Archive for category Salud

Investigación denuncia la tragedia argentina sobre los agrotóxicos (VIDEO-it)

Más de 30 políticos argentinos vinculados al negocio del agrotóxico
Norma Estela Ferreyra - Barómetro latinoamericano
En mi país hay excelentes periodistas de investigación, como Tomás Méndez y su colaborador Miguel Ponce de León. Dos heroicas y valientes personas que ponen la verdad por sobre las mentiras y ocultamientos de gobiernos corruptos. 

En su prestigioso programa ADN, emitido el 29 de septiembre de 2017 por Canal C5N de la TV argentina, donde un exmiembro del Greenpeace, Franco Seguesso, expone y denuncia la relación que existe, por lo menos, con 30 funcionarios y políticos macristas en los negocios de agrotóxicos.

Una es Beatriz Giraudo, la coordinadora en el ministerio de Agroindustria, presidenta honoraria de Aapresid (Asociación Argentina de Productores en Siembra Directa). Otro es Guillermo Bernaudo, jefe de gabinete de Ricardo Buryaille, miembro de AACREA (Asociación Argentina de Consorcios Regionales de Experimentación Agrícola). Leonardo Sarquis, gerente de Monsanto para Argentina, Paraguay y Uruguay, ministro de Agroindustria de la provincia de Buenos Aires. Buryaille, ministro de Agroindustria de la nación, miembro de RAP (Red de Acción Política). Cerca de 160 políticos son parte de esa red a la que financian, entre los que se encuentra la vicepresidenta Gabriela Michetti, quienes forman un entramado secreto, al igual que Oscar Aguad, ministro de Defensa. Fuente: https://www.facebook.com/153427751341447/videos/2067721586578711/

Mientras en Buenos Aires, Chaco, Formosa, Salta y Santa Fe la justicia prohibe fumigar con agroquímicos a menos de 1.500 metros de centros poblados, desde El Disenso te contamos: Escudándose en un informe realizado por el ministerio de Agricultura de la nación en conjunto con CASAFE (Cámara de Sanidad Agropecuaria y Fertilizantes), AAPRESID (Asociación Argentina de Productores de Siembra Directa) y la Federación de Cámaras Agroaéreas, titulado “Pautas sobre aplicaciones fitosanitarias en áreas periurbanas”, el ministro Bergman anunció que acortará por resolución la distancia mínima para la fumigación con glifosato. La “gran noticia” fue adelantada por Bergman y Buryale, en la inauguración del 25 congreso de la AAPRESID, uno de los organismos que realizó el informe.

El rabino devenido en ministro de Ambiente, consideró “muy restrictivas” las ordenanzas dictadas por diversos municipios que exigen una distancia mínima que va de 10 a 15 cuadras de los centros poblados. Esa distancia tiene un porqué: la Corte Suprema de Justicia de la Provincia de Buenos Aires falló en 2016 exigiendo que la fumigación con glifosato respete una distancia mayor a los 1.000 metros, mientras que la justicia santafesina exige para la fumigación aérea un mínimo de 1.500 metros y de 800 metros si se fumiga a pie. Por otra parte, según se desprende del informe de la Cámara de Sanidad Agropecuaria y Fertilizantes, la Red Universitaria de Ambiente y Salud publicó que en Argentina el consumo de agrotóxicos aumentó un 983 % en 25 años: de 38.000 toneladas en 1990 a 370.000 en 2015.

La Argentina es el país que más glifosato usa por habitante al año, con 5 kg por habitante y año. La superficie cultivada se incrementó a un total aproximado de 30 millones de hectáreas, donde el 70 % es transgénico, y ya hay 12 millones de argentinos expuestos a estos agrotóxicos. Al aumentar el uso de estos herbicidas, las plantas aumentan su resistencia, por eso cuando en 1996 se utilizaban 3 kg de glisofato al año por hectárea, hoy se aplican 12 kg.

La ONG Greenpeace denunció en 2016 que “al menos treinta funcionarios (del Gobierno de Cambiemos) tienen vínculos con el oligopolio de la industria química”. Esta rama estaría encabezada por Monsanto-Bayer, Dow-Du Pont, Syngenta-ChemChina y BASF, quienes controlan el 60 % del mercado mundial de semillas y el 65 % de las ventas mundiales de agrotóxicos. Por eso no sorprende que ahora se censure la palabra “agrotóxicos” cuando desde el Gobierno ya está un marcha un plan de “mejoramiento de imagen” de la multinacional que va desde introducir a Monsanto en las escuelas porteñas hasta incorporar un programa de Monsanto en la grilla oficial de programación.

El Disenso agrega: Detrás de ILSI hay un largo listado de multinacionales donde se destacan Monsanto y Bayer, la firma alemana que en septiembre de 2016 compró a la empresa Monsanto por 66.000 millones de dólares. EL 18 de mayo pasado en nuestro informe “La censura llegó al INTA: no se puede mencionar la palabra agrotóxicos”.

Mientras Italia muestra en la TV un informe sobre la realidad del uso de esta “alternativa tecnológica” en nuestro país exponiendo la realidad de los “pueblos fumigados” de las zonas rurales del litoral que padecen los efectos de haber sido rociados con glifosato desde el aire, como es el caso de San Salvador, donde mueren de cáncer uno de cada dos vecinos.

“Malformaciones congénitas, problemas respiratorios, neurológicos, alergias, abortos espontáneos y cáncer son solo algunas de las enfermedades que sufren estos argentinos que viven cerca de grandes extensiones de cultivos de soja o en regiones cercanas al área de producción de transgénicos dependientes de venenos de Monsanto”, cuenta el periodista que presenta el detallado informe, mientras desde Cambiemos la respuesta es sencilla: debemos abstenernos de utilizar la palabra “agrotóxicos”.

En un informe titulado “¿El INTA en manos de Monsanto?” expusimos que Marcos Peña estaba analizando el nombramiento de María Beatríz “Pilu” Giraudo, al frente del INTA. Giraudo es una conocida defensora y lobbista de Monsanto, que desde el año 2014 se desempeña como presidenta de AAPRESID –Asociación Argentina de Productores en Siembra Directa- el sistema productivo que fue impuesto por las empresas que desarrollaron el sistema de agricultura industrial “basado en el uso de agrotóxicos”, es decir, Monsanto.

El documento técnico en el que se basa Bergman para acortar la distancia a 100 metros fue elaborado por AAPRESID. Si bien Giraudo no fue al INTA, fue nombrada por el ministro Ricardo Buryaile como nueva “Coordinadora de Políticas Públicas para el Desarrollo Sustentable“, teniendo a su cargo la coordinación del Plan Belgrano desde el ministerio de Agroindustria con el objetivo de “impulsar la iniciativa desde el punto de vista bio económico” y “hacer de las buenas prácticas una marca país”. En ese momento nos preguntamos si esas “buenas prácticas” incluirían el uso masivo del glifosato en Argentina. Hoy ya tenemos la respuesta.

Te mostramos el informe de la tv italiana que expone la realidad del uso del agrotóxico en Argentina, el país que más glifosato utiliza anualmente por habitante. VER: https://youtu.be/L1jFSFmIMJ8

normaef10@hotmail.com

Fuente: https://barometrolatinoamericano.blogspot.com.es/2017/10/mas-de-30-politicos-argentinos.html

FUENTE: http://www.rebelion.org/noticia.php?id=232602
Es un asunto de salud pública que nos afecta a todos directa e indirectamente y es muy grave.  ¿También estamos produciendo alimentos usando veneno?
Veremos quién se atreve a investigar sobre el agronegocio soyero y los agrotóxicos en Bolivia.  ¿Cuantos kg de glifosato por hectárea al año se esta utilizando? ¿Cuales son las cifras de sus consecuencias en salud? ¿Existen políticos vinculados al agronegocio en Bolivia? Etc., etc.
Las fumigaciones que se hacen en las ciudades para matar a los mosquitos, contendran elementos que afecten a la larga nuestra salud? (este es otro tema para investigar)
Xel

, , , , , , , ,

No Comments

Camiri se beneficiará con un hospital de segundo nivel, se firmó el contrato para su construcción

En presencia del Vicepresidente del Estado A. García Lineras, la Ministra de Salud Adriana Campero, el Alcalde de Camiri F. Valdéz, autoridades locales y sectores sociales de la población se realizó la firma del contrato para la construcción del Hospital público de 2do nivel a entregarse en 2 años. 21-09-17

La Paz, 21 de septiembre de 2017.- El vicepresidente Álvaro García Linera presenció este jueves la firma del contrato para la edificación del nuevo hospital de segundo nivel que promueve el gobierno del presidente Evo Morales, el que beneficiará a 33 mil habitantes de la localidad de Camiri, provincia Cordillera del departamento de Santa Cruz. La obra demandó una inversión de Bs 86,2 millones.

El Vicepresidente informó que se invertirá $us 1.600 millones en la edificación de los nuevos hospitales. “Vamos a hacer 31 hospitales de segundo nivel, 13 de tercer nivel y cuatro de cuarto nivel para eso vamos a necesitar varios especialistas”, dijo.

“Hemos mejorado la educación, ahora queremos mejorar el tema salud. En 24 meses ya estará la obra y esperamos que para septiembre de 2019 contar con nuestro flamante hospital en Camiri. Además, este es el primer paso del compromiso con Camiri, siempre vamos a acompañar el desarrollo de esta querida ciudad”, sostuvo García Linera.

Por su parte, la  ministra de Salud, Adriana Campero, aseguró que la infraestructura será moderna y contará con todas las especialidades médicas para atender con calidad y calidez a la población cruceña.

“Este hospital de segundo nivel contará con especialidades de internación hospitalaria, pediatría, gineco-obstetricia, cirugía general, medicina interna, apoyo de anestesiología, servicios complementarios de diagnóstico y tratamiento, y 72 camas de internación”

“El plan Hospitales para Bolivia comprende también la especialización de profesionales médicos de varias universidades del país y del exterior” dijo Campero.

FUENTE: http://www.comunicacion.gob.bo/?q=20170921/24198

Finalmente se firmó el contrato para que comiencen la obras de este hospital que es una necesidad creciente para Camiri y la región.  Se estaría consolidando el sector de servicios de salud como otra componente muy fuerte en el desarrollo de Camiri, pero no es suficiente, queda mucho por hacer en este campo.

Xel

, , , , , , , , , ,

No Comments

Amianto, una epidemia oculta e impune: Contra una industria criminal que sigue asesinando

Recordemos una información de la Organización Mundial de la Salud (OMS) de 2016: en el mundo hay 125 millones de personas expuestas al amianto en su lugar de trabajo. Más de 107.000 muertes anuales son atribuibles a esta exposición laboral. De los expuestos, una gran mayoría acaba con algún tipo de enfermedad. Además, un 30% más de afectados sobre la cifra anterior lo son por contaminación familiar. La población de los cuarenta países que siguen consumiendo amianto en la actualidad, donde no está prohibido, está en torno al 71% del total mundial.

En nuestro país, y aunque no sean los únicos desde luego, hay dos grandes activistas y conocedores de una de las industrias más criminales de la historia de la humanidad: Paco Báez y Paco Puche. En ambos casos, su implicación en las luchas, su solidaridad con la víctimas, su conocimiento no meramente teórico de las salvajes aristas de este bloque inhumano, infame y desarrollista, hace que sus escritos, sus conferencias y sus libros, estén llenos de pensamiento crítico y de un punto de vista fuerte y consistentemente humanista.

El libro que comentamos tiene al segundo Paco, Puche, como autor. El compromiso que señalamos se observa desde la dedicatoria: «A las miles de víctimas del amianto silenciadas en el mundo» y en el texto de Remi Poppe, ex diputado holandés, elegido para abrir el ensayo: «A excepción de la pólvora, el amianto es la sustancia más inmoral con la que se haya hecho trabajar a la gente; las fuerzas siniestras que obtienen provecho del amianto […] sacrifican gustosamente la salud de los trabajadores a cambio de los beneficios de las empresas» (p. 7). No es retórica, no es exageración, no es prejuicio izquierdista. Es descripción de lo que hubo, de lo que hay y de lo que seguirá habiendo.

Soledad Díaz-Gallego es la autora del prólogo de un libro que se estructura en 13 capítulos –«El amianto, conceptos fundamentales», «El ciclo de vida», «El origen del capital», «La industria tóxica»…–, el apartado de conclusiones y la bibliografía. Conviene para futuras reediciones un glosario (que se nos da parcialmente en el primer capítulo) y un índice analítico.

Conviene destacar aquí algunas de las tesis e informaciones más centrales de un libro que tiene la virtud de no presuponer conocimientos previos del lector. Le ayuda, poco a poco, a recorrer un panorama que podrá complementar con otras lecturas dadas en una bibliografía asequible y actualizada, y que no abruma:

1. Uralita hace referencia al oligopolio industrial que manejó el amianto (un mineral que se presenta en la naturaleza en forma de silicatos de hierro y magnesio) en España. La familia March era su propietaria en la época de máximo esplendor. Por el carácter “casi eterno” del amianto (del griego, incorruptible) asbesto (del latín incombustible) las empresas europeas que lo explotaron y distribuyeron se llamaron Eternit.

2. Se calcula que han usado amianto más de tres mil productos diferentes. En unos casos de forma directa, usando el llamado amianto friable, y en otros, en combinación especialmente con cemento, usando el que se dice que no es friable. El primero, el más fácilmente desmenuzable, es el más peligroso para la salud de los expuestos al mismo. Hablamos de mayor o menor peligrosidad por este orden: amianto blanco, marrón y azul. Menor peligrosidad no significa, por supuesto, inocuidad.

3. Su uso ha sido generalizado en muchos países industriales durante unos cien años. Se calcula que en Suiza una de cada dos casas tienen instalados cuadros eléctricos de distribución que contienen amianto. En Zurich hay unas 50.000 viviendas en estas circunstancias. Lo esencial del tonelaje mundial de amianto se encuentra en forma de fibrocemento (en 2005, el senado francés calculó que el fibrocemento representa entre un 65 y un 75% del total). La metáfora que nos presenta Paco Puche: «Esta diseminación hace que el amianto siga instalado universalmente y que, como una telaraña global, nos tenga a todos bajo sus redes» (p. 21). En una vivienda puede haber presencia de este material en 25 lugares, aparte de los utensilios. En techos, suelos, conducciones, depósitos, jardineras, aislamientos, planchas, termos, filtros de cigarrillos, tostadoras, etc.

4. Según la OMS, la exposición al asbesto en todas sus variedades, además de causar cáncer de pulmón y mesotelioma, puede causar cáncer de laringe y ovario. Se conocen desde hace muchos años su peligrosidad. En 1930, el inspector médico de trabajo británico, Edward Merewether estableció la relación causal entre la exposición al amianto y la asbestosis (lo que llevó al reconocimiento de la misma como enfermedad laboral en Gran Bretaña). En 1955, los trabajos de Richard Doll establecieron la relación entre la exposición al amianto y el cáncer de pulmón. Recordemos que en países como España se prohibió a principios del siglo XXI, y que sigue siendo legal en muchos países del mundo. En Cuba, por ejemplo (¿por qué?).

5. A pesar de todo lo señalado, el carácter mortífero del amianto sigue siendo desconocido para millones de personas en el mundo. Se habla, con razón, de una verdadera conspiración de silencio. En general, la ausencia de noticias en los grandes medios es la tónica dominante desde hace décadas.

6. Existen tres intentos de aproximación global al daño causado. Uno de ellos es el del propio autor. Los otros dos son los de la revista Lancet y el de Eun-Kee Park et al. Se habla todo ello en las páginas 47-51. Uno de sus cálculos: «si multiplicamos este número de fallecidos por mesotelioma (1.311.538) por 3,8, obtenemos el total de muertes por las tres enfermedades graves del amianto. La cantidad sería de unos 5 millones de muertes» (p. 50). Un genocidio industrial capitalista.

7. La situación del amianto en España se expone en el capítulo 8. Todo el consumo en nuestro país ha procedido de la importación de otros países, de Canadá y Rusia (de los montes Urales, de ahí el nombre de Uralita). El monto total ha sido de 2,6 millones de toneladas. Los años de mayor producción y consumo de amianto se dieron entre 1950 y 1990, con un pico en 1973 de 132.000 toneladas.

La otra cara de la moneda: antes de 2030, el 87% del amianto instalado habrá terminado su vida útil. Quedará entonces otra inmensa tarea no menos peligrosa, el desamiantado, que debe, que debería realizarse en condiciones adecuadas. Existe una normatividad al respecto que en muchas ocasiones no se cumple, con el peligro subsiguiente para los trabajadores no suficientemente informados, organizados y protegidos, muchos de ellos recién llegados a nuestro país.

8. El número total de víctimas en España, calcula el autor, podría estar entre 67.000 y 106.000, por exposición laboral, familiar y ambiental. La horquilla depende de las diferentes formas de hacer los cálculos. Carecemos, no por casualidad, de estadísticas seguras y completas.

9. El dolor y la tragedia de las víctimas es el tema del capítulo 9 del libro, uno de los más conmovedores. El relato de Maria Roselli estremece. La inhumanidad de Schmidheiny, un asesino en serie lo llama el autor, horroriza. Uno de los casos que golpea más, sin olvidar niños sudafricanos o los prisioneros de la mina Xinkang que trabajan para la empresa Shimian Asbestos Mine, es el de Eduardo Miño. «Ex vecino de la población Pizarreño y miembro de la asociación de víctimas, tomó una decisión que marcaría para siempre el camino de la lucha contra el asbesto. El 30 de noviembre de 2001, como último recurso de protesta ante la injusticia de ver como los responsables de las muertes por el asbesto gozaban de total impunidad, se quema a lo bonzo frente al Palacio de la Moneda, en la plaza de la Constitución, falleciendo al otro día debido a la gravedad de sus lesiones» (p. 109). En una carta de despedida a la opinión pública decía: «Mi nombre es Eduardo Miño Pérez […]. Militante del Partido Comunista. Soy miembro de la Asociación Chilena de Víctimas del Asbesto [...] Ya han muerto más de 300 personas de mesotelioma pleural [...] Hago esta suprema protesta denunciando […]». «Mi alma», señala finalmente Miño, «que desborda humanidad ya no soporta», no pudo soportar, «tanta injusticia».

10. El capítulo 13, que cierra el libro con las conclusiones finales, está dedicado al filantrocapitalismo pulvígeno. Son contundentes las críticas a la Fundación Avina/Ashoka, en manos de un millonario suizo que conocemos bien: Stephan Schmidheiny. Su sombra es alargada y contamina para mal, y para cubrirse con ropajes humanistas, a muchas ONG.

En síntesis, un libro imprescindible, que tiene, además, una gran virtud conceptual y poliética: nos enseña las entrañas de esta industria criminal y sirve de argumento para conocer el lado real y oscuro del sistema civilizatorio del capitalismo realmente existente.

“De lado de las víctimas o del lado de los verdugos”, no hay otra, recordó hace ya años un gran poeta ecologista, maestro de muchos de nosotros, Jorge Riechmann. Paco Puche, ingeniero, científico concernido, no tiene ninguna duda: con las víctimas, contra los verdugos.

Salvador López Arnal, miembro de CEMS (Centro de Estudios de los Movimientos Sociales) de la UPF.

Fuente: Papeles de relaciones ecosociales y cambio global, verano de 2017, n.º 138, pp. 179-181

FUENTE: http://www.rebelion.org/noticia.php?id=230940

Si observan con cuidado, hay muchísimas casas con techos de este material muy peligroso en Camiri, generalmente aquellas asociadas con alguna empresa grande que tiene que reducir costos para generar mas ganancias.  Y recordemos que la mayoría de las casas de Camiri se construyó bajo los costos de operación de la vieja empresa estatal YPFB.

Es un problema de salud latente y que con el pasar de los años se agravará.  La poca información e ignorancia sobre el amianto y este tipo de techos sobre como se debe retirarlos y a donde se los debe llevar después, también generará mas problemas de salud para nuestra población. –>Desamiantados escandalosos.

Xel

, , , , , , , ,

No Comments

Por qué es ilegal ser obeso en Japón

En el país del sol naciente, tener sobrepeso está fuera de la ley. Pero, ¿cuál es la razón de esta insólita decisión?

En abril de 2008, entró en vigor en Japón una ley que obliga a todas las empresas y municipios del país a medir la cintura de los empleados mayores de 40 años. La medida no puede superar los 85 centímetros para los hombres y los 90 centímetros para las mujeres.

CC0 / PIXABAY

Las personas con sobrepeso tienen hasta tres meses para adelgazar. Si no logran, son obligadas a asistir a sesiones de terapia obligatorias bastante costosas.Para motivar a los empleados, algunas grandes compañías niponas, como Mitsui Chemicals o Matsushita, gratifican con viajes o premios a los empleados que siguen una dieta.

Pese a que Japón se encuentra en el segundo lugar en el ranking de los países más ‘delgados’ del mundo, según la OMS, las autoridades niponas están preocupadas por el hecho de que las nuevas generaciones consumen cada vez más alimentos occidentales ricos en grasas y azúcares.

FUENTE: https://mundo.sputniknews.com/salud/201708091071434523-obesidad-sobrepeso-este-ley/

Si en Bolivia se tomara este tipo de medidas contra la obesidad, o bien nos iríamos a la bancarrota porque no alcanzaría el presupuesto nacional para dar bonos a los obesos que bajen de peso (porque hay muchos y muchas), o tal vez todo resulte en un fracaso si asumimos la falta de voluntad y disciplina entre los bolivianos, voluntad y disciplina que caracteriza precísamente a los japoneses.

La obesidad es un tema de salud pública que conlleva serios problemas económicos y de productividad para una nación, asi que no es poca cosa.  ¿Cuales son los países con mas obesos del mundo? (nota de la BBC de Gran bretaña, un medio multinacional de la desinformación, solo para referencia).  Y cual será la ciudad de Bolivia con mas obesos, no?

Xel

, , , , , , , , ,

No Comments

Sobre la despenalización del aborto

Es típico de gobiernos reformistas que ante su renuencia a transformar la estructura socioeconómica pretendan hacerlo a plan de decretos y leyes. Por ello es que siguiendo su “coherencia ideológica” mediante el nuevo código penal boliviano, que se encuentra todavía como proyecto de ley, se procure conseguir ciertos cambios que intenten darle a la justicia un rostro nuevo para captar la atención del ciudadano y crea éste que aquel ideal tan anhelado conocido como justicia, le permitirá vivir en paz y armonía.

Dentro de estos cambios en el código penal, se encuentran las propuestas de las nuevas causales que admiten recurrir al aborto sin que se incurra en alguna forma de delito, nueve casos en total, tres de los cuales ya son reconocidos por la actual legislación boliviana. El proyecto contempla que las mujeres con menos de ocho semanas de gestación puedan abortar en caso de pobreza extrema o no cuenten con recursos propios para la manutención de su familia. Pero esta situación debe ser demostrada ¿Cómo? me imagino que se manejarán criterios que permitan delimitar pobreza de extrema pobreza, o tal vez se deje simplemente a criterio del juez quien deberá aplicar la “sana crítica”. Pero lo indudable es que el creciente número de niños abandonados que vemos en las calles de nuestras ciudades es la muestra indiscutible de la penosa situación de la madre boliviana. Por lo tanto, como publicaba hace muchos años el Pravda “el nacimiento de un hijo es para muchas mujeres una seria amenaza” mientras se encuentre en situación de miseria y opresión familiar, de ahí que en la revolución rusa, la mujer consiguió el derecho al aborto, claro que después el estalinismo en 1936 nuevamente lo ilegalizó salvo en casos extremos.

No se vaya a confundir o creer que a los socialistas les gusta abortar, no es así, incluso el mismo Trotsky mostraba su pesar cuando se refería a éste como “un triste derecho” muy peligroso en una sociedad estratificada en clases sociales, pues este derecho es transformado por la desigualdad social en un privilegio. Cada año muchas mujeres eran mutiladas en la URSS por abortos mal practicados, porque no existían instalaciones sanitarias en condiciones adecuadas para proporcionar esta práctica médica a las mujeres que se veían obligadas a recurrir al aborto, salvo por supuesto las que podían pagar un “buen servicio”.

En Bolivia, la salud es un tema pendiente postergado permanentemente por los gobiernos de turno que nunca lo consideraron seriamente como una política de estado, por la lógica razón que para ellos la salud pública no es rentable, por eso, lamentablemente estas distan mucho del servicio que prestan los centros de salud privados. Esta problemática se hace visible frecuentemente, en largas filas desde altas horas de la madrugada que tienen que hacer los pacientes para obtener, si es que tienen suerte, una ficha de atención médica, pero esto solamente es la punta del iceberg, pues también se manifiesta en la falta crónica de medicamentos, en los precarios equipos médicos, en la insatisfacción por el trato recibido, en el insuficiente presupuesto destinado y otras muestras de ineficiencia e insuficiencia que derivan finalmente en ineficacia en los servicios que se prestan.

Por ejemplo actualmente el hospital de niños “Germán Urquidi” de la ciudad de Cochabamba se encuentra saturado de pacientes a la espera de atención médica, de acuerdo a los medios de comunicación existen 300 niños en lista de espera para ser intervenidos quirúrgicamente, muchos de ellos desde el 2014. Ya el alcalde de esta ciudad manifestó que su municipio no está en condiciones de dar atención a todos esos niños, por lo que pidió la colaboración de la gobernación, se prevé destinar un presupuesto para que muchos de estos niños sean atendidos en clínicas particulares, medida que es un parche pues obviamente no dará solución al problema estructural de la salud.

Cabe deducir entonces que en estas condiciones la vida de muchas mujeres estará en riesgo, no todas podrán efectivizar su derecho al aborto, pues el que una mujer pueda acceder o no a un aborto va a depender de los ingresos económicos con los que cuente. Por ende la gran mayoría de mujeres trabajadoras, campesinas, estudiantes que conforman el conjunto de mujeres empobrecidas, serán quiénes continúen en riesgo de perder sus vidas; si bien ya no por abortos clandestinos, pero si por abortos realizados en condiciones precarias, pues no encontrarán en los servicios públicos de salud las condiciones necesarias para hacerse practicar el aborto, o estarán en “lista de espera” lo que llevará que clínicas particulares ofrezcan este servicio que indudablemente no estará al alcance de aquellas mujeres que se encuentran en situación de extrema pobreza, sino de aquellas que puedan pagarla.

¿Asombra esta situación? No, pues al igual que hay cientos de niños en nuestro país que no pueden ser atendidos, cientos de mujeres que mueren por complicaciones en el parto, cientos de ciudadanos que se endeudan con los desorbitantes costos por la atención médica que reciben, que en muchos casos cuando fallece el enfermo se ven dificultados a retirar el cuerpo porque no logran pagar la elevada cuenta hospitalaria incluso en centros hospitalarios públicos, de la misma manera habrán varias mujeres que se ven obligadas a abortar a esperar su turno sin la seguridad de ser atendidas en condiciones adecuadas, o al verse imposibilitadas de recurrir a clínicas privadas se verán obligadas a acudir a “métodos caseros” que pondrá en riesgo su salud y vida. Por lo tanto el derecho a un aborto seguro en nuestra sociedad tan marcada por la desigualdad de clases sociales, será un privilegio para aquellas que puedan pagarlo, y las que se encuentran en extrema pobreza tendrán que arreglárselas como lo han venido haciendo hasta ahora para subsistir.

La emancipación verdadera de la mujer, la materialización justa del derecho al aborto, no serán posibles mientras subsistan las condiciones sociales, culturales y económicas que siguen privilegiando a unos pocos en desmedro de la mayoría.

Ya Trotsky lo había previsto: el poder revolucionario debe dar a la mujer el derecho al aborto, como uno de sus derechos cívicos, políticos y culturales esenciales mientras duren la miseria y la opresión familiar, pero que este triste derecho es transformado por la desigualdad social en un privilegio.

Rebelión ha publicado este artículo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes. 

FUENTE: http://www.rebelion.org/noticia.php?id=229281

RELACIONADO:

Chile despenaliza el aborto en tres supuestos: riesgo para la madre, aborto e inviabilidad del feto

Bachelet, pediatra de profesión. A cuatro meses de las elecciones que elegirán a su sucesor, la presidenta decidió ponerle “suma urgencia” al proyecto para asegurar su tramitación antes de que culmine su mandato, en marzo de 2018.

Desde este medio decimos que cualquiera que este en contra del aborto, desconoce la realidad de la situación social, sexual y de salud que viven las mujeres cuando deben sobrellevar esta situación.  Compartimos lo que dicen muchos y sintetizan así: “Es un acto de crueldad no permitir que las mujeres decidan. Soy partidario de que las mujeres decidan sobre su vida.”

BOLIVIA DEBATE PROYECTO QUE LEGALIZA EL ABORTO/ 67 000 MUJERES SON ATENDIDAS POR COMPLICACIONES DE ABORTOS MAL REALIZADOS/ Organizaciones de mujeres respaldan flexibilización de causales para el aborto/ García Linera dice que se busca equilibrio entre valores éticos y protección a la mujer.

Queremos destacar que dos mujeres profesionales de la salud en cargos públicos de dos países como son la presidenta de Chile, Michell Bachelet y la presidenta de la Cámara de Diputados de Bolivia, Gabriela Montaño apoyan la despenalización del aborto porque saben perfectamente de que están hablando.  En el caso de Chile, felicitamos por la decisión en favor de los derechos de la mujer sobre la despenalización del aborto, esperamos que pronto Bolivia también lo haga y logremos salvar a tantas mujeres que viven esta situación. Compartimos y nos sumamos a la campaña mundial por el derecho al aborto legal, libre y gratuito que se convoca cada 28 de Sept.

Sobre los grupos o personas que se oponen al aborto, damos la palabra a Laurence Rossignol, ministra de Familia, Infancia y Derechos de las Mujeres de Francia (2016), señala que la libertad de opinión es libre y que “cualquiera pueda manifestar estar contrario al aborto, en internet o donde sea. Pero debe hacerse con honestidad y argumentos reales, no con manipulación y confusión. Grupúsculos antiabortistas se esconden tras plataformas de apariencia neutra y objetiva que imitan las páginas institucionales de información e intentan deliberadamente engañar a las mujeres. Peor aún, hay militantes sin ninguna formación que culpabilizan a las mujeres e intentan desanimarlas de recurrir al aborto”.

Quienes apoyan a tales grupúsculos y permiten que ingresen con sus campañas antiabortistas a las aulas escolares se convierten automáticamente en cómplices de este engaño y manipulación hacia las mujeres que pretenden imponer sus valores religiosos y moralidad hipócrita sobre un problema de salud pública en la que está se pone en riesgo la vida de tantas mujeres.

Xel

, , , , , ,

No Comments

El ser humano produjo 8.300 millones de toneladas de plástico hasta 2015

Alrededor de 12.000 millones de toneladas de residuos plásticos estarán en vertederos o en la naturaleza en 2050. EFE/Archivo

El ser humano produjo 8.300 millones de toneladas de plástico hasta el año 2015, el equivalente a 25.000 edificios como el Empire State, y la mayor parte han ido a parar a vertederos o al medio ambiente, según un estudio publicado hoy por la revista especializada Science Advances.
La investigación, dirigida por un equipo de científicos de la Universidad de Georgia, la Universidad de California en Santa Barbara y la Asociación de Educación del Mar, analizó la producción histórica de plásticos en todo el mundo, su uso y su destino.

Desde 1950, cuando empezó la producción a gran escala de materiales sintéticos, a 2015, los seres humanos habían generado 8.300 millones de toneladas de plástico, equivalentes al peso de 822.000 Torres Eiffel, 25.000 edificios Empire State, 1.000 millones de elefantes u 80 millones de ballenas azul.

De esta cifra, 6.300 millones se habían convertido en residuos y de estos, sólo el 9 % fue reciclado, el 12 % fue incinerado y el 79 % restante se acumuló en vertederos o en el medio ambiente.

Si las tendencias actuales continúan, alrededor de 12.000 millones de toneladas de residuos plásticos estarán en vertederos o en la naturaleza en 2050.

“La mayoría de los plásticos no se biodegradan de forma significativa, por lo que los residuos de plástico que los humanos han generado podrían estar con nosotros durante cientos o incluso miles de años”, aseguró Jenna Jambeck, una de las autoras del estudio y profesora de ingeniería de la Universidad de Georgia.

“Nuestras estimaciones -añadió- subrayan la necesidad de pensar críticamente sobre los materiales que usamos y nuestras prácticas de gestión de residuos”.

La producción mundial de plásticos, utilizada en su mayor parte para productos desechables, aumentó de 2 millones de toneladas en 1950 a más de 400 millones de toneladas en 2015, y superó así la mayoría de los demás materiales fabricados por el hombre.

De todo esa cantidad, aproximadamente la mitad se produjo en los últimos 13 años.

FUENTE: http://www.cubasi.cu/cubasi-noticias-cuba-mundo-ultima-hora/item/66046-el-ser-humano-produjo-8300-millones-de-toneladas-de-plastico-hasta-2015

El plástico, un subproducto de la era del petróleo.  Un producto que evidencia nuestra ignorancia y falta de conciencia respecto a nuestro medioambiente. Es muy útil para todo, pero al mismo tiempo es muy nocivo a largo plazo.  Literalmente nos estamos ahogando en la basura plástica.  Menos mal que pronto (20 a 40 años) el petroleo se acabará y también se acabará este tipo de plásticos y solo se fabricarán plásticos biodegradables.

Xel

, , , , , , , ,

No Comments

El “profe del sexo” que erradicó el embarazo adolescente en un colegio de Bogotá

Un revolucionario proyecto de educación sexual resultó en la eliminación de los embarazos adolescentes en un colegio de Bogotá que registraba un promedio de 70 casos al año. Sputnik conversó con el autor de la propuesta, premiado en Colombia por su iniciativa.

El entusiasmo de ese profesor se siente en la voz. Galardonado como el mejor maestro de Colombia en 2017, Luis Miguel Bermúdez recibió el premio de manos del presidente Juan Manuel Santos. El reconocimiento se dio por una hazaña en un colegio público al noroeste de Bogotá: desde una perspectiva de derechos humanos, el docente introdujo la educación sexual al programa académico y, al cabo de casi cuatro años, la incidencia anual de embarazo adolescente en la institución se redujo de 70 casos a cero.

“Reconozcamos que los adolescentes tienen relaciones sexuales no porque quieran ser padres, sino porque quieren experimentar el placer”, abogó Bermúdez en diálogo con Sputnik.

A su juicio, aceptar esa prerrogativa es crucial para buscar un camino alternativo a los programas tradicionales de la materia. En ese sentido, remarcó que explicar el sexo con prejuicios o argumentos prohibicionistas como “eso no se puede hacer porque son muy jóvenes” o “esto no se puede porque puede ocasionar enfermedades”, no es efectivo. “Hay que alejarse del enfoque preventivo o moralista, que van en contra de la naturaleza instintiva”, indicó.

De acuerdo con la última Encuesta Nacional de Demografía y Salud de Colombia, el 31% de las mujeres entre 20 y 24 años “tuvo su primera relación sexual antes de los 15 años” y prácticamente una en cada cinco jóvenes de 15 a 19 años (un 17%) “ya es madre o está embarazada del primer hijo”. Además, el 14% de las adolescentes de 13 a 19 años estuvo “alguna vez embarazada”. Según Unicef, un tercio de los embarazos registrados en América Latina se dan en menores de 18 años.

El colegio Gerardo Paredes de Suba, donde Bermúdez es docente, vivía una realidad alarmante: cerca de 70 alumnas quedaban embarazadas por año. Por iniciativa del profesor de ciencias sociales, la institución incluyó la educación sexual a su currículum académico de formación permanente, como la matemática u otra disciplina, y no como talleres puntuales cada tanto con algún profesional invitado.

“Tenemos clases por lo menos una vez por semana, lo que nos permite hacer un monitoreo de su desarrollo sexual y orientarlos respecto a la salud sexual y reproductiva, es decir, con una perspectiva de derechos humanos”, contó.

Los estudiantes lo apodaron como el “profe del sexo” y el proyecto despegó. En lugar de desestimar o reprochar a los alumnos por su interés en buscar el placer, las clases los orientan sobre cómo hacerlo de forma segura, sin riesgos de un embarazo no deseado o de contraer alguna enfermedad sexualmente transmisible.

La escuela pasó a derivar a los alumnos interesados directamente a consultas médicas gratuitas que les permitieran cuidar su salud sexual y aprender a utilizar los métodos contraceptivos con los debidos profesionales. Para el docente, el actual sistema de salud crea barreras a los jóvenes que quieren cuidarse al exigir que un menor de edad concurra a una cita médica acompañado de sus padres.

De acuerdo con Bermúdez, algunos padres más participativos han manifestado ciertos rechazos a los contenidos propuestos, por lo que el colegio les ofrece un taller para trabajar las resistencias. “Se trata de derechos sexuales y reproductivos, algo que no se puede impedir aunque no se esté de acuerdo”, consideró.

Más allá de la educación sexual en sí, el proyecto generó la concientización de los estudiantes respecto a temas más amplios, lo que permitió, por ejemplo, la identificación de casos de violencia de género y de acoso escolar. A raíz del premio y la difusión que recibió su proyecto, Bermúdez ha sido contactado desde varias localidades para implementarlo en otros lugares. El profesor espera que su propuesta pueda convertirse en una política pública a nivel nacional.

 ”Hay que entender que el embarazo en ese contexto adolescente no es fruto solo de las hormonas, sino de un inmenso analfabetismo sexual”, concluyó.

FUENTE: https://mundo.sputniknews.com/sociedad/201707051070502669-educacion-embarazo-adolescente/

Como andamos en aducación sexual por estos lados? No tenemos datos oficiales pero es casi palpable y visible por la cantidad de embarazos adolescentes que no esta funcionando.  Y compartimos este artículo porque las causas de que no funcione son las mismas: DEMASIADOS PREJUICIOS MORALES Y ARGUMENTOS PROHIBICIONISTAS.  Y adivinen quienes son los que imponen estos valores y moral prohibicionista.  La religión y sus hipocresias morales.

Pero no se trata solo de encontrar e identificar a las instituciones que reproducen la ignorancia y el oscurantismo, sino de superar todos esos dogmas que nos aprisionan y no hace otra cosa que crearnos serios problemas en la familia e incluso dividirnos aunque la propaganda religiosa diga que hace todo lo contrario, en la practica es como arrastrar unas pesadas cadenas de prejuicios morales y mentiras.

Xel

, , , , , , , ,

No Comments

Ecuador: Situación de la campaña contra el uso de bolsas plásticas

El comercio minorista utiliza el 92% de fundas plásticas del país

En Ecuador, en 2011, se intentó gravar con $ 0,10 cada funda plástica tipo camiseta que se usa para transportar compras, pero la medida nunca se aplicó. Foto: Carina Acosta / El Telegrafo

Las estadísticas del INEC evidencian que en dos años hubo más personas que adquirieron bolsas de tela, las cuales ayudan a proteger la biodiversidad.

Redaccion Sociedad

Las campañas desarrolladas por supermercados e impulsadas por el Ministerio del Ambiente (MAE) sobre el uso de bolsas plásticas generan, poco a poco, cambio en los hábitos de los ciudadanos.

Según el estudio ‘Información ambiental en los hogares 2016’, desarrollado por el Instituto Nacional de Estadística y Censos (INEC), el 79,16% de las familias en el país prefiere aún la funda plástica desechable, el 19,05% usa bolsas de tela o material reutilizable y el 1,78% emplea canasta o carritos para llevar las compras del supermercado hasta la casa.

En Ecuador, de acuerdo con datos  de la página web del MAE, cada persona usa alrededor de 130 fundas tipo camiseta anualmente, es decir, más de 1.500 millones para almacenar las compras. El 92% en el sector minorista.

“El excesivo consumo de estos materiales y su inadecuada disposición final traen preocupantes efectos en el ambiente, como menciona el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (Pnuma), que en cada km² de océano se encuentran 46.000 fundas plásticas”, indicó la entidad.

La cadena TÍA en el país mantiene desde 2014 la campaña denominada ‘Menos fundas, más vida’ que desde agosto de 2014 hasta febrero de 2017 redujo en 10 millones el empleo de fundas plásticas entre sus clientes.

“Esto equivale a 4.348 toneladas de CO2 menos al planeta y 1.242 barriles de petróleo no utilizados”, indicó Leonardo Pesantes, director corporativo de la institución.

La disminución en la utilización del producto originó que aumentara la adquisición de bolsos reusables y el uso de los cartones que están en los biocartoneros de 56 de los 183  locales de esta cadena.

Corporación Favorita, en su portal web, indicó que solo en el primer trimestre de 2015 logró que se dejaran de utilizar 3’000.000 de fundas plásticas en todos los locales que forman parte de su cadena.

En 2013 esta corporación, el MAE y la fundación The Nature Conservancy impulsaron la reutilización de las fundas en los locales de la compañía.

“Por cada bolsa reusable utilizada en los locales, los clientes recibieron una ‘ecomoneda’, por $ 0,03, que representa el valor del no uso”.

A través de esta iniciativa se recaudaron $ 30.000. El 50% fue destinado a la fundación que trabaja en la protección de las fuentes de agua y del hábitat del jaguar de la Costa, y el 50% restante se entregó al Ministerio del Ambiente para la conservación de áreas protegidas del país.

Galápagos eliminó empleo de ese tipo de bolsas para cuidar hábitat

Desde agosto de 2015, el MAE, a través de la Dirección del Parque Nacional Galápagos, prohibió el ingreso de fundas plásticas tipo camiseta, vasos y artículos derivados del polietileno expandido a la isla para disminuir el impacto ambiental.

En el archipiélago, anteriormente, se usaban anualmente 4,5 millones de fundas plásticas tipo camiseta y en promedio cada familia emplea dos diarias.

Por ello, previamente a tomarse esta decisión, el MAE entregó alrededor de 6.000 bolsos de tela, resistentes y de fácil lavado para incentivar el uso de productos alternativos. El informe del INEC evidenció el cambio de hábitos en la provincia. En 2014, el 20,93% adquirió fundas de tela y en 2015 subió a 96,61%.

Loja quiere emular este ejemplo con la aprobación de la ordenanza municipal que establece la sustitución del producto por elementos amigables al ambiente.

“Las fundas, especialmente las tipo camiseta, son altamente contaminantes y, lo que es peor, hay un uso excesivo”, expresó Carlos Espinosa, director de Higiene del Cabildo lojano. (I)

Colombia gravará desde 1 de julio  bolsas plásticas

La bolsa plástica regalada, para empacar productos que se adquieren en los supermercados y tiendas, se terminó. El impuesto nacional al consumo de estas fundas se aplicará a partir del 1 de julio en Colombia.

“Hemos visto en el último año un cambio en el hábito de consumo con campañas como ‘Reembólsale al planeta’, que sin duda han sido muy positivas a la hora de disminuir los impactos ambientales de residuos como el plástico”, dijo Gilberto Murillo, ministro de Ambiente de ese país.

Cabe recordar que en diciembre de 2016 entró en vigencia la eliminación de bolsas con una dimensión menor de 30×30.

Con esa acción, según la cartera de Estado, se logró que en cinco meses de este año se redujera el 27% el consumo.

Chile también quiere regular el uso a través de una campaña lanzada el 8 de este mes para concienciar sobre el control del producto.

“Queremos ayudar como comuna a crear conciencia, a no esperar ver nuestras playas llenas de plásticos flotando. Que las personas que viven o nos visitan y nuestro comercio entiendan que no es necesario que para cada compra se entregue una bolsa plástica”, indicó Evelyn Matthei, alcaldesa de la comuna Providencia, promotora de esta iniciativa.

En las ciudades de Pucón, Punta Arenas y Puerto Natales (Chile), por disposición municipal, se inició un proceso paulatino para disminuir el empleo de estos elementos entre los habitantes. (I)

Datos

De acuerdo con el Ministerio del Ambiente, anualmente cada persona emplea 253 fundas plásticas. El uso nacional asciende a 3.657 millones.

Del total de fundas plásticas que se distribuyen en Ecuador, el 8% se entrega en supermercados, el 14% entre vendedores ambulantes y panaderías, el 30% en mercados y ferias libres, y el 48% en tiendas de barrios.

Según el Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF), en Colombia, el habitante promedio usa seis bolsas plásticas a la semana (288 al año) y pocos reutilizan el empaque.

Las cifras del INEC 2016 muestran que el 16,63% de los hogares del país conoce de alguna campaña relativa a la protección ambiental y cuatro de cada 10 hogares  clasifican los residuos domésticos que emplean. (I)
FUENTE: http://www.eltelegrafo.com.ec/noticias/sociedad/4/el-comercio-minorista-utiliza-el-92-de-fundas-plasticas-del-pais

Datos y situación de la lucha contra el uso de bolsas plásticas que contaminan el medio ambiente en Ecuador y algunos países vecinos.

En Bolivia no hemos iniciado ninguna campaña similar, excepto algunos emprendimientos personales y solitarios.  No reciclamos, no reutilizamos, compramos alimentos o bebidas, usamos, consumimos y luego tiramos nuestra basura plástica a la calle, a la carretera, donde sea, no tenemos una cultura ecológica y lo que es peor, las empresas que recogen basura en nuestras ciudades entierran esos plásticos en eso que llaman rellenos sanitarios o los basurales y además les pagamos para que lo hagan.

El uso de evases PET, los que se usan en las botellas de sodas o gaseosas y refrescos es otro problema de contaminación, el gobierno nacional emitió un decreto supremo (2887) que obliga a las empresas a utilizar un 30% de botellas reutilizables o retornables pero parece que falta control y seguimiento s0bre su aplicación y también corresponde a la misma ciudadanía y sus organizaciones de fiscalización enfocarse en este asunto que nos afecta a todos. Como dato, en Camiri ningún producto de bebidas gaseosas de ninguna empresa usa material retornable actualmente.

La lucha contra el uso de materiales contaminantes comienza en casa, en las aulas, en la toma de conciencia sobre el cuidado de nuestro único hogar donde vivimos, el planeta tierra.

Xel

, , , , , , , , , ,

No Comments

Un regalo de los dioses

Por Laura Esquivel Para Tierramérica

Hace mucho siglos allá en Teotihuacán, surgió el Quinto Sol y con él una nueva era para la humanidad. En aquel entonces, los dioses se preguntaron.

Hace mucho siglos allá en Teotihuacán, surgió el Quinto Sol y con él una nueva era para la humanidad. En aquel entonces, los dioses se preguntaron “¿Qué comerán los hombres?” Y dijeron: “¡Que descienda el maíz, nuestro sustento!” El encargado de cumplir la orden fue Quetzalcóatl, quien de inmediato descendió a la tierra en busca de la semilla prometida.

Lo primero que hizo fue averiguar el paradero de la hormiga roja, pues ella era la que conocía el sitio exacto donde se encontraba escondido el maíz. Se hizo el encontradizo con ella y con gran insistencia la interrogó hasta que a la hormiga no le quedó otra que guiarlo al Tonacatépetl, el “Monte de Nuestro Sustento”. Entonces, Quetzalcóatl se transformó en hormiga negra, se introdujo dentro del monte y sustrajo la semilla del maíz. Enseguida se la llevó a Tamoanchán, el lugar donde viven los dioses, quienes comieron abundantemente de ella y luego compartieron con Oxomoco y su mujer Cipactónal, la pareja náhuatl equivalente a Adán y Eva, “para que se hicieran fuertes”.

Después de haber puesto el alimento en los labios de la pareja, los dioses dijeron “¿Qué haremos con el Monte de Nuestro Sustento?”, pues se habían dado cuenta de que unos cuantos granos de maíz no eran suficientes para asegurar la vida de los hombres de la nueva era. Quetzalcóatl, asumiendo que la mejor forma que había de controlar el cultivo de maíz era teniendo sus granos al alcance de la mano, regresó a la tierra, ató al Monte de Nuestro Sustento y se lo quiso llevar al Tamoanchán, pero el monte no se quiso mover.

Oxomoco y Cipactónal se preocuparon mucho y acudieron a Nanáhuatl, el sol de Teotihuacán en busca de consejo. El sol, a su vez, pidió ayuda a los Tlaloques, los dioses de la lluvia que viven en lo alto de las montañas. Los Tlaloques llegaron provenientes de los cuatro puntos cardinales: los azules del sur, los blancos del oriente, los amarillos del poniente y los rojos del norte. Todos bajaron para fecundar con su lluvia al maíz. En cuanto llegaron, Nanáhuatl lanzó su poderoso rayo sobre el Monte de Nuestro Sustento y éste se abrió para siempre. De él salió maíz de todos los colores, blanco, azul, amarillo y rojo; los frijoles, la chía, los bledos y todo aquello que constituye nuestro sustento.

Y fue así que Quetzalcóatl, con la ayuda de Nanáhuatl y los Tlaloques, puso en manos de los hombres los dones de la tierra para que se alimentaran y se hicieran una raza fuerte.

Es muy probable que esta leyenda sea más antigua que la propia era del Quinto Sol, sin embargo, hasta nuestros días la gente sigue venerando al maíz como un regalo de los dioses. Como parte de esa veneración, el campesino actual, antes de iniciar la siembra en la milpa, realiza un rito propiciatorio a los cuatro vientos y después de la recolección del maíz siempre guarda la mejores mazorcas como sedimento para que vuelva a dar la cosecha. La mazorca en sí representa el alimento que guarda la vida y, por lo tanto, los campesinos cuelgan en los portales de sus casas mazorcas de todos los colores para que veneren el principio de la abundancia. Esta tradición que data de tantos siglos sigue estando muy viva entre los campesinos, pues es evidente que todo su bienestar está dependiendo de la cosecha del maíz y de frijol, otro de los alimentos básicos en la dieta del mexicano y que también fue robado del Monte de Nuestro Sustento.

La leyenda de Quetzalcóatl robando el maíz para dárselo a los hombres, aparte de poética, es rica en simbolismo. Hace una referencia obvia al mito de Prometeo, pero también nos habla del agua como agente mediador entre el cielo y la tierra. La participación de la lluvia aparte de tener un evidente sentido fertilizador, en muchas tradiciones es considerada como símbolo del descenso de las “influencias espirituales”. Por su parte, el maíz, sustento del nacimiento de la cultura mesoamericana, al provenir de la tierra, de esa oscuridad maternal y germinal, y transitar hacia la luz del sol, simboliza la toma de conciencia de los seres humanos en su camino de lo primigenio a la iluminación y a la espiritualidad. Tal vez por eso se piensa que al ingerir un alimento de origen divino uno puede entrar en comunión con los dioses. De ahí que el maíz esté siempre presente en las grandes ceremonias de la comunidad. Sobre todo en aquellas en las que se festeja la vida y la muerte donde la presencia del alimento les garantiza la presencia del dios. Los mexicanos somos hijos del maíz, lo mamamos desde la cuna. A las mujeres parturientas, por cuarenta días se les da atole de maíz y tortillas tostadas, porque se considera que éste es el alimento más preciado para su nutrición. En la vida adulta uno lo puede comer de las más variadas formas, desde el atole fresco hasta el pan de elote, desde tostadas y tlacoyos hasta sopes y gorditas, desde tamales hasta pozole. La generosidad del maíz alcanza para todo, hasta para alimentar a los animales con las sobras. Nada se desperdicia, las hojas sirven para envolver los tamales, el rastrojo mezclado con arena para construir el techo de pequeñas cabañas para guarecerse de la lluvia y el viento en la milpa. Otro de sus usos es el adivinatorio. Los granos de maíz se utilizan en la predicción del futuro, lanzándolos al aire e interpretando la forma en que caen al piso. Me pregunto qué dirían ahora los dioses si supieran que los científicos han robado la semilla de maíz a los hombres para convertirla en una semilla transgénica y poder hacer negocio con ella. Qué sentirían al ver que el maíz pasó de ser un alimento que se produce generosamente en la tierra a un alimento estéril fabricado dentro de los laboratorios. Y también me gustaría saber cómo ven los campesinos la llegada de este tipo de maíz. ¿Estarán bien informados de que se trata de un maíz que no se reproduce? ¿Qué su siembra amenaza la sobrevivencia de variedades de maíz que sólo se encuentran en nuestro territorio? ¿Qué el cultivo de organismos vivos modificados produce una intensa homogeneidad biológica y que con ello los cultivos se hacen en extremo vulnerables a la aparición de plagas? De saberlo ¿dejarían de considerar al maíz como un regalo del Dador de la vida? Porque antes la semilla de maíz llevaba la vida dentro, ahora lo que lleva es un nuevo gen, extraño, profano, implantado dentro de un laboratorio. Ya de nada le sirve ofrecer su siembra a los cuatro vientos, ya de nada le sirve guardar las mejores mazorcas como sementera para la nueva cosecha, ya nada tiene sentido. ¿De qué sirve venerar al maíz en cada una de sus ceremonias rituales: en el nacimiento de sus hijos, en los bautizos, en las bodas, en los velorios, si el maíz no es el mismo, si ya perdió su carácter sagrado? Ahora el principio de la abundancia está en manos de los dueños de los laboratorios y ellos son los que ponen precio a la semilla y deciden qué tipo de maíz debemos comer.

Tengo muy claro cuál fue la intención que empujó a los dioses en su generoso deseo de compartir el maíz con los hombres, lo que no me queda bien claro es la intención de los científicos en su búsqueda de una semilla “mejorada”. ¿De quién fue la idea? ¿De dónde nació el deseo de convertirse en dioses, en generadores de nuevos genes? Creo que vino de la idea equivocada de que la ciencia y el pensamiento positivo nos ofrecerían felicidad. Hemos llegado a un punto culminante del error de la modernidad. La carrera del milenio con su pérdida paulatina de valores espirituales y trascendentes le ha restado sentido a los actos personales y colectivos, les ha arrebatado su sacralidad. La ciencia se ha convertido en la nueva religión, ofrece a sus seguidores ampliarles el espectro de la vida, pero aún no les garantiza que ese tiempo sea en años de calidad. A los agricultores les ofrece semillas transgénicas que cuentan con su propio plaguicida biológico, lo que por un lado permite reducir costos y evitar el uso de insecticidas químicos, pero por el otro contribuye a que las plagas a la larga se hagan más resistentes. Y no sólo eso, en un estudio coordinado en México por los doctores José Sarukan y Jorge Larson, ambos directivos de la Comisión Nacional para el Conocimiento y Uso de la Biodiversidad, se demostró que el ADN contenido en los alimentos transgénicos permanece en el intestino por un tiempo mayor al que se pensaba antes, con lo que su material genético puede ser transferido a las bacterias que ahí se alojan y crear cepas modificadas con resistencias que podrían convertirse en un serio problema de salud pública. Por su lado, la Sociedad Internacional de Quimioterapia manifestó hace poco que los genes de resistencia a antibióticos representan un riesgo inaceptable para el ser humano. Tal parece que lo importante es la velocidad y la cantidad con que se reproduce y no los resultados. Y mientras crecen los debates sobre el avance de la ciencia en este campo, el joven mercado mexicano de transgénicos continúa en crecimiento y en 1998 la superficie mundial sembrada con maíz modificado genéticamente alcanzó las 7 millones de hectáreas. Si bien es cierto que a través de la biotecnología se obtienen semillas con resistencia a la sequía o al exceso de humedad y a los suelos ácidos o alcalinos -lo que las convierte en semillas que cuentan con mejores características industriales y nutritivas- debemos reconocer que lo hacen tomando muchos riesgos. En México por ejemplo hay centenares de variedades criollas de maíz y parientes silvestres de éstas, como el teocintle. Si el teocintle recibiera genes de resistencia a herbicidas, podría convertirse con el paso del tiempo en una maleza difícil de controlar. Para colmo, se ha comprobado que los herbicidas de amplio espectro eliminan plantas esenciales para la conservación de los suelos, junto con otras que sirven de alimento a la mariposa monarca. El desarrollo de la estructura naciente de la biotecnología amenaza con destruir estructuras agrarias y ecológicas mundiales y centralizar el control de las reservas mundiales de alimentos en manos de un reducido grupo de compañías. Actualmente el mercado internacional de semillas es controlado en un 32 por ciento por diez compañías: Dupont, Monsanto Norvartis, Groupe Llimagrain, Advanta, AgriBiotech Inc., Savia, Sakata KWS AG, Takii. Todo esto nos lleva a la conclusión de que los beneficios de las semillas transgénicas sólo son a corto, no a largo plazo. Pero esto parece que a nadie le importa. La carrera del progreso y la modernidad así lo determina.

La idea de que sólo existe lo que la ciencia puede comprobar dentro de un laboratorio, nos obliga a creer que no hay nada más allá de lo que podemos tocar con las manos. Que el tiempo es lineal. Que tiene principio y fin. Que tenemos que aprovechar la vida, pues es corta. Que hay que vivir lo más que se pueda. Que el mundo es nuestro y podemos hacer con él lo que queramos. Que la vida no entraña un misterio. A veces la arrogancia del hombre me asusta. Y me pregunto si ya antes de la llegada del Quinto Sol la naturaleza se había sentido amenazada y previendo una catástrofe ecológica, se había cerrado las puertas del Monte de Nuestro Sustento, para que nadie pudiera atentar contra los bienes de la tierra. Desgraciadamente ahora ya no puede hacerlo, es demasiado tarde. Si Quetzalcóatl regresara a la tierra en busca de la semilla de maíz, ¿dónde la iba a encontrar? ¿Dentro de un laboratorio? Quizá en lugar de hormiga se tendría que disfrazar de obrero para poder robársela. El mayor problema es que Quetzalcóatl ya no existe en la memoria de la gente. Los dioses están en el olvido. Nadie va a venir a rescatar al maíz. Y entonces la pregunta obligada es: ¿Qué va a pasar con las mariposas monarca? ¿Morirán irremediablemente? ¿Y nosotros? ¿Qué tipo de transgénica cultura produciremos? ¿El maíz mejorado generará una civilización más fuerte? ¿La globalización logrará acabar con el hambre? ¿O este sólo es un pretexto que tienen los cárteles biotecnológicos para controlar la alimentación mundial? No lo sé. Lo único que creo es que con el cambio de la siembra “científica” del maíz el hombre pasó de sembrador de certezas a sembrador de dudas.

* Artículo exclusivo para Tierramérica de la escritora mexicana, autora del best seller “Como agua para chocolate”.

FUENTE: http://www.semana.com/nacion/articulo/un-regalo-dioses/46682-3

El tema de la alimentación para un mundo cada vez mas hambriento y cuya población sigue creciendo descontroladamente será un problema de la misma magnitud, es decir planetaria, que todos tendremos que afrontar muy pronto.

Ya no se trata solo de valores y memoria ancestral.  Esto va mas allá, hace rato que hemos roto el equilibrio natural y también el de nuestra propia sobrevivencia en este planeta.  Nadie quiere hablar de control de natalidad, nadie quiere ponerle un límite a sus instintos de reproducción animal, miran adelante, ven el foso que nos espera, pero aún así, no se detienen, es “la especie humana”.

En algún momento tendremos que averiguar a cuantas bocas puede alimentar la tierra que pisamos en Bolivia, cual será ese límite de población en función de nuestra capacidad de producir alimentos sin depender de nadie.  En países como China, Japón, India y muchos países superpoblados estos problemas son fundamentales.

Relacionado: ALIMENTACIÓN: Los 8.000 años del maíz

Xel

, , , , , , , ,

No Comments

Comer veneno: el Estado argentino reconoce que frutas y verduras a la venta vienen con agroquímicos

Expedientes del SENASA detallan operativos en los que se constató partidas fumigadas con hasta 22 pesticidas puestas a la venta en el Mercado Central porteño y sus pares de Mar del Plata y La Plata. Peras, apio, mandarinas, manzanas, frutillas y zanahorias, entre los productos contaminados a niveles dramáticos.

Por Patricio Eleisegui
Twitter: @Eleisegui

Casi el 98% de las partidas de peras ofertadas entre 2011 y 2013 en el Mercado Central de Buenos Aires y sus similares de La Plata y General Pueyrredón -Mar del Plata- dieron positivo en 20 variedades de insecticidas y fungicidas. Prácticamente el 93% de las muestras de apio monitoreadas en los mismos puntos evidenció restos de 16 agroquímicos. Más del 91% de las mandarinas que se comercializaron por entonces en estos también centros de distribución presentaron trazas de otros 16 pesticidas.

Las manzanas, otro ejemplo: el 85% de la fruta reveló presencia de 22 tipos de insecticidas, fungicidas y acaricidas. El 76,6% de las muestras de frutilla expuso restos de 17 plaguicidas. De un total de 27 frutas, verduras y producciones similares relevadas, sólo 4 variedades dieron 0 en contaminación: cebolla, batata, yerba mate y almendras.

Ya en 2016, una experiencia similar -aunque asentada de otra manera en distintos expedientes- fue más allá: ubicó que el 65,4% de las partidas de apio puestas a la venta en los mismos sitios contenía concentraciones de, principalmente, insecticidas y fungicidas por encima de los LMR (Límites Máximos de Residuos) que fija la normativa vigente en la Argentina para este tipo de alimentos.

En total, se constató la presencia de 21 agroquímicos sólo en ese producto, entre ellos el insecticida endosulfán, de uso prohibido en la Argentina desde mediados de 2013. En la zanahoria, el 62,5% de las muestras analizadas dio un resultado similar -6 principios activos, divididos entre insecticidas y fungicidas-.

El pimiento no fue la excepción: el 50% de las muestras reveló una concentración de tóxicos que viola las pautas legales. Se ubicaron 3 pesticidas. En el caso de la frutilla, el 41,6% de la fruta analizada entre 2014 y 2016 también arrojó como resultado una contaminación superior a lo fijado por los LMR. Diecisiete agroquímicos detectados. De 34 productos monitoreados, apenas 8 se ubicaron dentro de lo permitido. O sea, respetando los límites prefijados. Eso sí, estos últimos expedientes no aclaran si en aquellos casos en los que no se violaron los LMR se detectaron o no trazas de agroquímicos en la fruta y la verdura.

Todo este detalle se encuentra volcado en sendos documentos del Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (SENASA) a los que, por pedido legal, accedió la ONG ambientalista Naturaleza de Derechos y que fueron acercados a quien aquí escribe en las últimas horas. El material dio origen a un artículo firmado por este periodista para el portal de noticias Adelanto 24.

En concreto, los resultados revelan que el Estado argentino sabe que prácticamente el total de las frutas y verduras que se comercializan en el país se encuentra de alguna forma contaminado con agroquímicos.

“Los datos forman parte de la respuesta de SENASA a un pedido de registros de controles que se hayan llevado a cabo en los últimos 5 años en el Mercado Central y los regionales de La Plata y Pueyrredón. La realidad es que se trata de información contundente aunque incompleta: SENASA en ningún momento aclara las cantidades ubicadas en cada producto y qué decisión tomó respecto del destino de tanta fruta y verdura contaminada“, comentó Fernando Cabaleiro, abogado y titular de Naturaleza de Derechos.

“Las planillas que entregó el organismo corresponden a controles en 2013 y 2016. Y varían en la forma en que se asentaron los datos. En la primera experiencia SENASA expuso en detalle todos los casos positivos de contaminación. Ya en el trabajo de 2016 se cuidó y sólo mencionó a aquellos que superaron los límites permitidos. Nunca precisó si igual ubicó agroquímicos en las frutas y verduras que no violaron la pauta de toxicidad establecida”, agregó.

Según Cabaleiro, los datos fueron entregados sólo cuando Naturaleza de Derechos dio un plazo con promesa anticipada de acción legal en caso de ser incumplido. “Acá es el propio Estado el que reconoce que las frutas y las verduras llegan a los mercados totalmente contaminadas. Igualmente, el SENASA contestó con información parcial, muy mal elaborada. Eso expone que hay un desinterés del mismo organismo respecto de lo que ocurre”, dijo a este periodista.

Una muestra de las variedades envenenadas y los agroquímicos detectados -clic en cada imagen para ver en grande-:

También del período 2011-2013:

En frutilla, papa y manzana:


La pera
, a la cabeza entre las frutas con mayor presencia de pesticidas, con 302 muestras contaminadas de un total de 309 sometidas a examen:


Para el período 2014-2016, y como antes explicó Cabaleiro, SENASA efectuó una maniobra orientada a cubrir la desidia del organismo: dejó de asentar el total de frutas y verduras contaminadas para, en cambio, sólo exponer aquellos casos en los que sí constató una violación a los límites permitidos -asentados como “NC”-.

Un primer detalle de dichos monitoreos:


Frutilla y pimientos, complicados
:


Último detalle del período en cuestión. Cereza, pimentón, ananá, algunos de los productos que sobresalen en un registro que espanta:

De todo lo expuesto, la manzana aparece como un caso a analizar de forma puntual por el copioso cóctel con que se bombardea la fruta: 22 productos divididos entre acaricidas, fungicidas e insecticidas.

Entre todos ellos, se destacan estos nombres:

Acetamiprid: insecticida neonicotinoide de uso limitado en Europa por su capacidad para extinguir las poblaciones de abejas melíferas.
Acrinatrina: insecticida piretroide vinculado a la cipermetrina, letal para abejas y peces. Este último aparece como uno de los desarrollos que, en combinación con otros pesticidas, viene originando casos de polineuropatías tóxicas y trastornos en el sistema nervioso periférico como el denunciado por Fabián Tomasi, ex empleado de una compañía fumigadora de Basabilbaso, provincia de Entre Ríos.
Clorotalonil: fungicida, capaz de dañar piel y ojos si se lo aplica sin protección. Tóxico para peces y cualquier organismo acuático en general.
Carbendazim: fungicida, muy cerca de prohibirse en Europa por su comprobado comportamiento de disruptor endocrino. Además, su ingrediente activo, la carbendazima, puede afectar la fertilidad masculina.
Bifentrin: insecticida piretroide.
Carbaril: insecticida. Potencialmente cancerígeno para los humanos. Acaba con crustáceos y abejas. En la actualidad, de uso prohibido en Gran Bretaña, Alemania, Suecia, Dinamarca y Austria, entre otros países. Un documento del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA) publicado el 15 de octubre de 2013, y firmado por Mariela Curetti, ingeniera agrónoma de la Estación Experimental Agropecuaria Alto Valle, reconoce: “De utilizarse este raleador, no debe olvidarse que se trata de un insecticida que afecta a las abejas y puede generar residuos en la fruta, una limitante especialmente en variedades de cosecha temprana como Gala.”
Clorpirifos: insecticida organofosforado. Uno de los plaguicidas más utilizados en la agricultura de la Argentina. Dow, su desarrolladora, fue multada en 1995 y 2003 por ocultar casi 250 casos de intoxicación con ese agroquímico sólo en los Estados Unidos y continuar publicitando al insecticida como producto “seguro”. En la sumatoria de ambas sanciones, Dow culminó desembolsando a modo de pena más de 2,7 millones de dólares. Ya en 2011, un estudio concretado por la universidad norteamericana de Columbia vinculó al insecticida con numerosos casos de niños afectados con retrasos mentales y físicos en zonas cercanas a Nueva York.
Fenazaquin: acaricida del grupo de las quinazolinas. Muy tóxico para peces y organismos acuáticos en general. Mortífero para las abejas.
Fludioxonil: fungicida, extremadamente tóxico para organismos acuáticos.
Iprodione: fungicida. Desde 1996, de uso prohibido para la producción de frutas finas como la cereza en todo Estados Unidos. En un contexto de alta exposición, cancerígeno para los humanos.
Malation: insecticida organofosforado. Disruptor endocrino.
Metilazinfos: insecticida organofosforado. Prohibido en la Argentina desde el 31 de marzo de este año. De alta toxicidad para humanos, aves e insectos en general.
Novaluron: insecticida, del grupo químico de las benzoilureas. Letal para abejas y organismos acuáticos. Prohibido desde 2011 en buena parte de Europa.
Tiabendazol: fungicida, muy tóxico para peces y organismos acuáticos en general.
Thiacloprid: insecticida neonicotinoide desarrollado por Bayer. De uso vetado por el grueso de los países de la Unión Europea por atentar contra la supervivencia de las abejas.
Tiametoxam: insecticida neonicotinoide. Restringido en Francia y Alemania por provocar lo mismo que el Thiacloprid.

Semejante cóctel, queda expuesto en los documentos de SENASA, forma parte de una cultura de producción atada a los agroquímicos a la que no escapa prácticamente ningún cultivo. También hay casos que asustan más que el espanto: en la rúcula, el organismo oficial ubicó partidas contaminadas con DDT, un insecticida cancerígeno de uso prohibido en la Argentina desde 1990.

“Lamentablemente, SENASA no especifica en la información remitida si todos los productos constatados pertenecen a diferentes partidas monitoreadas o si fueron ubicados juntos en una misma fruta o verdura. Los datos incompletos le suman más dramatismo a un resultado catastrófico”, aseguró Cabaleiro.

Lo que sigue para Naturaleza de Derechos es un pedido a la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica (ANMAT) para que este último organismo evalúe la situación química de todos los alimentos desarrollados a partir de estas frutas y verduras.

“Vamos a exigir que se constate si no hay agroquímicos en productos como, por ejemplo, el puré de tomate, los enlatados, las conservas. La uva dio positivo en contaminación ¿qué ocurre con el vino? En tanto los cítricos también encierran trazas ¿qué pasa con las mermeladas? ¿Y con los jugos, las aguas saborizadas? Le vamos a exigir judicialmente a la ANMAT que se expida respecto de todos estos interrogantes”, anticipó el entrevistado.

Antes que sembrar el pánico, la intención del abogado es alentar el reclamo judicial de manera tal que SENASA no sólo ajuste el control si no que, además, haga público el resultado de cada uno de sus monitoreos, informe los cócteles ubicados, y detalle el origen y destino de la mercadería contaminada. “Acá hay un Estado que está mirando para otro lado“, sintetizó Cabaleiro. Para tragedia de cada uno de nosotros, tiene toda la razón.

Artículo de difusión o reproducción libre siempre que se mencione la fuente
Patricio Eleisegui
Email: patricio.eleisegui@gmail.com

FUENTE: http://el-galo.blogspot.com.es/2017/04/comer-veneno-el-estado-argentino.html?m=1

La invasión de productos agrícolas tanto argentinos como peruanos a nuestros mercados es palpable.  El control sanitario o de alimentos (frutas, verduras) contaminados por agroquímicos según su procedencia es nula en Camiri, así que ya pueden extrapolar al resto del país.

Nadie sabe las consecuencias a largo plazo por consumir tanto veneno en todas estas frutas y verduras que son fumigadas con tantos tipos de pesticidas.  Es mas, dentro del proyecto de municipios productivos, se ha estado promoviendo y entregando todo tipo de implementos y material para utilizar esos pesticidas en los cultivos locales.  Lo que sí sabemos es que el cancer sigue aumentando cada año.

Traten de buscar una manzana boliviana o alguna fruta orgánica y agroecológica en nuestro mercado de Camiri como ejercicio.  Comprobarán que no existe, los y las que venden ni siquiera entienden lo que eso significa.

Tomen sus propias precauciones y tal como están las cosas, tendremos que cultivar nuestros propios alimentos.

Xel

, , , , , , , ,

No Comments