Camiri, rico infierno pobre


CAMIRI

RICO INFIERNO POBRE

ANTECEDENTES

Camiri, no es otra cosa que una escultura topográfica tallada por manos divinas, labrada con inmensas serranías, cual si fuesen murallas del caudaloso río que bordea la vera del pueblo, con su clima tan cálido que nos acerca al sol, nos acerca a Dios.

Este pueblo, ancestralmente fue un territorio guaraní, pero las exploraciones petroleras de los años 1920, dieron el descubrimiento y el inicio de la actividad petrolera en ese espacio de territorio boliviano, ocasionando desde aquellos tiempos la inmigración permanente de ciudadanos de distintos puntos del país e incluso del extranjero en busca de una fuente laboral en las empresas petroleras  o simplemente por una actividad comercial.  De ahí el origen al nacimiento de una población con característica puramente cosmopolita, con prevalencia principal de collas y vallunos, lo cual ocasionó el desplazamiento de los originarios del lugar a sitios colindantes.

LA  TRISTEZA DE CAMIRI

Durante el periodo del nacimiento Camireño, las primeras generaciones de fundadores a través de los años 30, 40, 50, 60 y 70 sellaron su paso por ese territorio con emprendimientos visionarios y básicos en su estructura, por ejemplo: escuelas, colegios, cooperativas de luz, agua, teléfonos e incluso una cooperativa de ahorro y crédito; también hospitales, campos deportivos, cines, mercado y el Instituto Politécnico Camiri (hoy Facultad de la Universidad Autónoma Gabriel René Moreno).

Pero es triste, muy triste, en los tiempos de hoy, a principios del siglo XXI, observar cómo este pueblo que en el ensueño de sus ancestros, con espíritu emprendedor,  entallaron los cimientos hacia una ciudad productiva y floreciente, dado el caudal de petróleo que orgullosa ostentaba en otrora, sus nuevas generaciones dirigenciales de los años 80 en adelante (sean estas cívicas, sindicales, institucionales, deportivas, etc.), que en discursos se jactaban de ser hijos de Camiri, que sus huesos abonarían su tierra porque… “de petróleo nacieron y en petróleo se convertirían”…, y que en un sentido de pertenencia, decían, que era una cuestión moral liderizar la defensa de sus regalías y la proyección del progreso y desarrollo de esa hermosa cuna; sin embargo, nunca fueron capaces de alcanzar la capacidad visionaria y la apasionante entrega de sus fundadores hacia el logro de los objetivos de hacer a ese pueblo una ciudad moderna, industrial y de oportunidades , a pesar de su inmensa riqueza natural; ya que a partir de esta época, por una cuestión de egoísmo, pugnas de poder, ambiciones e interés de personas o grupos, hicieron  de ese pueblo, hasta el día de hoy…una “Torre de Babel”…, con resultados funestos y trágicos, como la pérdida y desaparición de sus instituciones; por ejemplo:

Las ex Cooperativas de Luz (COSELCA Ltda.), Cooperativa de Teléfono (COTECA Ltda.), fueron absorbidas por instituciones de la capital cruceña como la CRE y COTAS, todo esto no tiene otra explicación, que la de una vergonzosa, imperdonable, ineficiente y quizá mañosa administración de sus ex directivos y ex gerentes.

La cooperativa de agua SAGUAPAC tuvo su penoso tránsito de absorción por EPSAS, volviendo  (por gracia divina) en los últimos años nuevamente a ser patrimonio del pueblo con su razón social de origen.

La Cooperativa de Ahorro y Crédito COODOC Ltda. fue también extinguida por su ineficiente administración, con resultados de una quiebra financiera.

Sus campos deportivos como el único Stadium y único Coliseo Cerrado construidos en los primeros años de la década de los 70, a la fecha no tuvieron remodelaciones de envergadura, manteniendo su misma infraestructura de origen, y sin haber construido otros complejos deportivos de calidad, es más, otros campos deportivos (cancha de Gol, cancha San Antonio, cancha Saavedra, etc.) desaparecieron producto del loteo para construcción de viviendas.

Los cines Echazú, Camiri e YPFB que fueron únicos centros de distracción de antaño  fueron cerrados, sin la apertura de otros nuevos.

El mercado central mantiene su antigua infraestructura, aunque una parte medianamente fue reacondicionado.

La tristeza y melancolía invade en el sentimiento al ver el ex campamento de Y.P.F.B., hecho un cementerio histórico, mismo que en antaño simbolizaba la dinámica y ardiente actividad petrolera.

Así podríamos enumerar muchas obras deterioradas en el tiempo o que simplemente ya no existen, destacando únicamente al inicio de los años 80 la conquista del 11% de regalías; y en la actualidad solamente podríamos destacar la Facultad Universitaria (que administrativa y económicamente aun depende de la Universidad Autónoma Gabriel René Moreno), también su hospital, su pequeña terminal y uno que otro mercadito.

OTROS ASPECTOS

En la actualidad no existe una sola entidad financiera que se constituya en patrimonio del pueblo, ya que todas las que se encuentran en funcionamiento son agencias o sucursales con su central en la capital del departamento, lo cual implica que de todo el efectivo que cotidianamente recaudan, una parte se redistribuye en crédito, y el mayor porcentaje de efectivo los envían a la ciudad de santa cruz, es decir, estas entidades financieras se constituyen en Agencias o Sucursales meramente recaudadoras.

El río Parapetí es el toque natural más hermoso dado a este pueblo, pero la demasiada convexidad y opacidad del cristalino de sus “lideres” contemporáneos, ha inutilizado y postergado la edificación de obras con envergadura turística a lo largo y ancho de su abundante manantial; nunca supieron que el embellecimiento de la vera del río generaría un mayor atractivo turístico y por ende, fuentes de trabajo e ingresos económicos.

No existen incentivos a emprendimientos micro ni macro empresariales (financieras, industriales, agrícolas, etc.) que contribuya a fecundar empleos, mayores ingresos impositivos, mayor circulación de monedas y diversificación de su actividad económica.

FINALMENTE

Camiri, en la actualidad se caracteriza como un pueblo sin petróleo, un pueblo de tránsito hacia el norte o el sur, un pueblo de cemento barato por la calidad de obra, sin instituciones propias de servicios públicos o financieras, sin industrias, sin infraestructuras de turismo, sin proyectos de impacto, sin fuentes de trabajo; en otras palabras, un pueblo heredado exclusivamente para estudiantes, maestros y jubilados. Únicamente el lugar es hermoso; o también podríamos repetir estas palabras… “pudimos serlo todo…y no somos nada…”.

 

Remy Williams Vasquez

, , , ,

  1. #1 by Xel on 19 February 2012 - 13:56

    El objetivo de las siempre ambiciosas oligarquías cruceñas ha sido convertir a Camiri en un barrio mas de sus dominios y con la ayuda de unos miserables cipayos, lo ha conseguido. Nos están esquilmando, chupando hasta la última gota de vitalidad.

Comments are closed.