encuentran en nuestro territorio? ¿Qué el cultivo de organismos vivos modificados produce una intensa homogeneidad biológica y que con ello los cultivos se hacen en extremo vulnerables a la aparición de plagas? De saberlo ¿dejarían de considerar al maíz como un regalo del Dador de la vida? Porque antes la semilla de maíz llevaba la vida dentro, ahora lo que lleva es un nuevo gen, extraño, profano, implantado dentro de un laboratorio. Ya de nada le sirve ofrecer su siembra a los cuatro vientos, ya de nada le sirve guardar las mejores mazorcas como sementera para la nueva cosecha, ya nada tiene sentido. ¿De qué sirve venerar al maíz en cada una de sus ceremonias rituales: en el nacimiento de sus hijos, en los bautizos, en las bodas, en los velorios, si el maíz no es el mismo, si ya perdió su carácter sagrado? Ahora el principio de la abundancia está en manos de los dueños de los laboratorios y ellos son los que ponen precio a la semilla y deciden qué tipo de maíz debemos comer.

Tengo muy claro cuál fue la intención que empujó a los dioses en su generoso deseo de compartir el maíz con los hombres, lo que no me queda bien claro es la intención de los científicos en su búsqueda de una semilla “mejorada”. ¿De quién fue la idea? ¿De dónde nació el deseo de convertirse en dioses, en generadores de nuevos genes? Creo que vino de la idea equivocada de que la ciencia y el pensamiento positivo nos ofrecerían felicidad. Hemos llegado a un punto culminante del error de la modernidad. La carrera del milenio con su pérdida paulatina de valores espirituales y trascendentes le ha restado sentido a los actos personales y colectivos, les ha arrebatado su sacralidad. La ciencia se ha convertido en la nueva religión, ofrece a sus seguidores ampliarles el espectro de la vida, pero aún no les garantiza que ese tiempo sea en años de calidad. A los agricultores les ofrece semillas transgénicas que cuentan con su propio plaguicida biológico, lo que por un lado permite reducir costos y evitar el uso de insecticidas químicos, pero por el otro contribuye a que las plagas a la larga se hagan más resistentes. Y no sólo eso, en un estudio coordinado en México por los doctores José Sarukan y Jorge Larson, ambos directivos de la Comisión Nacional para el Conocimiento y Uso de la Biodiversidad, se demostró que el ADN contenido en los alimentos transgénicos permanece en el intestino por un tiempo mayor al que se pensaba antes, con lo que su material genético puede ser transferido a las bacterias que ahí se alojan y crear cepas modificadas con resistencias que podrían convertirse en un serio problema de salud pública. Por su lado, la Sociedad Internacional de Quimioterapia manifestó hace poco que los genes de resistencia a antibióticos representan un riesgo inaceptable para el ser humano. Tal parece que lo importante es la velocidad y la cantidad con que se reproduce y no los resultados. Y mientras crecen los debates sobre el avance de la ciencia en este campo, el joven mercado mexicano de transgénicos continúa en crecimiento y en 1998 la superficie mundial sembrada con maíz modificado genéticamente alcanzó las 7 millones de hectáreas. Si bien es cierto que a través de la biotecnología se obtienen semillas con resistencia a la sequía o al exceso de humedad y a los suelos ácidos o alcalinos -lo que las convierte en semillas que cuentan con mejores características industriales y nutritivas- debemos reconocer que lo hacen tomando muchos riesgos. En México por ejemplo hay centenares de variedades criollas de maíz y parientes silvestres de éstas, como el teocintle. Si el teocintle recibiera genes de resistencia a herbicidas, podría convertirse con el paso del tiempo en una maleza difícil de controlar. Para colmo, se ha comprobado que los herbicidas de amplio espectro eliminan plantas esenciales para la conservación de los suelos, junto con otras que sirven de alimento a la mariposa monarca. El desarrollo de la estructura naciente de la biotecnología amenaza con destruir estructuras agrarias y ecológicas mundiales y centralizar el control de las reservas mundiales de alimentos en manos de un reducido grupo de compañías. Actualmente el mercado internacional de semillas es controlado en un 32 por ciento por diez compañías: Dupont, Monsanto Norvartis, Groupe Llimagrain, Advanta, AgriBiotech Inc., Savia, Sakata KWS AG, Takii. Todo esto nos lleva a la conclusión de que los beneficios de las semillas transgénicas sólo son a corto, no a largo plazo. Pero esto parece que a nadie le importa. La carrera del progreso y la modernidad así lo determina.

La idea de que sólo existe lo que la ciencia puede comprobar dentro de un laboratorio, nos obliga a creer que no hay nada más allá de lo que podemos tocar con las manos. Que el tiempo es lineal. Que tiene principio y fin. Que tenemos que aprovechar la vida, pues es corta. Que hay que vivir lo más que se pueda. Que el mundo es nuestro y podemos hacer con él lo que queramos. Que la vida no entraña un misterio. A veces la arrogancia del hombre me asusta. Y me pregunto si ya antes de la llegada del Quinto Sol la naturaleza se había sentido amenazada y previendo una catástrofe ecológica, se había cerrado las puertas del Monte de Nuestro Sustento, para que nadie pudiera atentar contra los bienes de la tierra. Desgraciadamente ahora ya no puede hacerlo, es demasiado tarde. Si Quetzalcóatl regresara a la tierra en busca de la semilla de maíz, ¿dónde la iba a encontrar? ¿Dentro de un laboratorio? Quizá en lugar de hormiga se tendría que disfrazar de obrero para poder robársela. El mayor problema es que Quetzalcóatl ya no existe en la memoria de la gente. Los dioses están en el olvido. Nadie va a venir a rescatar al maíz. Y entonces la pregunta obligada es: ¿Qué va a pasar con las mariposas monarca? ¿Morirán irremediablemente? ¿Y nosotros? ¿Qué tipo de transgénica cultura produciremos? ¿El maíz mejorado generará una civilización más fuerte? ¿La globalización logrará acabar con el hambre? ¿O este sólo es un pretexto que tienen los cárteles biotecnológicos para controlar la alimentación mundial? No lo sé. Lo único que creo es que con el cambio de la siembra “científica” del maíz el hombre pasó de sembrador de certezas a sembrador de dudas.

* Artículo exclusivo para Tierramérica de la escritora mexicana, autora del best seller “Como agua para chocolate”.

FUENTE: http://www.semana.com/nacion/articulo/un-regalo-dioses/46682-3

El tema de la alimentación para un mundo cada vez mas hambriento y cuya población sigue creciendo descontroladamente será un problema de la misma magnitud, es decir planetaria, que todos tendremos que afrontar muy pronto.

Ya no se trata solo de valores y memoria ancestral.  Esto va mas allá, hace rato que hemos roto el equilibrio natural y también el de nuestra propia sobrevivencia en este planeta.  Nadie quiere hablar de control de natalidad, nadie quiere ponerle un límite a sus instintos de reproducción animal, miran adelante, ven el foso que nos espera, pero aún así, no se detienen, es “la especie humana”.

En algún momento tendremos que averiguar a cuantas bocas puede alimentar la tierra que pisamos en Bolivia, cual será ese límite de población en función de nuestra capacidad de producir alimentos sin depender de nadie.  En países como China, Japón, India y muchos países superpoblados estos problemas son fundamentales.

Relacionado: ALIMENTACIÓN: Los 8.000 años del maíz

Xel

, , , , , , , ,

No Comments

Comer veneno: el Estado argentino reconoce que frutas y verduras a la venta vienen con agroquímicos

Expedientes del SENASA detallan operativos en los que se constató partidas fumigadas con hasta 22 pesticidas puestas a la venta en el Mercado Central porteño y sus pares de Mar del Plata y La Plata. Peras, apio, mandarinas, manzanas, frutillas y zanahorias, entre los productos contaminados a niveles dramáticos.

Por Patricio Eleisegui
Twitter: @Eleisegui

Casi el 98% de las partidas de peras ofertadas entre 2011 y 2013 en el Mercado Central de Buenos Aires y sus similares de La Plata y General Pueyrredón -Mar del Plata- dieron positivo en 20 variedades de insecticidas y fungicidas. Prácticamente el 93% de las muestras de apio monitoreadas en los mismos puntos evidenció restos de 16 agroquímicos. Más del 91% de las mandarinas que se comercializaron por entonces en estos también centros de distribución presentaron trazas de otros 16 pesticidas.

Las manzanas, otro ejemplo: el 85% de la fruta reveló presencia de 22 tipos de insecticidas, fungicidas y acaricidas. El 76,6% de las muestras de frutilla expuso restos de 17 plaguicidas. De un total de 27 frutas, verduras y producciones similares relevadas, sólo 4 variedades dieron 0 en contaminación: cebolla, batata, yerba mate y almendras.

Ya en 2016, una experiencia similar -aunque asentada de otra manera en distintos expedientes- fue más allá: ubicó que el 65,4% de las partidas de apio puestas a la venta en los mismos sitios contenía concentraciones de, principalmente, insecticidas y fungicidas por encima de los LMR (Límites Máximos de Residuos) que fija la normativa vigente en la Argentina para este tipo de alimentos.

En total, se constató la presencia de 21 agroquímicos sólo en ese producto, entre ellos el insecticida endosulfán, de uso prohibido en la Argentina desde mediados de 2013. En la zanahoria, el 62,5% de las muestras analizadas dio un resultado similar -6 principios activos, divididos entre insecticidas y fungicidas-.

El pimiento no fue la excepción: el 50% de las muestras reveló una concentración de tóxicos que viola las pautas legales. Se ubicaron 3 pesticidas. En el caso de la frutilla, el 41,6% de la fruta analizada entre 2014 y 2016 también arrojó como resultado una contaminación superior a lo fijado por los LMR. Diecisiete agroquímicos detectados. De 34 productos monitoreados, apenas 8 se ubicaron dentro de lo permitido. O sea, respetando los límites prefijados. Eso sí, estos últimos expedientes no aclaran si en aquellos casos en los que no se violaron los LMR se detectaron o no trazas de agroquímicos en la fruta y la verdura.

Todo este detalle se encuentra volcado en sendos documentos del Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (SENASA) a los que, por pedido legal, accedió la ONG ambientalista Naturaleza de Derechos y que fueron acercados a quien aquí escribe en las últimas horas. El material dio origen a un artículo firmado por este periodista para el portal de noticias Adelanto 24.

En concreto, los resultados revelan que el Estado argentino sabe que prácticamente el total de las frutas y verduras que se comercializan en el país se encuentra de alguna forma contaminado con agroquímicos.

“Los datos forman parte de la respuesta de SENASA a un pedido de registros de controles que se hayan llevado a cabo en los últimos 5 años en el Mercado Central y los regionales de La Plata y Pueyrredón. La realidad es que se trata de información contundente aunque incompleta: SENASA en ningún momento aclara las cantidades ubicadas en cada producto y qué decisión tomó respecto del destino de tanta fruta y verdura contaminada“, comentó Fernando Cabaleiro, abogado y titular de Naturaleza de Derechos.

“Las planillas que entregó el organismo corresponden a controles en 2013 y 2016. Y varían en la forma en que se asentaron los datos. En la primera experiencia SENASA expuso en detalle todos los casos positivos de contaminación. Ya en el trabajo de 2016 se cuidó y sólo mencionó a aquellos que superaron los límites permitidos. Nunca precisó si igual ubicó agroquímicos en las frutas y verduras que no violaron la pauta de toxicidad establecida”, agregó.

Según Cabaleiro, los datos fueron entregados sólo cuando Naturaleza de Derechos dio un plazo con promesa anticipada de acción legal en caso de ser incumplido. “Acá es el propio Estado el que reconoce que las frutas y las verduras llegan a los mercados totalmente contaminadas. Igualmente, el SENASA contestó con información parcial, muy mal elaborada. Eso expone que hay un desinterés del mismo organismo respecto de lo que ocurre”, dijo a este periodista.

Una muestra de las variedades envenenadas y los agroquímicos detectados -clic en cada imagen para ver en grande-:

También del período 2011-2013:

En frutilla, papa y manzana:


La pera
, a la cabeza entre las frutas con mayor presencia de pesticidas, con 302 muestras contaminadas de un total de 309 sometidas a examen:


Para el período 2014-2016, y como antes explicó Cabaleiro, SENASA efectuó una maniobra orientada a cubrir la desidia del organismo: dejó de asentar el total de frutas y verduras contaminadas para, en cambio, sólo exponer aquellos casos en los que sí constató una violación a los límites permitidos -asentados como “NC”-.

Un primer detalle de dichos monitoreos:


Frutilla y pimientos, complicados
:


Último detalle del período en cuestión. Cereza, pimentón, ananá, algunos de los productos que sobresalen en un registro que espanta:

De todo lo expuesto, la manzana aparece como un caso a analizar de forma puntual por el copioso cóctel con que se bombardea la fruta: 22 productos divididos entre acaricidas, fungicidas e insecticidas.

Entre todos ellos, se destacan estos nombres:

Acetamiprid: insecticida neonicotinoide de uso limitado en Europa por su capacidad para extinguir las poblaciones de abejas melíferas.
Acrinatrina: insecticida piretroide vinculado a la cipermetrina, letal para abejas y peces. Este último aparece como uno de los desarrollos que, en combinación con otros pesticidas, viene originando casos de polineuropatías tóxicas y trastornos en el sistema nervioso periférico como el denunciado por Fabián Tomasi, ex empleado de una compañía fumigadora de Basabilbaso, provincia de Entre Ríos.
Clorotalonil: fungicida, capaz de dañar piel y ojos si se lo aplica sin protección. Tóxico para peces y cualquier organismo acuático en general.
Carbendazim: fungicida, muy cerca de prohibirse en Europa por su comprobado comportamiento de disruptor endocrino. Además, su ingrediente activo, la carbendazima, puede afectar la fertilidad masculina.
Bifentrin: insecticida piretroide.
Carbaril: insecticida. Potencialmente cancerígeno para los humanos. Acaba con crustáceos y abejas. En la actualidad, de uso prohibido en Gran Bretaña, Alemania, Suecia, Dinamarca y Austria, entre otros países. Un documento del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA) publicado el 15 de octubre de 2013, y firmado por Mariela Curetti, ingeniera agrónoma de la Estación Experimental Agropecuaria Alto Valle, reconoce: “De utilizarse este raleador, no debe olvidarse que se trata de un insecticida que afecta a las abejas y puede generar residuos en la fruta, una limitante especialmente en variedades de cosecha temprana como Gala.”
Clorpirifos: insecticida organofosforado. Uno de los plaguicidas más utilizados en la agricultura de la Argentina. Dow, su desarrolladora, fue multada en 1995 y 2003 por ocultar casi 250 casos de intoxicación con ese agroquímico sólo en los Estados Unidos y continuar publicitando al insecticida como producto “seguro”. En la sumatoria de ambas sanciones, Dow culminó desembolsando a modo de pena más de 2,7 millones de dólares. Ya en 2011, un estudio concretado por la universidad norteamericana de Columbia vinculó al insecticida con numerosos casos de niños afectados con retrasos mentales y físicos en zonas cercanas a Nueva York.
Fenazaquin: acaricida del grupo de las quinazolinas. Muy tóxico para peces y organismos acuáticos en general. Mortífero para las abejas.
Fludioxonil: fungicida, extremadamente tóxico para organismos acuáticos.
Iprodione: fungicida. Desde 1996, de uso prohibido para la producción de frutas finas como la cereza en todo Estados Unidos. En un contexto de alta exposición, cancerígeno para los humanos.
Malation: insecticida organofosforado. Disruptor endocrino.
Metilazinfos: insecticida organofosforado. Prohibido en la Argentina desde el 31 de marzo de este año. De alta toxicidad para humanos, aves e insectos en general.
Novaluron: insecticida, del grupo químico de las benzoilureas. Letal para abejas y organismos acuáticos. Prohibido desde 2011 en buena parte de Europa.
Tiabendazol: fungicida, muy tóxico para peces y organismos acuáticos en general.
Thiacloprid: insecticida neonicotinoide desarrollado por Bayer. De uso vetado por el grueso de los países de la Unión Europea por atentar contra la supervivencia de las abejas.
Tiametoxam: insecticida neonicotinoide. Restringido en Francia y Alemania por provocar lo mismo que el Thiacloprid.

Semejante cóctel, queda expuesto en los documentos de SENASA, forma parte de una cultura de producción atada a los agroquímicos a la que no escapa prácticamente ningún cultivo. También hay casos que asustan más que el espanto: en la rúcula, el organismo oficial ubicó partidas contaminadas con DDT, un insecticida cancerígeno de uso prohibido en la Argentina desde 1990.

“Lamentablemente, SENASA no especifica en la información remitida si todos los productos constatados pertenecen a diferentes partidas monitoreadas o si fueron ubicados juntos en una misma fruta o verdura. Los datos incompletos le suman más dramatismo a un resultado catastrófico”, aseguró Cabaleiro.

Lo que sigue para Naturaleza de Derechos es un pedido a la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica (ANMAT) para que este último organismo evalúe la situación química de todos los alimentos desarrollados a partir de estas frutas y verduras.

“Vamos a exigir que se constate si no hay agroquímicos en productos como, por ejemplo, el puré de tomate, los enlatados, las conservas. La uva dio positivo en contaminación ¿qué ocurre con el vino? En tanto los cítricos también encierran trazas ¿qué pasa con las mermeladas? ¿Y con los jugos, las aguas saborizadas? Le vamos a exigir judicialmente a la ANMAT que se expida respecto de todos estos interrogantes”, anticipó el entrevistado.

Antes que sembrar el pánico, la intención del abogado es alentar el reclamo judicial de manera tal que SENASA no sólo ajuste el control si no que, además, haga público el resultado de cada uno de sus monitoreos, informe los cócteles ubicados, y detalle el origen y destino de la mercadería contaminada. “Acá hay un Estado que está mirando para otro lado“, sintetizó Cabaleiro. Para tragedia de cada uno de nosotros, tiene toda la razón.

Artículo de difusión o reproducción libre siempre que se mencione la fuente
Patricio Eleisegui
Email: patricio.eleisegui@gmail.com

FUENTE: http://el-galo.blogspot.com.es/2017/04/comer-veneno-el-estado-argentino.html?m=1

La invasión de productos agrícolas tanto argentinos como peruanos a nuestros mercados es palpable.  El control sanitario o de alimentos (frutas, verduras) contaminados por agroquímicos según su procedencia es nula en Camiri, así que ya pueden extrapolar al resto del país.

Nadie sabe las consecuencias a largo plazo por consumir tanto veneno en todas estas frutas y verduras que son fumigadas con tantos tipos de pesticidas.  Es mas, dentro del proyecto de municipios productivos, se ha estado promoviendo y entregando todo tipo de implementos y material para utilizar esos pesticidas en los cultivos locales.  Lo que sí sabemos es que el cancer sigue aumentando cada año.

Traten de buscar una manzana boliviana o alguna fruta orgánica y agroecológica en nuestro mercado de Camiri como ejercicio.  Comprobarán que no existe, los y las que venden ni siquiera entienden lo que eso significa.

Tomen sus propias precauciones y tal como están las cosas, tendremos que cultivar nuestros propios alimentos.

Xel

, , , , , , , ,

No Comments

El presidente Morales realiza el lanzamiento de la Séptima Olimpiada Científica Estudiantil Plurinacional

La Paz, 24 de abril (MC).- El presidente Evo Morales realizó la mañana de este lunes el lanzamiento oficial de la Séptima Olimpiada Científica Estudiantil Plurinacional, con el objetivo de promover el desarrollo de capacidades científicas y tecnológicas e identificar talentos científicos en estudiantes de educación regular como aporte al desarrollo científico, productivo, económico y social del país.

“Con la Olimpíada Científica buscamos que la ciencia y la tecnología sea para liberar a Bolivia. Quiero expresar mi respeto y admiración a algunos profesores y padres de familia que quieren que los jóvenes consigan medallas en las olimpiadas, no les interesa los horarios de trabajo, convocan a los estudiantes para ir enseñando”, aseguró el Jefe de Estado.

En ese sentido, solicitó a los gobiernos municipales dotar de equipamiento a los laboratorios de las unidades educativas. “Poco a poco hay que dotar de equipamiento para los laboratorios, ramas técnicas, especialmente si hablamos de ciencia y tecnología. Qué lindo que todas la unidades educativas en  el nivel secundario tenga su laboratorio”. agregó Morales.

La Olimpiada Científica crea oportunidades para el intercambio de experiencias e información acerca de programas, técnicas de aprendizaje y enseñanza de las ciencias en nuestro país y en países vecinos.

Por su parte, el  ministro de Educación, Roberto Aguilar, informó que “hoy se hace la convocatoria a los estudiantes, la cual serán hasta el 30 de julio del presente año. Esta olimpiada ya es patrimonio del pueblo boliviano y en el mes  de octubre tendremos el resultado de la última fase donde tendremos a campeones. Este año esperamos sobrepasar los 400.000 estudiantes inscritos”.

La Olimpiada Científica es para unidades educativas, fiscales, privadas y  de convenio. El primer año participaron 54 mil estudiantes, en la gestión 2016 participaron 400 mil inscritos con el objetivo de  estimular el desarrollo de capacidades de investigación en estudiantes en las áreas de Astronomía y Astrofísica, Biología, Matemática, Física, Informática, Robótica, Geografía y Química.

El reglamento de la Olimpiada Científica Estudiantil Plurinacional Boliviana cuenta con 17 artículos, toda la información se encuentra en la página web.

La inscripción es gratuita, única y necesaria durante la primera etapa, para la segunda, tercera y cuarta etapa participan directamente los estudiantes clasificados en la etapa anterior.

Los profesores de las áreas de la Olimpiada, en coordinación con sus directores de unidades educativas deben inscribir a un máximo de diez (10) estudiantes por grado y por área, a través de una prueba u otro mecanismo interno, de forma virtual en la página web: www.olimpiadas.educabolivia.bo.

En lugares alejados, la Dirección Distrital de Educación es responsable de la inscripción de los estudiantes vía Red Internet. Los estudiantes podrán participar en el nivel o grado que les corresponda o superiores y hasta en dos áreas como máximo.

Etapas

La Olimpiada Científica se desarrollará en cuatro etapas:

•Primera etapa: selección e inscripción en cada unidad educativa.

•Segunda etapa: pruebas a nivel nacional en cada distrito educativo.

•Tercera etapa: pruebas a nivel nacional en cada departamento.

•Cuarta etapa: pruebas finales en la ciudad de Sucre.

FUENTE: http://www.comunicacion.gob.bo/?q=20170424/23536

Esperemos que siga aumentando el nivel de los estudiantes y puedan clasificar a las siguientes etapas.  No pierdan esta gran oportunidad de participar y compartir con cientos de estudiantes de todo el país.

Xel

, , , , , ,

No Comments

El cine como aparato de propaganda del Pentágono

En 2004 el periodista David L. Robb escribió el libro “Operación Hollywood” en el que documenta las relaciones del Pentágono con Hollywood y la industria del cine. A cambio de dinero, el ejército presta helicópteros, tanques, instalaciones o portaaviones y, además, cambia, elimina y añade textos a los guiones originales, así como personajes, escenas, localizaciones…

Las películas del Pentágono son muy conocidas: Top Gun, Forrest Gump, Armageddon, Jurasic Park III, Superman, Black Hawk, Transformers… Si el Pentágono invade cualquier país con sus tanques, Hoolywood invade cualquier pantalla con sus películas. Muchas personas escriben contra las agresiones militares, pero muy pocas sobre las agresiones ideológicas. Simplemente, porque no las consideran agresiones.

En cada película la colaboración del Pentágono está valorada en varios millones de dólares, que es lo que cuesta alquilar un helicóptero de guerra, hacer volar un avión, reproducir un portaaviones nuclear en un estudio… Un acuerdo financiero con el Pentágono es imprescindible para rodar una película de presupuesto elevado.

Es mucho más que censura; es la promoción activa de un cierto tipo de cine, que tiene poco que ver con el arte. En 1927 “Wings” (Alas), de William Wellman, fue la primera película rodada en colaboración con la Fuerza Aérea. Con el tiempo, en el Pentágono se creó un departamento espacial para gestionar la colaboración entre la ideología y la milicia.

En la posguerra el departamento estuvo a cargo de un oficial, Don Baruch, que en 1949 firmó, junto con John Horton, también militar, el primer acuerdo de colaboración del Pentágono con la patronal de la industria cinematográfica.

Strub con su jefe, el criminal Donald Rumsfeld

Para apreciar la intervención del Pentágono en una película hay que mirar a donde nadie mira: los títulos de crédito que aparecen al final. Entonces es posible que encuentre el nombre de Philip M. Strub, que no le dirá nada al lector.

Desde 1989 el oficial Strub dirige el departamento de relaciones del Pentágono con la industria cinematográfica. Empezó a finales de los sesenta de relaciones públicas con la Marina y hoy es un personaje influyente en Hollywood, más que Julia Roberts, Schwarzenegger o Stallone. Cuando alguien quiere la colaboración del Pentágono para una película, lo primero que tiene que hacer es poner el guión encima de la mesa de Strub para que de el visto bueno al proyecto. Sin él la mayor parte de las películas más conocidas de Hollywod de los últimos años no hubieran llegado a las pantallas del mundo entero.

Las películas de interés para el Pentágono son aquellos que contribuyen al reclutamiento de la carne de cañón, la tropa que luego envían a las guerras. La obra maestra de propaganda es “Top Gun”, de Tony Scott, que convirtió a Tom Cruise en una estrella del cine. “Top Gun logró que América amara la guerra”, tituló el Washignton Post (*). Cuando se estrenó en 1986, la Marina instaló mesas de reclutamiento en algunos de los principales cines que la proyectaban para aprovechar el tirón de los jóvenes que salían de verla, y no les fue nada mal: tras el éxito de “Top Gun”, obtuvieron la mayor cantidad de reclutas en muchos años.

Naturalmente que la Primera Enmienda de la Constitución de Estados Unidos prohibe este tipo de prácticas, pero allá ocurre como acá: todos los días se limpian el culo sucio con ese tipo de papeles.

(*)  https://www.washingtonpost.com/opinions/25-years-later-remembering-how-top-gun-changed-americas-feelings-about-war/2011/08/15/ gIQAU6qJgJ_story.html 

FUENTE: https://movimientopoliticoderesistencia.blogspot.fr/2017/04/el-cine-como-aparato-de-propaganda-del.html

No es solo Hollywood, también están en las pantallas chicas de la televisión con los canales de contenido histórico, documentales, ficción, comics, musicales, diversión etc. están en todo. No es dificil identificar ese material con propaganda gringa, SI VEZ MAS DE UNA VEZ LA BANDERA DE EE.UU. DURANTE CUALQUIER ESCENA DE PELÍCULA, DOCUMENTAL O SERIE DE TELEVISIÓN, ES PROPAGANDA MILITAR MADE IN PENTAGONO.

En estos días bajo la producción de Sony Pictures, multinacional gringa donde el pentágono tiene también metida sus garras, lanzaron una serie biográfica sobre la vida del Comandante de la Revolución Bolivariana Hugo Chávez Frias realizada en Colombia y con actores colombianos para asi desprestigiar y atacar al difunto comandante que aún después de muerto sigue dando batalla al imperio genocida y sus lacayos vendepatrias.  Chávez Vive! la lucha sigue!

Asi que ya están avisados y prevenidos ante las mentiras que divulga el imperio genocida a través de sus medios masivos.

Xel

, , , , , , ,

No Comments

“Absurdo”: La ONU hace a Arabia Saudita miembro de la Comisión de la Condición Jurídica de la Mujer

“Elegir a Arabia Saudita para proteger los derechos de las mujeres es como hacer a un pirómano jefe de bomberos de la ciudad”, ha afirmado el director ejecutivo de UN Watch, Hillel Neuer.

El secretario general de la ONU, António Guterres, y el ministro del Exteriores de Arabia Saudita, Adel al Jubeir.
UN Photo / Manuel Elias

El Consejo Económico y Social de la ONU eligió el pasado 19 de abril a Arabia Saudita como miembro secundario de la Comisión de la Condición Jurídica y Social de la Mujer para un período de cuatro años a partir de 2018 a pesar de que el país del golfo Pérsico tiene uno de los peores registros mundiales en relación al trato de las mujeres.

En este sentido, la elección de la ONU ha provocado la ira de UN Watch, un grupo de derechos humanos con sede en Ginebra (Suiza), que condenó la decisión de la organización de incluir a Arabia Saudita en una Comisión “exclusivamente dedicada a promover la igualdad de género y el empoderamiento de la mujer”.

“Elegir a Arabia Saudita para proteger los derechos de las mujeres es como hacer a un pirómano jefe de bomberos de la ciudad”, ha afirmado el director ejecutivo de UN Watch, Hillel Neuer, que ha tildado de “absurda” la decisión de la institución internacional.

Al referirse a los derechos de las mujeres en el país árabe, Neuer ha recalcado que “la discriminación saudita contra la mujer es grosera y sistemática en la ley y en la práctica”. Asimismo, ha explicado que Riad prohíbe a las mujeres ponerse al volante y que cada fémina saudita “debe tener un tutor masculino que tome todas las decisiones críticas en su nombre, controlando la vida de una mujer desde su nacimiento hasta la muerte”.

Además, el director ejecutivo de UN Watch ha calculado que al menos cinco de los 54 países que han participado en la votación secreta se han manifestado a favor de incluir a Arabia Saudita en la Comisión.

La entidad dirigida por Neuer UN Watch ha citado a una mujer saudita que expresó su opinión sobre la decisión recién adoptada por la ONU. “Ojalá pudiera encontrar palabras para expresar cómo me siento ahora mismo. Soy saudita y esto [la decisión de la ONU] se siente como una traición”, escribió la internauta en Twitter.

Los 45 Estados que ahora forman parte de la Comisión de la Condición Jurídica y Social de la Mujer desempeñarán un papel importante a la hora de “promover los derechos de las mujeres, documenatar la realidad de la vida de las mujeres en todo el mundo y formular normas mundiales sobre igualdad de género y empoderamiento de la mujer”, según la ONU.

FUENTE: https://actualidad.rt.com/actualidad/236748-onu-arabia-saudita-comision-derechos-mujeres

Este absurdo define que la ONU esta a la venta, servicio y regida por y para criminales.  En realidad siempre fue así solo que nunca antes habían actuado con tanta desfachatez, hay desesperación en la ONU por los petrodólares y no les importa ser cómplices de un régimen sangriento que comete genocidio en Yemen, el régimen Saudita.

Pero un día se les acabará el petróleo y volverán al desierto,…y no habrán aprendido nada.

Xel

, , , , , ,

No Comments

Fervor religioso, la locura silenciosa

Armando B. Ginés - Rebelión

Parece mentira que esto suceda en el siglo XXI, pero las religiones monoteístas principalmente, y también sus secuelas y herejías doctrinales en forma de sectas secretas, anónimas o sumidas en la subrepticia oscuridad de la rutina, siguen marcando el paso y el pulso de muchas gentes de bien. El beneficiario último del mito, el poder establecido y las elites gobernantes. No solo en la vasta extensión de los países fallidos o expulsados de la posmodernidad neoliberal, asimismo en los territorios de la injusta y desigual riqueza capitalista.

El poder sabe que las religiones distorsionan la realidad a su favor y pueden ser vehículos fundamentales para socializar la historia y la actualidad de un modo falso, controlando las conciencias de los individuos a través de edictos o proclamas morales ancladas en creencias basadas en la fe. Tomando a Elias Canetti como referencia, la religión sirve en última instancia para transformar los impulsos privados en masa uniforme donde la igualdad es el rasero de unión de las miserias personales. A veces como multitudes de lamentación resignada a su suerte esquiva y otras como mutas de ataque ante lo diferente y el adversario externo ficticio, el poder tiene el resorte de su transformación según sus propios intereses que camufla como generales en el fervor religioso visceral e irreflexivo.

Resulta lógico en este escenario descrito a vuelapluma que las religiones se conviertan en tabú y en conceptos sagrados que requieren el auxilio y la defensa a ultranza del establishment. Quienes están sumidos en su fe, no tienen argumentos coherentes para usar la razón discursiva frente a otras ideas políticas o laicas basadas en la experiencia, los datos, las comparaciones y el rigor dialéctico de la palabra que ofrece y escucha a la vez. De ahí que haya que preservar el hecho religioso con sumo cuidado, creando ad hoc el subterfugio de la ofensa: la fe por sí misma no atesora razón alguna para su subsistencia y credibilidad en la esfera pública. Hay que atrincherarla con figuras jurídicas que rayan el absurdo.

Un ateo o agnóstico o creyente laico no puede defenderse con idénticas armas de las patrañas ideológicas que manejan a su antojo las jerarquías que custodian con veneración dictatorial y severa los dogmas religiosos. Las esencias de cualquier fe masiva y beligerante son susceptibles de ser esparcidas sibilinamente como humus de resignación o como elemento desencadenante de violencias emocionales por los santos varones que rigen los destinos de las doctrinas más extendidas en el mundo. Y siempre en connivencia con las tramas del poder hegemónico.

A pesar de la razón y la ciencia, las religiones no morirán así como así. Su democracia de rebaño y su fuerza para calmar las heridas de las batallas cotidianas no precisan demasiado rigor intelectual para adherirse a ellas. Con el mínimo esfuerzo, un pobre o marginado aislado de sus contextos históricos y existenciales puede ingresar de pleno derecho en un reino de igualdad donde pueden tocarse y olerse los aromas íntimos del prójimo que sobrevive en similar situación a la propia. Todos somos iguales en la desdicha y en la fe del carbonero.

Entregados al rezo estipulado y a las normas prescritas caídas de la revelación incontestable, la igualdad en la uniformidad se transforma en un hogar universal, un espacio de calor confortable donde la crítica racional no es más que un elemento distorsionador y diabólico que únicamente pretende resquebrajar la unión sentimental de la masa. El bien somos nosotros; el mal absoluto, ellos, los otros, los descreídos.

Más allá de que la locura sea en sentido estricto una frontera política e ideológica para delimitar lo que es bueno o malo, aceptable o rechazable en una sociedad organizada, refugiándonos en la tesis de Darian Leader, cabría traer a colación dos conceptos sutiles, estar loco y volverse loco, para intentar comprender en profundidad la etiología del hecho religioso como enfermedad o disfunción adaptativa a escenarios complejos de la mente. Según el autor, y tantos otros de perfil humanista o progresista, la cordura y la locura no son conceptos enfrentados: ambos fenómenos conviven anudados entre sí en la latencia existencial del devenir humano.

De alguna manera, todas las personas sublimamos o desviamos nuestras represiones o sucesos desagradables para adscribirnos a la normalidad mayoritaria. En ocasiones, fruto de la experiencia individual, nos inventamos relatos peculiares para soportar, atemperar o domeñar nuestras neuras o psicosis internas. Es decir, estamos locos, pero no todos nos volvemos locos necesariamente. Ese diálogo sordo entre cordura y locura no hace distingos por clase, sexo o condición de otra naturaleza.

La locura expresa, no los síntomas estrafalarios estereotipados por la psiquiatría al uso para engancharnos a cualquier tipo aleatorio de trastorno y medicamento salvador, puede presentarse de repente en la persona más sana o normal del entorno más estable posible. De cuerdo a loco o viceversa hay recorridos exiguos, distancias que no pueden observarse ojo clínico avizor.

Tanto fervor desatado, ya sea de carácter místico o de expresión doliente extremista o violenta en su formas, da que pensar. Y entre estar loco y volverse loco solo hay un trecho ínfimo. Todo poder es consciente de ello. Por eso, las religiones continúan siendo un arma muy peligrosa en manos y cerebros de intereses ocultos al teatro público. Una masa enfurecida dirigida desde las sombras morales y las prescripciones dogmáticas es más nociva que una bomba atómica. La locura ordinaria de la rutina que descansa en la simpleza de la fe siempre está a la orden de un dedo divino o carismático que le señale el enemigo a batir o la tierra prometida a hacer suya contra viento y marea. No hay masa de lamentación que no pueda advenir de súbito en muta de guerra. Si se atizan los odios y las animadversiones del modo conveniente, el frasco de las esencias dormidas podría despertar su potencial y trasmutarse en veneno justiciero. Pócima mágica y veneno son como cordura y locura: compañeros inseparables. Todo es cuestión de dosis. De esa alquimia explosiva no hay país que esté vacunado al cien por cien.

Rebelión ha publicado este artículo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes. 

FUENTE: http://www.rebelion.org/noticia.php?id=225107

A propósito de estos días que los creyentes cristianos llaman “semana santa”en un Estado supuestamente Laico. Reflexiones sobre la religión, ese virus social que al igual que el concepto de dios o dioses, si no existen, los habríamos inventado de cualquier modo. En este punto ya ni siquiera tiene sentido preguntarse: por qué?

Mi particular resumen de su actual situación es: decadencia y putrefacción.

El emperador romano Juliano, uno de los últimos que trató de recuperar el helenismo y vio como se imponían las sectas galileas o cristianas, decía:  ”El fracaso del helenismo, ha sido en gran medida, una cuestión de organización.  Roma nunca intentó imponer ningún tipo de culto sobre los países que conquistó y civilizó; por el contrario Roma era ecléctica.”

“Lo sorprendente de nuestra época es que un rabino provinciano y simple fuera convertido de forma tan extraordinaria en un dios por Pablo de Tarso, quién superó a todos los embaucadores y tramposos que hayan existido en cualquier lugar del mundo.”

Libanio, cuestor de Antioquía, mayo del año 381 sobre los cristianos.: “Ha terminado la edad de oro. También terminará la edad del hierro, y lo mismo sucederá con todas las cosas, incluso con el hombre. Pero con vuestro nuevo dios ha terminado la esperanza de la felicidad humana.”

“Ningún invento del hombre puede perdurar eternamente.  Incluso Cristo, su mas dañina invención.”

Xel

, , , , , ,

No Comments