El retorno de una iglesia racista y colonial


El Cardenal Toribio Ticona

Por: Camilo Katari *

Un reciente comunicado de la Conferencia Episcopal (una especie de junta directiva empresarial de los obispos bolivianos) le ha “rayado la cancha” al flamante cardenal Toribio Ticona. En otros tiempos, este hecho se hubiera denominado “cisma”, es decir, una crisis en el seno de la Iglesia católica.

Pero en nuestros días simplemente es una noticia que se entremezcla con los problemas del fútbol español y las desventuras de alguna miss de habla inglesa.

Desde nuestro punto de vista, lo que ocurre en la cúpula eclesial boliviana católica es muy grave, porque pone en cuestión el famoso voto de obediencia que supuestamente tienen todos los curas y por esa fidelidad llegan a obispos, aunque revisando la historia podemos afirmar que la lucha por el poder siempre fue una característica dentro de la Iglesia católica.

El pronunciamiento pone en cuestión las decisiones del propio papa Francisco, jefe de la Iglesia católica que vive en Roma, y es una especie de rebelión de los obispos bolivianos.

Ahora bien, ¿por qué el comunicado? Ya que es bien conocido que el anterior Cardenal era la “cabeza y portavoz de la Iglesia católica”, la explicación a este enredo se encuentra en el carácter racista-colonial de los obispos bolivianos.

La Iglesia en Bolivia tiene una larga historia de diferenciación del común de los mortales; como se repitió en varias oportunidades, la Iglesia se autonombra la “portadora de la luz”, que debe abrir las mentes de los ¿salvajes? porque llegaron, se establecieron y se multiplicaron con ese pretexto, hasta que fuimos reconocidos como portadores de alma.

Pero hoy esa raíz colonial se manifiesta y aclara las diferencias entre un Toribio Ticona (indígena) y la flor y nata de una Iglesia conservadora, representada por los obispos de rancio pedigrí. ¿Alguien decía algo sobre las opiniones personales de Julio Terrazas, un aliado a la oligarquía cruceña?

En uno de sus mensajes, el papa Francisco sentenció: “Hagan lío”, y eso es lo que logró el nuevo Cardenal, sacudiendo el anquilosado cuerpo de una Iglesia que a todas luces se encuentra decadente y poco “aggiornada”, como recomendó otro sacerdote de una orden religiosa.

¡Bienvenido al mundo racista y colonial, Toribio Ticona! La esperanza que tenemos es que no dobleguen tu conciencia y esa capacidad de leer la realidad de este nuevo Estado, que esa claridad no se diluya en los oscuros pasillos de la Conferencia Episcopal.

Por supuesto que este pronunciamiento ha logrado que muchas almas dormidas en su fe, como el que escribe estas notas, despierten no por lo dicho por Toribio, sino porque despertó la ira de esos representantes “bien machos”, que quieren mantener las viejas estructuras sociales y económicas.

¡Bienvenido, Toribio Ticona! Porque esto permitirá la construcción de nuevos escenarios de diálogo, de influencia entre los constructores de una sociedad nueva. Sin duda lograste tocar lugares que duelen en el cuerpo enfermo que prefiere ignorar sus dolencias y mantener una fortaleza que no es tal, ese solo hecho ya te hace agradable a los ojos del señor pueblo.

Es posible que en esta disputa abierta de poder tu compasión te lleve a perdonar a los que te ofendieron y termines en el redil de los poderosos, tenemos la esperanza de que no será así; y en ese camino, otro camino, estaremos caminando juntos como en las jornadas de lucha de los viejos mineros cuando muchos sencillos curas optaron por el pueblo y se ganaron su gratitud, sólo baste un nombre como el de Gregorio Iriarte para dar fe de lo que hablamos.

¡Bienvenido al mundo racista y colonial, Toribio Ticona! Porque más allá de la mitra que te consagra como cardenal, tus palabras, que ofendieron a los representantes de una Iglesia fósil, ya ganaron a un pueblo que necesita aire fresco en las bóvedas gélidas de las catedrales.

(*) Es escritor e historiador potosino

FUENTE: http://escuelanacionaldeformacion.blogspot.com/2018/06/el-retorno-de-una-iglesia-racista-y.html

Uds. saben cuán sensible somos a este tipo de temas fundamentales porque tienen que ver con la Descolonización de nuestra mente y con una de las instituciones que se ha encargado de introducir y reproducir precisamente la ideología Colonial que es portadora de todas las taras como el machismo, racismo, homofobia, discriminación, etc., que enferman, dividen y frenan el avance de nuestra sociedad en general.  A tal punto que cualquier tipo de aporte positivo queda marginado o reducido a nada.

En la serie para Tv ‘Los Borgia’ se narra la cruenta lucha por el poder dentro del seno de la Iglesia, de allí surgió un papa: Alejandro VI que tuvo mucho que ver con nuestra historia. La pelea entre los Obispos de la CEB Conferencia Episcopal de Bolivia y el nuevo Cardenal Toribio Ticona es una pugna interna por el poder y el control de esa institución. Todo comenzó cuando el Cardenal Ticona, de orígen humilde, tuvo la sinceridad o desfachatez (depende de donde se lo mire) de declararse “amigo de Evo”(1).

“El nuevo Cardenal nació en Potosí y fue elegido Cardenal por el papa Francisco. El 29 de junio asumirá oficialmente su cargo en un acto en el Vaticano como corolario de una vida en la que fue lustrabotas, minero, alcalde, sacerdote y obispo.”(extraido de La-Razón.com)

Relacionados: “Yo voy a estar más cerca de Evo, es mi amigo”(1)

La CEB y el Cardenal

La CEB recuerda que su directiva es la voz oficial de la Iglesia Católica

Cardenal Ticona niega haber tenido vida marital e hijos

El Cardenal se queda en soledad entre tantas sotanas

Evo irá al Vaticano para la creación de Ticona como Cardenal

Como podrán notar y dicho en pocas palabras, los curas que integran la CEB es parte de la oposición política al gobierno de Evo Morales y con esto se explica y se entiende todo. No se olviden que manejan medios como Red Erbol y Fides, y que no dudarán en utilizarlos para lanzar sus declaraciones hipócritas.

Xel

, , , , , , ,

Comments are closed.